Get ADOBE® FLASH® PLAYER
Ohtani, ¿La nueva joya del béisbol?
Tags: mlb, xbox 360
BRISTOL -- Shohei Ohtani es una realidad y su arribo a las Grandes Ligas de Estados Unidos, aparentemente, solo es cuestión de tiempo.

El bateador designado pegó de 4-2 con un doble, dos bases por bolas, una base robada y tres carreras anotadas en el triunfo de Japón 11-4 sobre México, el viernes, en en el segundo partido de un triangular de exhibición transmitido por ESPN que se celebra en Tokio, la capital nipona.

Ohtani un bateador zurdo, conectó un doble después de dos outs en la primera entrada contra el zurdo Héctor Daniel Rodríguez y anotó por otro doblete del inicialista Sho Nakata para inaugurar la pizarra. En uno de sus turnos fallidos metió la pelota a la zona de seguridad por el jardín izquierdo y en su última oportunidad negoció conectó otro elevado profundo a Sergio Romo, un relevista de Grandes Ligas.

Ohtani, quien fue ponchado por el zurdo Oliver Pérez en un turno como emergente el jueves, anotó tres de las primeras cuatro carreras de su equipo el viernes para ayudar a que Japón dividiera honores con México antes de enfrentar a Holanda sábado y domingo en la conclusión de la serie en el Tokio Dome que sirve a los tres países como fogueo para el Clásico Mundial de Béisbol del 2017.

La estrella de 22 años de los Fighters Nippon Ham de la Liga Pacífico dejó una gran impresión, no tanto para los 27,068 que acudieron a la casa de los Gigantes de Yomiuri para ver jugar a los "Samurais Japoneses", sino entre los que pudieron verle jugar en este lado del mundo. Y eso, que contra México, Otani no fue utilizado por el manager Hiroki Kokubo en su mejor faceta.

En el 2016, Ohtani, quien ayudó a los Fighters a ganar su primer campeonato en 10 años, bateó .322 con 22 jonrones en 323 turnos como bateador designado tres veces a la semana, mientras "descansaba" de su rol como lanzador abridor estrella del club de la Liga Pacífico con sede en Sapporo.

Desde el montículo, el lanzador derecho con una recta que ocasionalmente viaja por encima de las 100 millas por hora, tuvo marca de 10-4, efectividad de 1.86 y ponchó 174 bateadores en 140 entradas. En cuatro años en las ligas mayores de Japón, Ohtani tiene foja de 39-13, efectividad de 2.49 y 595 ponches en 517.2 entradas.

En una blanqueada contra contra Hanshin Tigers el domingo 12 de junio, Ohtani realizó 31 lanzamientos entre 98 y 101 millas por hora. Pero además de una recta tipo Aroldis Chapman, su repertorio incluye curva y rectas cortada (cutter) y de dedos separados (split) por encima del promedio.

Tener a Ohtani en roster para un equipo es como contar con Bryce Haper para tres días a la ofensiva y Max Scherzer en el box una o dos veces a la semana. Todo en el mismo paquete. Todo por el mismo precio. ¡El sueño de un equipo de béisbol! Y aparentemente Ohtani estará disponible para transferirse a las ligas mayores de Estados Unidos mucho antes de lo que pudieron hacerlo otros de sus compatriotas.

En Japón, los jugadores necesitan nueve años de servicio para convertirse en agentes libres, pero sus clubes tienen la opción de subastarlos antes de eso. Por lo general, un equipo espera hasta el penúltimo año de control sobre el jugador para hacerlo disponible-- en el caso de Ohtani eso sería después de la temporada del 2020-- pero los Fighters podrían tener más interés en la prima que recibirán de un club norteamericano que en seguir pagando el creciente salario del jugador.

De acuerdo al vigente sistema de posteo-- que regula las transferencias de peloteros de las ligas de Japón y Corea del Sur a la MLB--, un equipo japonés no recibirá más de $20 millones de dólares de su contraparte de Estados Unidos en compensación por dejar marchar a uno de sus peloteros.

Shohei Otani, Hokkaido Nippon-Ham Fighters, Samurai JapanKoji Watanabe/SAMURAI JAPAN/Getty ImagesSe especula que el precio de Shohei Ohtani pudiera llegar a los 300 millones de dólares.
Hasta el 2013, no había un tope específico en la prima de compensación y por eso los Medias Rojas de Boston y los Rangers de Texas pagaron más de $51 millones de dólares por los derechos de los pitchers Daisuke Matsuzaka y Yu Darvish, respectivamente.

En el antiguo sistema, la puja por un jugador como Ohtani seguramente empujaría la prima de compensación cerca de los $100 millones. Pero incluso con las reglas actuales, adquirir al jugador no saldría barato.

Durante las reuniones de los gerentes generales esta semana en Scottdale, Arizona, un scout de MLB que ha evaluado por años a Ohtani dijo al periódico The New York Post que el estelar bateador zurdo/pitcher derecho podría recibir un contrato de $300 millones de dólares en Estados Unidos.

"Y creo que cada vez es mejor como bateador. Creo que si un entrenador de bateo americano le enseña a halar más la pelota puede ser un tipo de 45 jonrones. Él tiene el poder Darryl Strawberry. Él es la cara de una franquicia. Él es grande, buen mozo y cuando él juega al béisbol no se le puede quitar la vista de encima", dijo el evaluador.

Lo que está claro es que Ohtani es un jugador especial y que es cuestión de tiempo, más temprano que tarde, para que esté exhibiendo su gran talento en las Grandes Ligas de los Estados Unidos.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Rob Manfred, Tony Clark
Getty ImagesEl comisionado de MLB Rob Manfred y el director ejecutivo de la Asociación de Jugadores Tony Clark no tienen interés en revivir los días crueles de la última huelga en 1994 y 1995.
ORLANDO, Florida -- Junto con noviembre, terminará el actual Acuerdo Laboral Colectivo (CBA, por sus siglas en inglés), que regula las relaciones entre la Asociación de Peloteros de Grandes Ligas (MLBPA) y el gobierno de las ligas mayores del béisbol de Estados Unidos (MLB), y aunque las partes están mandando mensajes de paz y tranquilidad, en realidad no sabemos que esperar si entramos a diciembre sin el valioso documento mediador.

Vamos a estar claros en una cosa: Ninguna de las partes quiere revivir los crueles días que se vivieron entre agosto de 1994 y abril de 1995, cuando un paro laboral canceló los últimos dos meses de la temporada regular y los playoffs -- incluyendo la Serie Mundial -- de 1994 y recortó el calendario de 1995.

El octavo paro laboral, que tuvo una duración de 232 días y canceló 920 partidos, provocó daños a la industria que apenas ahora, dos décadas después, se están superando. Ni los dueños ni los jugadores ni los intermediarios ni los aficionados quisieran ver la palabra "huelga", ni aún en una simple referencia histórica, en los próximos días. Nadie quiere un conflicto importante y mientras más rápido se anuncie el próximo CBA, será mejor para todos los involucrados.

Entre los pocos detalles de las negociaciones que se han publicado, se sabe que los dueños quieren establecer de una vez y por toda un sorteo internacional para regular la firma de jugadores fuera de Estados Unidos, Canadá y Puerto Rico, y que podrían sufrir variaciones el sistema de oferta calificada para agentes libres y el plan de repartición de beneficios entre los equipos de mercados menores. Sin embargo, esas no son las principales preocupaciones de los jugadores.

Desde 1968, cuando se firmó el primero de los 12 CBA que han firmado jugadores y propietarios, las cuestiones principales alrededor de los mismos han variado, siendo las más importantes el salario mínimo establecido en el primero, la agencia libre (1976), un fondo de pensiones, el tiempo de servicio, el tope salarial, la creación de la figura del árbitro independiente como mediador de conflictos, el programa antidopaje, etc, etc.

Pero ahora, como en todos los casos anteriores, las mayores diferencias entre las partes son económicas y ahora que la industria es más grande económicamente -- hablamos de alrededor de 10 mil millones de dólares anuales -- entonces lo lógico es que las diferencias también sean más grandes.

