Beisbol Experience
Marly Rivera | ESPN Digital 106d

Berríos: Las estrellas puertorriqueñas "nos inspiran a dar lo mejor de nosotros"

Nota del Editor: Pueden ver la versión en inglés de esta historia aquí.

Cuando José Berríos hizo su debut en la MLB para los Twins en 2016, ya tenía mucha familiaridad con los jóvenes astros del juego: había estado jugando con superestrellas como Francisco Lindor, Carlos Correa y Javier Báez durante años en su Puerto Rico natal. Después del año de su debut, Berríos se ha establecido como una de las estrellas de la escuadra Minnesota de este año, y habló con Marly Rivera acerca de reconectarse con las estrellas del CMB y aprender de Pedro Martínez.

Háblame de qué significa para ti ser parte de esta nueva "era dorada" de jóvenes peloteros puertorriqueños

Es algo bonito porque ya como yo muchos atletas se preparan para dar lo mejor aquí en este nivel, que es el mejor nivel de béisbol, Grandes Ligas. Crecimos viendo a muchas estrellas de Puerto Rico, como Iván Rodríguez, Juan González, ahora mismo Carlos Beltrán. Muchos de nosotros nos inspiramos a través de ellos ya que tuvimos la oportunidad de jugar junto con ellos en el WBC, junto a Yadier (Molina) y Carlos (Beltrán), que nos dan ese deseo y ese anhelo de ser como ellos o mejor aún. Yo entiendo que esa es la razón por la cual nosotros salimos al terreno y damos lo mejor de nosotros por nuestras familias y nuestro futuro, pero eso que hicieron ellos es lo que nos inspira para dar lo mejor de nosotros allá afuera.

¿Conocías ya hace mucho tiempo a jugadores como Francisco Lindor, Carlos Correa y Javier Báez?

Tuve la oportunidad de jugar (en Puerto Rico) contra Paquito Lindor. De hecho (en la categoría de) 7 y 8 (años) en un campeonato de Puerto Rico, a ley de un solo out, con hombre en primera y ganando por una, viene Paquito y la saca y nos deja en el terreno. Es algo que no se me va a olvidar y si le preguntas a él, él también se va a recordar. Yo tenía 7 y él 8, él era del equipo de Villa Blanca y yo de Bayamón. Fue algo brutal. Tuve la oportunidad de jugar con Carlos Correa ya a finales cuando estábamos en el grado 12. Jugamos en contra. Con Javy no tuve la oportunidad de jugar en contra ni juntos, pero siempre lo vi, estudiamos en la misma escuela en Bayamón, intermedia y high school. Conozco de él desde pequeño. Una persona que, lo que ven ahora, eso ha sido Javy toda su vida. De verdad que es algo que me llena mucho.


¿Siempre desde niños se veían que iban a ser buenos?

Sí claro. Ahora mismo uno evoluciona como hombre, la fuerza llega y todo eso, pero la habilidad siempre estuvo. Era algo tú lo ves y decías 'wow'. Paquito jugaba short y también pitchaba; tiraba duro. Javy lo mismo. Javy jugaba todas las posiciones, tiraba duro. Era algo que tú veías allá y tú decías estos muchachos van hacer lo que están haciendo ahora mismo en Grandes Ligas. A Carlos yo lo vi tarde pero siempre me dijeron que él era un buen pelotero. Era gordito y todo pero siempre tuvo buena habilidad. Ya cuando grande, cuando lo conocí, el tipo estaba imparable.

¿Cuándo te empezaste a desarrollar como lanzador?

Mi papá fue lanzador profesional y mi hermano lanzador en Doble A. Crecí viéndolos a ellos. Uno aprende observando y aprendí un poco con la experiencia. Mi papá siempre me ponía a lanzar una entrada en cada juego. Era mi dirigente y mi hermano era coach. Siempre lanzaba un inning cada juego y entiendo que por eso fue más rápido a la hora de aprender a lanzar aquí en este nivel profesional porque siempre estuve lanzando casi toda mi carrera.

Si tienes que escoger a un lanzador en Grandes Ligas al cual te gustaría emular su carrera, ¿quién sería?

Hay muchos boricuas, que no los mencionan mucho porque ha habido jugadores que han impactado más, como Javier Vázquez, personas que han hecho grandes números para el pueblo de Puerto Rico. Pero siempre me hablan como comparándome con Pedro Martínez, que eso es algo valioso para mí. Me siento orgulloso, de verdad que sí. Tuve la oportunidad de hablar con él en el WBC pasado. Me dio tremendos consejos que los tomé y entiendo que eso ha sido un punto clave de lo que he estado haciendo este año.

