<
>

Más esbelto, Pablo Sandoval busca recuperar titularidad en Boston

FORT MYERS, Florida, EE.UU. -- El venezolano Pablo Sandoval quiere que su hijo pueda recordarlo como pelotero de las Grandes Ligas.

"Quiero ser capaz de jugar ocho años más, para que mi hijo, cuando esté un poco más grande, pueda ver a su papá", comentó el antesalista de los Medias Rojas de Boston.

El "Kung Fu Panda", dos veces elegido al Juego de Estrellas cuando militaba en San Francisco, se incorporó a los Medias Rojas antes de la campaña de 2015. Desde entonces, su carrera ha transcurrido con más pena que gloria.

Ahora ha perdido peso y promete "recomenzar" su trayectoria en el béisbol.

Tras firmar con Boston por cinco años y 95 millones de dólares, Sandoval ha bateado para .242 con 10 jonrones y 47 impulsadas en 129 compromisos.

Padeció problemas de espalda y hombro, y surgieron críticas a su condición física y peso. De manera evidentemente generosa, los Medias Rojas informaron la campaña pasada que el venezolano pesaba 255 libras (115 kilogramos).

"Hay ahora una mayor percepción de que quiere reivindicarse tras lo ocurrido en los dos años anteriores", aseveró el manager de Boston, John Farrell.

Aunque no precisó cuántos kilos ha perdido, Sandoval lució notablemente más esbelto el jueves, cuando llegó a los campamentos de pretemporada, en comparación con su figura del año pasado. Afirma que el adelgazamiento ha sido posible por un programa definido de manera conjunta entre sus entrenadores personales y el club.

Como parte de ese programa, la actividad comenzaba diariamente a las 5:30 de la madrugada. Y en vez del kung fu que se menciona en su mote, Sandoval recurrió al boxeo, como una forma de fortalecer sus hombros.

Trató también de llevar una dieta más equilibrada.

"Todo, todo, he probado de todo", afirmó. "Especialmente después de un año de inactividad, después de las lesiones, tengo que demostrarles muchas cosas a los fanáticos, al equipo, a los compañeros".

Otros integrantes de Boston han notado un cambio, no sólo en la cintura de Sandoval. El dominicano Hanley Ramírez, bateador designado de los Medias Rojas, afirmó que su compañero luce más concentrado.

"Sólo teníamos que devolverle la confianza y dejarle claro que lo apoyamos", dijo Ramírez. "Lo necesitamos para ganar".

Farrell ha dicho que depende de Sandoval recuperar la titularidad en la tercera base. Travis Shaw, el pelotero más usado por Boston en esa posición durante la campaña anterior, fue cedido en canje a Milwaukee.

Sandoval competirá con el utility Brock Holt, así como con Josh Rutledge, Matt Domínguez y Mike Olt.

"Él está muy motivado y no ha perdido el talento", destacó el piloto. "Así que al menos los ingredientes están ahí para que vuelva a ser un jugador productivo".