Básicamente, entre otras cosas, los jugadores están tratando de recuperar el terreno perdido en las últimas dos décadas en el porcentaje de repartición de los beneficios que deja el béisbol.

Los jugadores de Grandes Ligas tuvieron un salario promedio de $4,4 millones de dólares en el 2016, cuando una cifra récord de 127 peloteros ganaron al menos $10 millones, liderados por los lanzadores Clayton Kershaw ($33,0 millones), Zack Greinke ($31,7) y David Price ($30,0). También disfrutan de un fabuloso plan de pensiones que paga $200 mil dólares anuales, de los 62 años en adelante, a todos aquellos elementos que juegan al menos 10 temporadas en una industria cuyo salario mínimo es de $507,500 dólares.

Esos números son fabulosos para el resto de los seres humanos, pero no los son tanto, cuando se chequean los porcentajes del negocio. Actualmente, los jugadores de las ligas mayores están recibiendo cerca de un 20% menos de los ingresos de la industria a lo que recibían hace 15 años y en varios aspectos, algunos muy importantes, otros no tanto, se han quedado rezagados frente a sus patronos en relación a las otras ligas profesionales.

Por ejemlo, el plan de pensiones de la liga profesional de golf (PGA) está diseñado de tal forma que los jugadores abonan dinero por cada evento en que participan en sus carreras y con los intereses que ese dinero produce, un jugador puede contar hasta con $10 millones de dólares en su fondo de retiro cuando cumple los 62 años.

Mientras Alex Rodríguez, el pelotero que más dinero ha recibido en salario en la historia de MLB, tendrá una pensión cercana a los $200 mil dólares anuales, un golfista no llamado Tiger Woods puede contar con una fortuna millonaria en su fondo de pensión para la vejez.

Por otro lado, un jugador de Grandes Ligas recibe $100 dólares de dieta cuando juega fuera de casa, el per diem más bajo de todas las ligas profesionales de Estados Unidos. En la liga de baloncesto (NBA), por ejemplo, la dieta es de $127 dólares.

Parecería una frivolidad preocuparse de que Giancarlo Stanton, quien tiene un contrato de $320 millones por 13 años, tenga que sacar dinero de su bolsillo para completar el pago de sus comidas cuando los Marlins de Miami juegan en la carretera, pero no lo es para el novato José Ureña, quien está obligado a comer en los mismos restaurantes (después de todo, es un "grandesligas") mientras lidia con el problema de pagar todas sus facturas.

Y ni mencionar el hecho de que muchos jugadores de ligas menores ganan salarios por debajo del salario mínimo legal en los sitios en que juegan sus equipos. Recuerden que el sindicato de peloteros de Grandes Ligas solamente se preopcupa por los jugadores que están en rosters de 40 de los clubes y no por sus futuros afiliados. Por eso, es poco probable que la MLBPA alargue una discusión por otros factores, como el sorteo internacional o el salario de los ligas menores, que no sean los beneficios directos de los ligamayoristas.
Etiquetas:

MLB, Baseball

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


ORLANDO, Florida -- Más de 150 peloteros que son elegibles para la agencia libre, incluyendo los 10 que recibieron una oferta calificada de sus últimos patronos, pueden comenzar a negociar con todos los clubes de Grandes Ligas desde este martes, cuando oficialmente arranca el mercado de ofertas y demandas en el béisbol de Estados Unidos.

El catalogo de este invierno incluye una docena de estrellas latinoamericanos, incluyendo el jonronero más productivo del béisbol de los últimos cinco años, un jardinero con condiciones para ganar el título de cuadrangulares y el Guante de Oro, un sexy lanzador abridor de 43 años y dos relevistas que pueden marcar la diferencia para que un buen equipo se convierta en contendor al título.

Esta es mi lista de los 12 mejores agentes libres latinomericanos que están disponibles en el mercado invernal 2016-17 de las ligas mayores. Cuando el jugador puede desempeñarse en varias posiciones, menciono las más frecuentes. La edad se refiere a la que tendrá el jugador cuando comience la próxima temporada. Los equipos en donde encaja varían dependiendo de las necesidades de los clubes que también tienen jugadores de sus mismas posiciones en la agencia libre.


Edwin Encarnacion
Denny Medley/USA TODAY Sports
1- Edwin Encarnacion, 1B-BD, 34 años: A diferencia de otros jugadores, con el dominicano no hay secretos. Se sabe que puede jugar adecuadamente en la primera base, pero que sería más provechoso usarlo tiempo completo como bateador designado. No anda buscando un contrato de 10 años ni privilegios especiales.

En los últimos cinco años, Encarnación promedia 38,6 jonrones y 110 carreras impulsadas. Un contrato de al menos cinco temporadas por el valor de mercado de su ofensiva (entre $25 y $30 millones) es lo único que se necesita para hacerse de sus servicios.

Encaja: En al menos 10 clubes, incluyendo Baltimore, Boston, Toronto, Houston, Mets y Yankees de Nueva York.


Yoenis Cespedes
AP Photo/John Minchillo
2- Yoenis Cespedes, OF, 31 años: El jardinero cubano es el paquete más completo actualmente en la agencia libre. Céspedes no ha puesto estadísticas ofensivas parecidas a las de Encarnación, pero es mejor jugador defensivo y tres años más joven. Sin embargo, se entendería si algunos equipos tienen sus reservas con un jugador que ha cambiado de uniforme cuatro veces en cinco años y por alguna razón sigue siendo un misterio en muchos aspectos, incluso para sus propios compañeros.

Encaja: Muchos estarán interesados, pero nadie lo necesita más que los Mets y los Yankees, San Francisco y Toronto (si no retienen a José Bautista y/o Encarnación).


Aroldis Chapman
David Richard/USA TODAY Sports
3- Aroldis Chapman, Relevista, 29 años: El cubano es el tipo de relevista que puede elevar un equipo al próximo nivel. Con 29 años de edad (y una recta de 100 millas por hora), Chapman aún está lejos de ver la curva del descenso. Cinco años y dinero tipo Mariano Rivera (entre $15 y $20 millones anuales) deberían asegurarle el rol de cerrador para un club contendor.

Encaja: Cachorros de Chicago Cubs, Yankees, Washington Nationals y Dodgers de Los Angeles Dodgers (si no retienen a Kenley Jansen).


Los Angeles' Kenley Jansen
Kirby Lee/USA TODAY Sports
4- Kenley Jansen, Relevista, 29 años: La misión principal de los Dodgers en el mercado invernal es retener a sus propios agentes libres, el cerrador curazoleño Kenley Jansen y el antesalista Justin Turner. En el caso de Jansen, solamente el cubano Aroldis Chapman lo supera entre los cerradores disponibles. Y el asunto de "supera" podría ser un poco subjetivo.

En el 2016, Jansen superó a Chapman en WHIP (0.6 contra 0.8) y boletos por cada nueve entradas (1.4 contra 2.8). Mentras Chapman ponchó 14 por cada nueve entradas, Jansen promedió 13.6.

Encaja: Dodgers, Yankees, Nacionales y Cachorros (si no retienen a Chapman).


Ivan Nova
AP Photo/Fred Vuich
5- Iván Nova, abridor, 30 años: El derecho dominicano Iván Nova se encuentra en ese momento en su carrera en que luce ser un adecuado número 2 o 3 en una rotación abridora, sobretodo en la Liga Nacional. Desde que pasó de los Yankees a los Piratas de Pittsburgh, Nova mejoró todas sus estadísticas periféricas (incluyendo las proporciones de ponches y boletos por cada nueve entradas) y estableció un mayor valor de mercado.

No sería raro si Nova consigue un mejor contrato al que recibieron sus compatriotas y compueblanos Ubaldo Jiménez (4 años/$50 millones) y Ervin Santana (4 años/$55 millones) en los dos años anterores.

Encaja: Casi todos los equipos, excepto los Mets, que necesitan ayuda en el pitcheo abridor.


Wilson Ramos
Patrick Smith/Getty Images
6- Wilson Ramos, C, 29 años: Un receptor de 29 años que viene de batear sobre .300 con más de 20 jonrones es una mercancía de lujo en cualquier béisbol. El venezolano Wilson Ramos lo comprobará pronto.