Háblame más de lo que significa para ti que te comparen con Pedro "El Grande" y de sus consejos

Eso es algo genial porque siempre me hablan de él porque soy más o menos la misma estatura, tenemos la misma acción, lanzamos fuerte, tiramos buen slider. Tuve la oportunidad de hablar con él. De verdad que la aproveché al máximo. Estuvimos hablando como 10 minutos y él me habló palabras, como uno dice de sabiduría, porque de verdad que me ayudaron mucho y se lo agradezco y aprendí. Todo (lo que me habló) fue cuestión de confianza, de creer en mí. Él sabe que yo trabajo fuerte. Ha visto mis videos en todas mis redes sociales. (Me dijo) las cosas que estaba haciendo erróneas, nada drástico, pero cosa de movimiento, que fuera más compacto, que no me fuera rápido con el cuerpo y con el brazo. Cosas así. Me dio esos 'tips' que me han ayudado, que los obtuve, los analicé y los he puesto en práctica.

De hecho vi videos de él cuando estaba lanzado aquí porque yo siempre he querido hacer en realidad lo que hace él y lo que hacía José Fernández, que en paz descanse. Sus brazos, al lanzar los lanzamientos, siempre eran rápidos, y a veces yo tengo problemas con eso y trato de ver videos para acostumbrar mi mente y mi cuerpo a hacer lo mismo.

Explícame un poco a qué te refieres...

Con la recta uno va más agresivo y con el slider trato de ser como quien dice perfecto y lo pongo lento. Y no, no es bueno. He aprendido hacer lo mismo con los dos pitcheos. Veo videos de ellos para acostumbrar mi mente a eso. Ellos tuvieron éxito en sus carreras. Ya José Fernández en su corta carrera y Pedro Martínez sabes que es un Hall of Famer. Entiendo que estoy obteniendo resultados buenos y voy a seguir haciéndolo.

Cómo está tu cambio, el de Pedro era uno de los mejores de la historia...

Ahora mismo estoy tratando de ser como él. No te puedo decir que está a nivel de él pero queremos llegar a ese nivel.

Cuéntame del año que estás teniendo con los Mellizos en comparación con la campaña pasada.

Ya con el año que tuve el año pasado fue un poco difícil. Este año no te puedo mentir, a veces digo, 'Wow, ¿pasará lo mismo del año pasado? ¿Me irán a bajar?' Pero no es nada como el año pasado. Es algo que ya ha cambiado mucho por mi confianza, la confianza que me ha dado los coaches, los jugadores. El equipo se ve más unido. Como ven, hemos jugado bastante bien este año. Pero si me viene eso a la mente y digo '¿Wow, por qué el año pasado me pasaba eso? ¿Por qué me bajaban?' Y este año yo entiendo con lo que estoy haciendo eso (que) no va a pasar más y espero que no pase más por 20 años más en mi carrera.

Háblame de esa unión que ha desarrollado como equipo, ¿lo cual me contaron incluye un famoso chat en WhatsApp?

Fue una química que comenzamos en el WBC, que creó Yadier Molina, y fue algo tremendo. De verdad que aún hasta ahora (los miembros del equipo de Puerto Rico) seguimos hablándonos por ahí, seguimos saludándonos y todo eso. Estamos pendientes de lo que hacemos durante la temporada y Héctor (Santiago) trajo esa química aquí al equipo de Grandes Ligas. Yo no comencé con el equipo pero tan pronto llegue me añadieron rápido al chat y ha sido algo estupendo. Siempre nos estamos comunicando. Nos decimos a qué hora es el bus, cosas así. No tan solo hablamos de deporte, también hablamos de temas de broma. Pero sí ha ayudado mucho. La química es súper buena. Los americanos, los latinos juntos. Como ven perdemos un juego, es normal porque sabemos que somos humanos pero a la vez vamos al otro día a dar lo mejor de nosotros que lo que hicimos ayer para poder ganar. Estamos compitiendo por el primer lugar de nuestra división, que es algo diferente al año pasado. El año pasado perdíamos y nos bloqueábamos y decíamos, 'Wow que vamos hacer ahora'. Este año las cosas son diferentes.

¿Ha creado una diferencia en la química del equipo ese chat y el hecho que están todos, no importa si hablan inglés y español?

Claro todos estamos juntos. No es nada más de los latinos, americanos y latinos. Todos nos hablamos. Siempre nos decimos algo bromeándonos uno al otro. Nada personal. Sólo para pasarlo bien. Creemos que ese ha sido el cambio. Además que el staff nuevo, las cosas han cambiado un poco, las reglas han cambiado un chispito, pero es el mismo profesionalismo ahí afuera a la hora de jugar béisbol.

^ Al Inicio ^