Por supuesto que los clubes interesados tienen sus razones para estar preocupados (dos operaciones de la rodilla derecha, incluyendo una reciente que lo mantendrá fuera de acción al menos el primer mes de la próxima temporada), pero no pensamos que eso impedirá a Ramos conseguir un mejor contrato al que rechazó a Washington en junio (cerca de $33 millones por tres años), antes de lesionarse.

Encaja: Washington, Mets, Angelinos, entre otros.


Jose Bautista
Nathan Denette/The Canadian Press/AP Photo
7-José Bautista, OF, 36 años: Después de ser uno de los mejores bateadores de Grandes Ligas por seis años consecutivos, el dominicano José Bautista fue víctima de una plaga de lesiones en el 2016, cuando sin embargo pegó 22 jonrones y recibió 87 bases por bolas en 116 juegos.

Bautista es un jugador intrigante. Sus condiciones físicas siempre han estado por encima de la de otros jugadores de su misma edad. Toronto luce como el lugar ideal para terminar su carrera, pero con un contrato ingenioso, uno que le pague en proporción a su dempeño de los últimos tiempos y al mismo tiempo proteja al equipo, podría encajar en varios lugares, incluso en la Liga Nacional.

Encaja: Toronto, Baltimore, Angelinos, Medias Rojas, Yankees, Mets y Gigantes, principalmente.


Tim Heitman/USA TODAY Sports
8- Carlos Gómez, OF, 31 años: La temporada pasada, el jardinero dominicano tuvo un pésimo inicio en Houston (.210, 5 jonrones, 13 robos en 81 juegos), pero logró recuperar parte de su valor con un buen final con los Vigilantes de Texas (.284, 8 jonrones, 24 impulsadas en 33 juegos) para llegar al mercado como una buena opción para esos clubes que se queden cortos en la puja por Céspedes y Bautista.

Gómez tiene apenas 31 años y hasta hace poco era un candidato al Guante de Oro en el jardín central y un bateador de 20 jonrones y 30 robos. Eso aún tiene gran valor en el mercado.

Encaja: Baltimore, Texas, Mets, Toronto, San Francisco.


Ed Zurga/Getty Images
9- Kendrys Morales, 1B-BD, 33 años: Cuando está saludable, el cubano Kendrys Morales puede batear. De eso no hay ninguna duda. El bateador ambidextro pegó 30 jonrones y empujó 93 carreras en 154 partidos en 2016 y bateó .277 con 52 cuadrangulares y 199 carreras producidas en dos años con Kansas City, al que ayudó a ganar la Serie Mundial del 2015.

Morales es un jugador relativamente joven para el puesto de bateador designado y no sería extraño si se le ve como una opción para los clubes que no pueden pagar el salario de Encarnación.

Encaja: Kansas City, Baltimore, Boston, Toronto, Yankees.


AP Photo/Laurence Kesterson
10- Bartolo Colón, abridor, 43 años: No hay ninguna razón para que el derecho dominicano Bartolo Colón no celebre su cumpleaños 44 con el uniforme de los Mets en mayo. El pitcher ha puesto los números (44-34, 3.90 en tres años, 15-8, 3.43 en 2016), quiere quedarse en Queens y gana un salario manejable (menos de $10 millones anuales en sus tres años en NYM).

Encaja: En varios clubes, pero prefiere jugar en Nueva York, donde reside su familia.


Bob Levey/Getty Images
11- Carlos Beltrán, OF-BD, 40 años: El puertorriqueño Carlos Beltrán, quien cumplirá 40 en abril, sigue siendo un jugador importante en el terreno. Viene de batear .295 con 29 jonrones y 93 carreras impulsadas en 151 partidos con Yankees y Vigilantes. Es un líder natural y no anda buscando un contrato multianual.

Encaja: Baltimore, Boston, Texas, Yankees, Toronto, Houston.


Edinson Volquez
AP Photo/Charlie Riedel
12- Edinson Vólquez, PA, 33 años: El derecho Edinson Vólquez es un cuarto o quinto lanzador en al menos la mitad de las rotaciones de Grandes Ligas. En el 2016 tuvo su peor desempeño de los últimos tres años, pero de todos modos realizó 34 aperturas y lanzó 189 entradas.

Encaja: Kansas City, Houston, Piratas, otros.
Etiquetas:

MLB, Baseball

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Terry Francona and Joe Maddon
Getty Images, AP PhotoTerry Francona y Joe Maddon son fuertes candidatos al premio de Manager del Año en la Liga Americana y Nacional, respectivamente.
ORLANDO, Florida -- La temporada de Grandes Ligas del 2016 concluyó cuando los Cachorros de Chicago derrotaron a los Indios de Cleveland en el séptimo juego de la Serie Mundial el miércoles 2 de noviembre en el Progressive Field, pero en realidad, el calendario del béisbol no se detiene cuando se apagan las luces en los estadios.

Con el final del actual convenio laboral entre el gobierno de las ligas mayores (MLB, por sus siglas en inglés) y la Asociación de Peloteros de Grandes Ligas (MLBPA) y las discusiones de los detalles del próximo, más las actividades tradicionales de esta parte del año, el otoño-invierno 2016-17 promete ser uno de los más agitados de los últimos tiempos.

Estos son los eventos más importantes en el calendario del béisbol en los próximos meses.

Lunes 7 de noviembre (Oferta Calificada): Se cumple el plazo para que los equipos sometan ofertas calificadas (por un año y $17,2 millones de dólares, que es el promedio de los mayores 125 contratos en la industria la temporada anterior) a sus propios agentes libres, como forma de retener sus servicios o asegurar una compensación en el sorteo colegial en caso de que se marchen a otros conjuntos.

En la historia del proceso de ofertas calificadas (4 años), solamente tres jugadores aceptaron ese tipo contratos de un año para seguir con sus equipos actuales en lugar de probar el mercado. El lanzador Brett Anderson, de los Dodgers de Los Angeles; el receptor Matt Wieters, de los Orioles de Baltimore, y el jardinero Colby Rasmus, de los Astros de Houston, aceptaron jugar por $15,8 millones la temporada pasada.

Lunes 7 de noviembre (Premios BBWAA): La Asociación de Escritores de Béisbol de Estados Unidos (BBWAA, por sus siglas en inglés) anunciará los tres jugadores que más puntos recibieron en cada renglón de los premios que entrega la entidad ancualmente, y que son los más importantes de MLB. El anuncio de los tres más votados al Novato del Año, Manager del Año, Premio Cy Young y Jugador Más Valioso se hará en un programa especial en el MLB Network, canal de las Grandes Ligas, a las 6 pm ET.

Martes 8 de noviembre (Agentes Libres): Todos los jugadores sin contratos, incluyendo los que recibieron Ofertas Calificadas de sus anteriores clubes, pueden comenzar a negociar con todos los conjuntos de las ligas mayores. De esta manera, los que recibieron ofertas calificadas, tienen la oportunidad de probar su valor en el mercado, por una semana, antes de ser obligados a aceptar o rechazar las propuestas por un año.

Yadier Molina
Jeff Curry/USA TODAY SportsYadier Molina podría lograr su noveno Guante de Oro en la receptoría para los Cardenales de San Luis.
Martes 8 de noviembre (Guantes de Oro): ESPN televisará el martes a las 8 pm el show especial de una hora "Rawlings Gold Glove Awards Show presented by Fanatics" para anunciar los ganadores de los Guantes de Oro en cada liga. Karl Ravech, Alex Cora y Doug Glanville conducirán el evento desde los estudios de "Baseball Tonight" en Bristol, CT.

Esta será la edición 59 de los Guantes de Oro, un reconocimiento creado por Rawlings, el fabricante de útiles deportivos.

Miércoles 10 de noviembre (Bates de Plata): En un programa especial del canal de Grandes Ligas se anunciarán los ganadores de los Bates de Plata de ambas ligas. El reconocimiento fue creado en 1980 por Hillerich & Bradsby, el fabricante de los bates Louisville Slugger.

Entre 8 y 10 de noviembre (Reuniones de Gerentes Generales): Los gerentes generales de las 30 organizaciones de MLB se reunirán en Scottdale, Arizona, entre el martes 8 y el jueves 10 para preparar sus agendas invernales, conocerse e incluso discutir posibles intercambios de jugadores.

Geoff Burke-USA TODAY SportsCorey Seager tiene casi en el bolsillo el premio de Novato del Año en la Liga Nacional.
Lunes 14 de noviembre (Novato del Año): La BBWAA anunciará los ganadores del premio Novato del Año. En la Liga Nacional, el torpedero Corey Seager, de los Dodgers, prácticamente corre solo en la carrera.

Pero en la Liga Americana el lanzador Michael Fulmer, de los Tigres de Detroit, enfrenta la oposición de los dominicanos Gary Sánchez, de los Yankees de Nueva York, y Nomar Mazara, de los Vigilantes de Texas; el puertorriqueño Edwin Díaz, de los Marineros de Seattle, y los norteamericanos Dylan Bundy, de los Orioles, y Tyler Naquin, de los Indios.

Martes 15 de noviembre (Managers del Año): La BBWAA anunciará los managers del año. los dirigentes que estuvieron en la Serie Mundial; Joe Maddon, de Chicago, y Terry Francona, de Cleveland, se encuentran entre los candidatos de ambas ligas.

Miércoles 16 de noviembre (Cy Young): En esta fecha, la Asociación de Escritores anunciará los dos lanzadores más destacados en cada circuito.

En la Liga Nacional, la lista de grandes opciones incuye al mejor lanzador del béisbol, el zurdo Clayton Kershaw, de los Dodgers, quien sin embargo podría ser afectado por el largo período de dos meses de inactividad que tuvo por una lesión en la espalda. Max Scherzer, de Washington; Noah Syndergaard, de los Mets de Nueva York; Madison Bumgarner y Johnny Cueto, de San Francisco; Jon Lester y Kyle Hendricks, de Chicago, y el fenecido José Fernández, de los Marlins de Miami, entre otros, recibieron mucha atención de votantes.

En la Liga Americana, Corey Kluber, de Cleveland; Aaron Sánchez y J.A. Happ, de los Azulejos de Toronto; Rick Porcello, de los Medias Rojas de Boston; Zach Britton, de Baltimore, y Masahiro Tanaka, de los Yankees, tienen las mayores probabilidades.

Mookie Betts and David Ortiz
Leon Halip/Getty ImagesMookie Betts y David Ortiz de los Medias Rojas compiten por el premio de Jugador Más Valioso de la Liga Americana.
Jueves 17 de noviembre (Jugador Más Valioso): En la Liga Nacional, la batalla básicamente se limita a Kris Bryant y Anthony Rizzo, de los campeones Cachorros; Daniel Murphy, de Washington, y Corey Seager, quien trata de ser el tercer jugador que gana el Novato del Año y Jugador Más Valioso en la misma temporada (Fred Lynn en 1975 e Ichiro Suzuki en 2001).

Pero en la Liga Americana es que hay un verdadero congestionamiento por la extensa lista de grandes candidatos. El jardinero Mookie Betts y el retirado bateador designado dominicano David Ortiz, de los Medias Rojas; el intermedista venezolano José Altuve, de los Astros; el antesalista dominicano Manny Machado, de Baltimore; el inicialista dominicano Edwin Encarnación y el antesalista Josh Donaldson, de Toronto, y el jardinero Mike Trout, de los Angelinos de Los Angeles, pueden sentirse ganadores.

Mientras Betts, Ortiz, Encarnación y Donaldson estuvieron en equipos que avanzaron a la postemporada, Altuve y Trout tuvieron los números más espectaculares. Trout quedó primero (1 vez) o segundo (3 veces) en la votación del MVP en sus primeras cuatro temporadas con los Angelinos.

Viernes 2 de diciembre (ofrecer contratos): Fecha tope que tienen los equipos para ofrecer contratos a los jugadores que tienen derecho al arbitraje salarial.

Del 5 al 8 de diciembre (Reuniones Invernales): Las Reuniones Invernales del béisbol (MLB y ligas menores) tendrán lugar en el Gaylord National Resort & Convention Center de National Harbor en Maryland, en el área de la capital de Estados Unidos, Washington. Al evento acuden anualmente todos los ejecutivos y managers, agentes, algunos jugadores, periodistas y otros eslabones de la industria del béisbol.

Tradicionalmente, en estos encuentros se realizan algunas transacciones importantes.

31 de diciembre (finaliza el Acuerdo Laboral Colectivo): Finaliza el Acuerdo Laboral Colectivo (CBA, por sus siglas en inglés), el documento que regula las relaciones entre los equipos y el sindicato de los peloteros. Tanto el comisionado Rob Manfred, como el director ejecutivo de la unión de jugadores, Tony Clark, han dicho públicamente que no esperan traumas para extender el acuerdo de cinco años que entró en vigencia en el invierno del 2011.
Etiquetas:

MLB, Baseball

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


CLEVELAND -- Los Cachorros de Chicago derrotaron 8-7 a los Indios de Cleveland en 10 entradas en el séptimo y decisivo juego de la Serie Mundial del 2016, la madrugada del jueves en el Progressive Field, para conseguir su primer campeonato en las Grandes Ligas en 108 años, en uno de los finales de temporada más dramáticos de la historia del béisbol.

El partido terminó con la carrera del empate en circulación en el cierre de la décima entrada.

Más de 38,000 fanáticos --casi repartidos a partes iguales entre los dos equipos-- rebosaron por completo el parque de los Indios para ser testigos del séptimo juego decisivo #38 en la historia de 112 años de la Serie Mundial. Ambos conjuntos tenían 0-2 en este tipo de encuentros de por vida. Algunos cronistas lo llamaron el juego más importante de todos los tiempos en las ligas mayores y otros como el mayor séptimo encuentro de la Serie Mundial, tomando en cuenta que se enfrentaban dos franquicias que se combinaban para 174 años sin conseguir una corona.

Mientras Chicago no ganaba desde 1908, Cleveland no celebra desde 1948. Esta es la cronología de una noche mágica en el Progressive Field durante el séptimo juego de la Serie Mundial del 2016, el miércoles 2 de noviembre. Un clásico instantáneo en la rica y florida cultura popular del pasatiempo nacional.

4:45 pm: El manager de Cleveland, Terry Francona, va al salón de conferencias. ''Tito'' habló de la inclusión de los veteranos Coco Crisp y Rajai Davis en los jardines en su alineación del día, del probable uso del relevista Andrew Miller, la importancia de un séptimo juego y hasta de una pesadilla que tuvo la noche anterior en donde alguien le quebraba las costillas para despertar y encontrar que el control remoto de la televisión estaba estampado en uno de sus costados.

Francona, quien se encuentra en su cuarta temporada como el piloto de los Indios, aparece en su tercera Serie Mundial. Fue campeón con los Medias Rojas de Boston en 2004 y 2007.

5:00 a 6:00 pm: Los Indios tomaron prácticas de bateo. Carlos Santana aprovechó para contar a algunos reporteros latinoamericanos la historia de como lo firmaron como catcher, aunque no era catcher, y lo bien que se siente ahora de ser de todo un poco. ''Incluso jardinero izquierdo'', dijo el quisqueyano.

5:45 pm: El manager de Chicago, Joe Maddon, va al salón de conferencias. ''El Socio'' habló del uso del cerrador Aroldis Chapman la noche anterior, de la forma en que usaría al zurdo Jon Lester en el juego decisivo y de lo bien que durmió antes del partido más grande de su carrera.

Maddon, en su segundo año al frente de Chicago, alcanzó su segunda Serie Mundial. Dirigió a los Rays de Tampa Bay que perdieron ante los Filis de Filadelfia en el 2008.

6:05 a 7:05 pm: Los Cachorros realizaron sus acostumbradas prácticas de bateo. Detrás de la jaula, estuvieron como observadores el manager Maddon y el presidente de operaciones de béisbol, Theo Epstein.

7:15 a 7:29 pm: Fila en ''Momocho'', la tienda de comida con el mejor sabor en todo el Progressive Field, para adquirir una de sus grandiosas ''Momocho Quesadilla con Frijoles Borrachos''. La ''sour cream'' de ''Momocho'' vale los $14 dólares que cuesta la quesadilla.

7:43 pm: Intrepretación del ''God Bless America'' por la primer teniente Emily Meyer, del Cuerpo de Marines, una nativa de Ohio asignada a la estación de reclutamiento del Cuerpo de Marines en Cleveland.

7:46 pm: La sección de cuerdas de la Orquesta Sinfónica de Cleveland realizó una magistral interpretación instrumental del himno nacional.

8:02 pm: Primer pitcheo de Corey Kluber, el abridor de los Indios, a Dexter Fowler, el jardinero central de los Cachorros, un strike con sinker a 92 millas por hora. La oficina del comisionado de Grandes Ligas adelantó la hora original (8:08 pm) debido a una amenaza de lluvia tarde en la noche en el área de Cleveland.

8:04 pm: Jonrón del jardinero Dexter Fowler por el jardín central en cuenta de dos bolas y un strike. Segundo cuadrangular de Fowler en la Serie Mundial. Fue su quinto vuelacercas en 30 partidos de postemporada en su carrera. El de Fowler es el primer jonrón abriendo un séptimo juego de Serie Mundial en los 112 años de historia de la final de las ligas mayores.

8:30 pm: Sencillo por el montículo del dominicano José Ramírez. Primer hit de Cleveland contra Kyle Hendricks, el abridor de los Cachorros. Dos minutos después, Ramírez fue atrapado fuera de la primera base por Hendricks.

8:46 pm: El veterano jardinero Coco Crisp abre la entrada con doble por el jardín izquierdo y avanzó a tercera base por toque de sacrificio del receptor puertorriqueño Roberto Pérez.

8:48 pm: Con el intermedista Javier Béez y el inicialista Anthony Rizzo jugando a medio camino en el lado derecho del infield, el dominicano Carlos Santana bateó una potente línea por encima de Rizzo que empujó la carera del empate 1-1.

8:52 pm: Javy Báez comete su segundo error de la noche, cuando no puede atrapar un pase del torpedero Addison Russell en rodado para doblematanza de Jason Kipnis. Inicialmente, el árbitro John Hirscbeck cantó out forzado en la intermedia, pero Francona hizo reclamo de repetición y la televisión mostró que Báez nunca llegó a tener posesión de la pelota. Sin embargo, la jugada no tuvo consecuencias porque Lindor y Mike Napoli fallaron golpeando bien la pelota por el jardín izquierdo y la tercera base, respectivamente.

9:00 pm: Cuando los Cachorros bateaban su cuarta oportunidad, comenzó a calentar en su bullpen el zurdo Jon Lester, el abridor de Maddon en los juegos 1 y 5. Calentando con Lester, David Ross, su catcher personal desde que estaban en Boston.

9:09 pm: Russell bateó un elevado corto al jardín central que impulsó a Bryant desde la tercera base con la segunda carrera de los Cachorros. Un batazo prácticamente detrás de 2B, donde el CF Rajai Davis hizo un pobre disparo al plato. El siguiente bateador, el receptor venezolano Willson Contreras, bateó un doble por el centerfield --donde Davis lució un poco perdido antes de encontrar el camino-- para impulsar a Rizzo. Chicago se puso en ventaja 3-1 en el cuarto.

9:28 pm: Báez comienza la quinta entrada de los Cachorros con soberbio jonrón entre los jardines central y derecho al primer lanzamiento de Kluber, un slider a 87 MPH, para poner s . El batazo del puertorriqueño decretó la partida de Kluber del encuentro con cuatro entradas de seis hits y cuatro carreras limpias. El derecho comenzó el partido con marca de 4-1 y efectividad de 0.89 (3 CL en 30.1 IL) en toda la postemporada y 2-0, 0.75 (1 CL en 12.0 IL) en la Serie Mundial.

Para Báez, quien compartió los honores de Jugador Más Valioso de la Serie de Campeonato de la Liga Americana con Lester, fue su primer jonrón del clásico y el segundo de la postemporada.

Se convirtió en el primer boricua con un jonrón en el séptimo juego de una Serie Mundial desde el 17 de octubre de 1971, cuando Roberto Clemente, de Piratas de Pittsburgh, bateó uno contra Miguel Cúellar, de Orioles de Baltimore.

9:41 pm: Seguían en el quinto inning, cuando Rizzo bateó tremenda línea por el jardín derecho, en jugada de corrido y bateo, que mandó a Bryant al plato con la quinta carrera de los Cachorros. El anotador oficial le puso sencillo y empujada a Rizzo y justificó su avance a la segunda base por el disparo del jardinero, tratando de evitar la carrera.

9:52 pm: Hendricks retiró a los primeros dos bateadores, pero boleó a Carlos Santana con seis lanzamientos. Pese a que solamente tenía 63 pitcheos y estaba a un out de optar por la victoria, Maddon entró y se llevó a su abridor y al catcher Contreras y trajo a Lester y Ross.

9:58 pm: Después que Ross cometió error de dos bases lanzando a primera base en un batazo de Kipnis que quedó cerca del plato, Lester lanzó un pitcheo salvaje que permitió anotar a Santana y Kipnis. Dos carreras sucias que valieron igual y acercaron a los Indios 5-3. La tensión podía sentirse en el ambiente.

10:08 pm: Ross bateó enorme jonrón por el jardín central contra el relevista Andrew Miller. Fue el segundo cuadrangular de Ross, quien se retiró al final del partido, en la postemporada. Chicago se puso en ventaja 6-3 en la sexta entrada.

10:11 pm: Durante el descanso de la sexta entrada, en la pantalla gigante del estadio mostraron al actor Charlie Sheen, quien interpretó el papel del lanzador Rick ''La Cosa Loca'' Vaughn, de unos imaginarios Indios de Cleveland campeones, en la comedia ''Major League'' de 1989.

10:19 pm: Anunciador del estadio informa de la asistencia al encuentro. 38,144, de los cuales al menos el 45% estaba apoyando a los Cachorros. Los siete encuentros se jugaron a casa llena en el Progressive Field y Wrigley Field. En total, 277,645 entraron al clásico de otoño, un promedio de 39,663 por juego.

10:39 pm: En el intermedio de la séptima entrada, mostraron en la pantalla de video a los jugadores de los Cavaliers de baloncesto, el gran Lebron James, perfectamente vestido y sentado, y a JR Smith sin camisa y parado animando a los aficionados.

10:48 pm: Lester ponchó a Kipnis con un corredor en segunda base y dos outs para terminar la séptima entrada y poner a los Cachorros a seis outs de su primera corona en 108 años.

10:51 pm: Mientras los Cachorros bateaban su penúltima oportunidad del juego, el cerrador cubano Aroldis Chapman comenzaba a calentar en el bullpen. Chapman, quien será uno de los agentes libres más codiciados del mercado este invierno, realizó 62 lanzamientos y 12 outs los juegos 5 y 6 para ayudar a que Chicago se recuperara de estar abajo 1-3 en la serie.

11:03 pm: Cuando Lester permitió sencillo a José Ramírez después de dos outs en la octava entrada, Maddon llamó a lanzar a Chapman.

11:04 pm: Las autoridades del sistema de transporte público de Chicago anunciaron que la Línea Roja que lleva al Wrigley Field dejarían de hacer paradas en Addison, Belmont y Sheridan. Desde alrededor de la sexta entrada, los fanáticos de los Cachorros comenzaron a bajar en grandes grupos al área del Wrigley Field para celebrar el potencial triunfo de su equipo.

11:09 pm: Brandon Guyer bateó doblete entre los jardines central y derecho para remolcar a Ramírez, quien se había ido al robo con el lanzamiento, y acercar a los Indios por dos carreras.

11:13 pm: Rajai Davis conectó un tremendo jonronazo de dos carreras por el jardín izquierdo a una recta de 97 millas, el séptimo lanzamiento que le hizo Chapman, para empatar dramáticamente 6-6 el encuentro. De acuerdo a una fórmula usada por Rani Yazayerli (que incluye probabilidades de campeonato y otros elementos), el batazo de Davis es el tercero más dramático en la historia del béisbol, por encima del jonrón de Bill Mazeroski en el último juego de 1960.

11:20 pm: Mientras bateaban los Cachorros en el noveno inning, comenzó a llover sobre el Progressive Field. Cinco minutos, desapareció el agua. De todos modos, a nadie pareció importarle en el edificio de Gateway Plaza.

11:38 pm: Lanzando Bryan Shaw por los Indios en la novena entrada, Jason Heyward se roba la intermedia y el receptor brasileño Yan Gomes botó la pelota para permitir que el corredor se moviera a tercera base con un out.

11:40 pm: Báez se poncha intentando tocar en dos strikes y deja al corredor varador en tercera base.

11:42 pm: Fowler batea una bola por el medio del terreno que parecía un hit para impulsar la carrera, pero Lindor atrapó detrás de la almohadilla y retiró al corredor en la primera base para cerrar el episodio y mantener la pizarra 6-6 rumbo al cierre del noveno.

11:52 pm: Chapman retiró al tercer bateador de la novena entrada para mandar el encuentro a extrainnings. Es el quinto partido decisivo de la Serie Mundial que se alarga a entradas extras y el primero desde 1997, entre Cleveland y Marlins de Miami.

11:54 pm: Llegó la lluvia con fuerza y los árbitros ordenaron colocar la lona protectora, con el séptimo juego de la Serie Mundial empatado 6-6 en el décimo inning, al filo de la medianoche.

12:11 am del jueves: El partido se reanudó, en la madrugada del jueves 3 de novimnbre, tras una demora oficial de 17 minutos en las acciones.

12:20 am del jueves: Después que Rizzo recibió boleto intencional con el cubano Albert Almora corriendo en segunda base por Kyle Schwarber --quien bateó sencillo-- Zobrist pegó doble por la raya del jardín izquierdo para mandar la carrera de la ventaja al plato. Un pisa y corre de Almora, de 1B a 2B, en elevado profundo de Bryant, fue lo que provocó el boleto a Rizzo y, probablemente, cambió toda la entrada a favor de los Cachorros.

12:23 am del jueves: El venezolano Miguel Montero, el tercer catcher de los Cachorros en el encuentro, bateó sencillo al jardín izquierdo que impulsó la octava carrera de Chicago.

Las ocho carreras de Chicago fueron impulsadas por ocho jugadores diferentes, por supuesto, otro récord para un juego 7 del clásico.

12:43 am del jueves: Rajai Davis responde de nuevo ante la presión del momento y batea sencillo con dos outs, empujando a Brandon Guyer desde la intermedia y acercar a los Indios 8-6 en el cierre del décimo acto contra el relevista Carl Edwards Junior. Mike Montgomery entró a lanzar.

12:47 am del jueves: El dominicano Michael Martínez bateó rodado a tercera base para el último out del encuentro. Los Cachorros terminaron con la mayor sequía del deporte profesional, ganando la Serie Mundial del 2016 en siete partidos. El último encuentro tuvo una duración de cuatro horas y 47 minutos.

Chapman fue el ganador. Bryan Shaw el derrotado. Mike Montgomery logró el salvamento.

Los Cachorros ganaron 8-7 y medio Estados Unidos aplaudió su primera celebración en casi 11 décadas. El béisbol celebró uno de sus días más importantes en siglo y medio.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


CLEVELAND -- Después de ocho meses y 414 partidos, Indios de Cleveland y Cachorros de Chicago decidirán el campeonato de Grandes Ligas del 2016 en noviembre, en un último y decisivo partido: ¡Habemus séptimus!

Los Cachorros anotaron siete carreras en las primeras tres entradas para aplastar 9-3 a los Indios, el martes en el Progressive Field, en el sexto encuentro de la Serie Mundial, forzando a que se juegue el último juego probable de una temporada de béisbol.

Chicago llegará a ese encuentro con 208 partidos jugados (30 de exhibición, 162 en la serie regular y 16 en la postemporada) mientras que Cleveland tiene 206 (30, 162 y 14). Ambos han ganado 10 choques en las eliminatorias, pero ninguno contará el miércoles.

El torpedero Addison Russell bateó jonrón con las bases llenas, el 19no. en 112 ediciones de la Serie Mundial --y el primero para un jugador de los Cachorros-- y empujó seis carreras para liderar el despiadado ataque de Chicago, que entró al encuentro con 58 carreras en 15 juegos (3.8 por juego) en la postemporada y 10 en cinco choques (2.0 por juego en la final de las ligas mayores.

Russell bateó doble y jonrón con seis carreras empujadas, empatando con otros cuatro peloteros para la segunda mayor cantidad en un partido --el récord es de 7-- y su estacazo de la tercera entrada fue estimado en 435 pies, el segundo más largo de su carrera.

Kris Bryant y Anthony Rizzo también sacaron la bola del parque en el ataque de 13 imparables de ellos Cachorros. Bryant bateó de 5-4 con dos anotadas, Rizzo de 5-3 con tres anotadas y dos impulsadas y Ben Zobrist de 4-2.

La Serie Mundial del 2016, la quinta que se decide en el mes de noviembre, se definirá el miércoles. Los Cachorros mandarán al montículo al derecho Kyle Hendricks (1-1, 1.31 en los playoffs), quien abrirá por quinta ocasión en la postemporada, pero por primera vez fuera del Wrigley Field, mientras que los Indios contarán con su mejor carta, el derecho Corey Kluber (4-1, 0.89), quien tiene dos triunfos en la serie.

En la historia de la Serie Mundial se han jugado otros 37 ''séptimos decisivos'' partidos (sin incluir las cuatro ediciones que fueron pactadas a nueve encuentros y por lo tanto, tuvieron juegos 7 que no eran los últimos del playoff), siendo el primero el de 1909 que ganaron los Piratas de Pittsburgh 8-0 como visitantes a los Tigres de Detroit. Antes de esta temporada, los últimos 10 ocurrieron en 2014, 2011, 2002, 2001, 1997, 1991, 1987, 1986, 1985 y 1982.

Chicago trata de convertirse en apenas el séptimo equipo --y primero desde que los Piratas lo hicieron contra los Orioles de Baltimore-- que se corona como visitante después de estar abajo 2-3.

Incluyendo las series de nueve juegos, en las 39 ocasiones anteriores que un equipo en ventaja 3-2 en la Serie Mundial perdió el sexto juego para permitir que se empatara 3-3, solamente 18 (46.2%) se repusieron para terminar atrapando la corona.

Nueve de los últimos 11 equipos que no aprovecharon y remataron en el sexto juego, terminaron perdiendo la Serie Mundial. El dato no es muy halagador para Cleveland, que no atrapa un título desde 1948, una sequía de 71 años, que, sin embargo, solamente es superada por la de 108 años de los Cachorros.

Cleveland trata de unirse a Gigantes de San Francisco del 2014, Marlins de Miami de 1997 y Rojos de Cincinnati de 1975 como los últimos clubes que pudieron reponerse al golpe psicológico de caer en el juego 6 para regresar en el próximo encuentro. También busca evitar que Chicago se convierta en el sexto conjunto --y primero desde Kansas City de 1985-- que se recupera luego de estar abajo 1-3 para coronarse.

Para colocarse en posición de disputar un juego decisivo para buscar su primera corona desde 1908, los Cachorros hicieron exactamente lo que recomiendan los médicos del béisbol en este tipo de situaciones: Anotar primero y sacarle el aire al rival.

Lanzando el derecho Josh Tomlin, el antesalista Bryant, un candidato al Jugador Más Valioso de la Liga Nacional que estuvo dormido por la mayor parte de la serie, bateó jonrón solitario después de dos outs en la primera entrada. Antes del turno, Bryant bateaba .179 (123-22) con tres jonrones en conteo de 0-2 desde que llegó a Grandes Ligas.

El martes, su primer swing fue a una curva en 0-2 de Tomlin y mandó la bola a 426 pies a los asientos entre los jardines izquierdo y central para su segundo cuadrangular en los últimos dos partidos.

Rizzo y Zobrist batearon sencillos seguidos por encima del intermedista, pero Tomlin se recuperó obligando a Russell a conectar elevado sin fuerza a la zona entre los jardines central y derecho. Inesperadamente, el novato Tyler Naquin y Lonnie Chisenhall se quedaron mirando la pelota a la espera de que la atrapara el otro y lo que debió ser el tercer out de la entrada se transformó en un doble que produjo dos carreras más y puso a Chicago en ventaja 3-0.

En la tercera entrada, Bryant bateó un elevado sin fuerza al jardín derecho y otra vez, Naquin y Chisenhall tuvieron problemas para comunicarse y casi chocan cuando Chisenhall se quedó con la pelota.

Cuando Zobrist bateó sencillo al jardín derecho para llenar las bases, con dos outs, el manager Terry Francona se llevó a Tomlin con apenas cinco outs y 48 lanzamientos. Russell recibió al relevista derecho Dan Otero con su enorme trancazo por el jardín central para apagar los gritos de los 38,116, incluyendo el astro de la NBA Lebron James, que estaban en el estadio.

El derecho Jake Arrieta lanzó 5.2 entradas de dos carreras para conquistar su segunda victoria de la Serie Mundial --ambas en Cleveland-- y el cubano Aroldis Chapman, quien había realizado un salvamento de ocho outs y 42 lanzamientos el domingo, volvió a entrar en la séptima entrada para apagar una rebelión y sacar cuatro outs con 15 lanzamientos para facilitar el triunfo de su equipo.

El miércoles, la Serie Mundial, y toda la temporada, se decidirán en un último tope, el sueño de los aficionados (y la televisión). ¡Habemus séptimus!

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Progressive Field
Getty ImagesIndios podría coronarse este martes 1 de noviembre en su casa, el Progressive Field.
CLEVELAND -- Cuando el cubano Aroldis Chapman realizó su titánico cierre de ocho outs en el Juego 5 de la Serie Mundial, no solamente mantuvo con vida a los Cachorros de Chicago, sino que además aseguró que el campeón de Grandes Ligas del 2016 recibirá la corona en noviembre.

Los Indios de Cleveland, que dominan 3-2 la gran final del béisbol, reciben a Chicago en Progressive Field el martes en el Juego 6. Cleveland necesita un triunfo para agenciarse su primer título desde 1948. Los Cachorros tendrían que ganar dos juegos seguidos como visitantes para quebrar una sequía que ya cumple 108 años.

Los derechos Jake Arrieta y Josh Tomlin abrirán por segunda vez en el certamen. Arrieta ganó el Juego 2, en la casa de los Indios, el domingo. Tomlin no permitió carreras en 4.2 entradas en el triunfo de Cleveland 1-0 en el tercer juego, en Wrigley Field.

Chapman ponchó cuatro bateadores y realizó 42 lanzamientos en 2.2 entradas el domingo, cuando Chicago venció a Cleveland 3-2 en su último juego en casa.

Por segundo año consecutivo, pero apenas por quinta ocasión en la historia, la temporada de las ligas mayores supera el Día de Halloween y cruza al undécimo mes del año, algo impensable cuando nació la Serie Mundial en 1903.

La primera vez que ocurrió fue en el 2001, cuando los ataques terroristas del 11 de septiembre obligaron a la oficina del comisionado a paralizar la temporada por una semana y comenzar la Serie Mundial el 27 de octubre, lo más tarde de todos los tiempos.

Los Diamantes de Arizona vencieron a los Yankees de New York en siete partidos y tres de los encuentros se jugaron en noviembre. En el último, el domingo 4, Arizona anotó dos carreras contra el gran Mariano Rivera para lograr el primer título de su historia, en apenas su quinto año de existencia.

En el 2009, cuando los Yankees atraparon su corona # 27, también se jugó hasta el 4 de noviembre. Esa noche, en Yankee Stadium, el japonés Hideki Matsui bateó un cuadrangular contra el dominicano Pedro Martínez y terminó el juego de 4-3 con seis impulsadas para liderar el triunfo, 7-3, y terminar siendo el Jugador Más Valioso de la serie.

En el 2010 y 2015, los Gigantes de San Francisco y los Reales de Kansas City se coronaron, contra los Rangers de Texas y Mets de New York, el 1 de noviembre.

En total, se han jugado ocho partidos de Grandes Ligas, todos en la Serie Mundial, en el mes de noviembre. El del martes será el noveno y la esperanza para los Cachorros es que haya un décimo.

"Nuestra meta es acabar todo pronto, pero sabemos que eso no será fácil", dijo Carlos Santana, durante las prácticas del lunes en el Progressive Field. "Pero cuando se está peleando la Serie Mundial, a nadie le importa si lo consigue en octubre, noviembre o diciembre. Ese es un título que todo el mundo recibiría en cualquiera de los 12 meses del año", agregó.

Hasta 1968, la Serie Mundial era la única ronda de postemporada en las ligas mayores. En 1969 se creó el sistema divisional y la Serie de Campeonato para decidir el representante de cada liga. En 1995 nacieron las Series Divisionales y desde el 2012 se agregó un partido de comodines entre los clubes con mejores marcas de cada liga, que no ganaron títulos divisionales.

Con cuatro rondas para definir al campeón, cada día podría ser más común se que se jueguen partidos de MLB en el mes de noviembre, excepto si progresa una idea del comisionado para recortar la temporada regular a menos de 162 juegos por clubes.

DENTRO DE LA SERIE

Próximos lanzadores: Los derechos Arrieta y Tomlin chocan en el Juego 6 de la Serie Mundial del 2016. Arrieta tiene 54-21 y efectividad de 2.52 en cuatro años con los Cachorros y tiene 2-0 en el Progressive Field, incluyendo su salida del pasado domingo. Tomlin tiene 49-39, 4.58 en siete años con la tribu y nunca anteriormente había enfrentado a Chicago.

Regresan a sus posiciones: Con el regreso de la Serie Mundial a estadio de la Liga Americana, Terry Francona puede usar a Carlos Santana y Mike Napoli en sus roles regulares de alternarse entre bateador designado y primera base, mientras que Joe Maddon puede agregar a Kyle Schwarber a la alineación de los Cachorros como bateador designado.

Los Indios fueron forzados a usar a Santana en el jardín izquierdo para mantenerlo junto a Napoli en la alineación. Chicago debió dejar en la banca a Schwarber, quien no fue autorizado por los médicos para jugar defensa.

NBA y Serie Mundial: Por segunda vez, un juego de la Serie Mundial en el Progressive Field coincidirá con un encuentro de los Cavaliers en el vecino Quicken Loans Arena. Mientras los Indios recibirán a los Cachorros, los Cavaliers, actuales campeones del baloncesto profesional, se medirán a los Rockets de Houston. Las casas de Indios y Cavaliers están ubicadas en la Plaza Gateway del centro de Cleveland.

Asistencia: Al quinto partido de la Serie Mundial asistieron 41,711 fanáticos, el quinto lleno consecutivo del evento. En total, a la Serie Mundial del 2016 han asistido 201,385 personas.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


CHICAGO -- Cuando los Cachorros de Chicago entregaron a los Yankees de Nueva York a cuatro de sus prospectos, incluyendo al valorado torpedero venezolano Gleyber Torres, por el relevista cubano Aroldis Chapman en la fecha tope de cambios a mediado del verano fue pensando en un momento como el del domingo.

Chapman sacó los últimos ocho outs del partido para que los Cachorros derrotaran 3-2 a los Indios de Cleveland en el quinto juego de la Serie Mundial. Los Indios aún tienen ventaja, 3-2, del evento que ahora se traslada a Cleveland para el juego 6 el martes y, si es necesario, un séptimo y decisivo choque el miércoles.

En la historia de 112 años de la Serie Mundial se han realizado 28 salvamentos de al menos ocho outs --incluyendo el relevo de cinco entradas del zurdo de los Gigantes de San Francisco, Madison Bumgarner, contra los Reales de Kansas City en el séptimo juego del clásico del 2014-- pero para los Cachorros el de Chapman es ultra especial.

Los Cachorros no ganaban un juego de Serie Mundial delante de sus aficionados desde el 8 de octubre de 1945 y perder otro no es opción si quieren quebrar la racha de 107 años sin conquistar un título. Para Joe Maddon, meter a su cerrador en la séptima entrada para defender una ventaja mínima por el resto del encuentro, no fue algo que necesitó pensar mucho.

''Era nuestra mejor oportunidad. Pienso que basado en el uso del bullpen recientemente, él estaba algo fresco. No había sido sobreusado ni en los playoffs ni en el final de la temporada'', dijo Maddon.

Por tercer día consecutivo, en el Wrigley Field se vivió un ambiente festivo, aunque con las derrotas de los dos días anteriores y el frío que hizo desde temprano, los fanáticos se mostraron un poco tímidos al principio, pero eso cambió con el paso de las entradas.

Abajo 1-3 en la serie, Maddon mandó al montículo al zurdo Jon Lester, quien realizaba su quinta apertura de Serie Mundial, empatando con su compañero John Lackey en el liderato entre los pitchers activos. El zurdo trabajó seis entradas para extender a 19 su racha de salidas de postemporada con al menos cinco inings.

Lester ponchó a los tres bateadores de la primera entrada, pero el dominicano José Ramírez le bateó jonrón solitario después de dos outs en el segundo.

Los Cachorros, que habían anotado dos carreras en sus últimas 25 entradas, pisaron el plato tres veces contra el derecho Trevor Bauer en el cuarto inning. El antesalista Kris Bryant dió señales de vida con su primer jonrón, y segundo hit de la Serie Mundial; Addison Russell empujó la segunda carrera con infield hit por tercera base y el receptor David Ross la tercera con elevado de sacrificio.

En la sexta entrada, los Indios se acercaron 3-2 con sencillo del puertorriqueño Francisco Lindor, que impulsó a Rajai Davis, quien se robó tres bases, el quinto de la historia que lo consigue en un partido del clásico de otoño.

Con el partido 3-2, Maddon decidió dejar a Lester en la cueva en la séptima entrada y mandó al box al relevista Carl Edwards Junior. El receptor venezolano Willson Contreras entró a recibir en lugar de su compatriota Miguel Montero, quien bateó de emergente por Ross, quien es el catcher personal de Lester.

Edwards permitió sencillo a Mike Napoli, pero dominó a Carlos Santana con elevado al jardín izquierdo. Entonces Maddon decidió cortar con intermediarios y subió al box a su lanzallamas cubano.

Chapman, quien no lanzaba en la séptima entrada desde el 17 de mayo del 2012 contra los Mets de Nueva York, ponchó al dominicano Ramírez con una recta a 101 millas por hora, golpeó a Brandon Guyer y dominó al puertorriqueño Roberto Pérez con rodado a la intermedia para terminar el episodio.

Chapman ponchó al receptor brasileño Yan Gomes comenzando el octavo, pero no entró a cubrir la primera base cuando Anthony Rizzo realizó una sensacional atrapada de zambullida hacia la raya en batazo de Davis. La situación se puso tensa cuando Davis se robó la intermedia.

Pero ''El Misil Cubano'' se repuso dominando a Jason Kipnis con elevado de foul por el jardín izquierdo y ponchó sin hacer swing al peligroso Lindor. En el noveno, Chapman retiró sin problemas a Mike Napoli, Santana y Ramírez, al último ponchándolo con una recta a 101 millas, su lanzamiento #42 del partido.

Su actuación más larga en Grandes Ligas había sido de 2.1 entradas, precisamente contra los Indios, el 9 de julio de este año en Cleveland, en un triunfo de los Yankees 7-6 en 11 episodios.

Chapman, quien será agente libre en una semana, tiene ocho ponches y un boleto y no ha permitido carreras en cinco entradas (tres apariciones) en la Serie Mundial.

''Es algo que normalmente no haces durante la temporada, pero hablé con Chappy antes del juego. El estaba avisado de que debía estar listo desde la séptima entrada'', dijo Maddon.

Y Chapman estaba listo. Después de todo, pensando en actos heroicos de ese tipo y en este escenario fue que los Cachorros pagaron caro para traerlo de Nueva York a Chicago para lo que podría ser una renta de dos meses.

DENTRO DE LA SERIE

Serie Mundial 3-2: En 65 ocasiones, la final de Grandes Ligas ha estado 3-2. En las 64 ocurrencias anteriores, el equipo en ventaja ha terminado siendo campeón en 43 series (67.%). Cleveland ganó las dos en que tuvo ventaja 3-2 (1920 contra Dodgers de Brooklyn y 1948 ante Bravos de Boston), mientras que Chicago está abajo 2-3 por quinta vez. En todas ha perdido la serie (1906, 1918, 1935 y 1945) y solo en una alargó el evento a un séptimo juego (1945).

Cal y arena de Báez: El puertorriqueño Javier Báez jugó una gran defensa y pegó un hit, el #16 de la actual postemporada, empatando con Kenny Lofton (2003) para la segunda mayor cantidad de un jugador de los Cachorros. El dominicano Moisés Alou (19 en 2003) tiene el récord.

Pero Báez también se ponchó tres veces y ahora batea .143 con nueve ponches en 21 turnos en la Serie Mundial. En la postemporada tiene 17 ponches y dos bases por bolas en 59 turnos.

Asistencia: Al quinto partido de la Serie Mundial asistieron 41,711 fanáticos, el quinto lleno consecutivo del evento. En total, a la Serie Mundial del 2016 han asistido 201,385 personas.

Además, por segundo día consecutivo, los fanáticos de los Indios en Cleveland llenaron el Progressive Field para ver el partido en la pantalla gigante instalada en el jardín izquierdo.

Personalidades: La cantante Lady Gaga y los actores Amy Schumer, Bill Murray, John Travolta y Vince Vaughn; la piloto de autos de carrera, Danika Patrick, y el jardinero del Salón de la Fama, Andre Dawson, entre las muchas personalidades que estuvieron en las gradas del Wrigley Field el domingo.

El antiguo intermedista Ryne Sandberg, miembro del Salón de la Fama, hizo el lanzamiento de la primera bola, ,mientras que Eddie Vedder, cantante de ''Pearl Jam'', canta el ''Llévame al Parque de Pelota'' de la 7ma entrada.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


CHICAGO -- El pitcheo siguió rondando la perfección en la postemporada y el manager Terry Francona su invencibilidad en la Serie Mundial para que los Indios de Cleveland se colocaran a un triunfo de su primer campeonato desde 1948.

El derecho Corey Kluber tuvo su quinta buena salida consecutiva en las eliminatorias de octubre y Carlos Santana y Jason Kipnis pegaron cuadrangulares para liderar la victoria de Cleveland 7-2 sobre los Cachorros de Chicago, el sábado, en el cuarto partido de la Serie Mundial del 2016.

Kipnis bateó de 5-3 con tres impulsadas y dos anotadas y Santana de 4-3 con anotada e impulsada. Dexter Fowler se fue de 4-2 con jonrón y doble por los Cachorros, que vieron al antesalista Kris Bryant, un favorito al Jugador Más Valioso de la Liga Nacional, irse de 3-0 y bajar su promedio a .071 en la serie.

Los Indios lideran 3-1 y tendrán tres oportunidades, comenzando el domingo, para atrapar su primer cetro de Grandes Ligas en 67 años. 40 de los 46 equipos (87%) que han tomado ventaja 3-1, han terminado ganando todo, incluyendo las últimas 10 ocasiones. El último equipo que logró recuperarse de estar abajo 1-3 en la Serie Mundial fue Reales de Kansas City, ante Cardenales de San Luis, en 1985.

Chicago, que no avanzaba a la final de las ligas mayores desde hacía 71 años y no gana desde 1908, no aprovechó el extraordinario ambiente a su favor que montaron los fanáticos en los últimos dos días. El domingo, cuando el zurdo Jon Lester enfrentará al derecho Trevor Bauer, tendrá su última oportunidad de ganar un partido en casa desde el sexto encuentro de la Serie Mundial de 1945, el 8 de octubre, contra los Tigres de Detroit.

Con el triunfo de los Indios, el manager Francona puso su récord en 11-1 en la Serie Mundial. Al frente de los Medias Rojas de Boston, Francona ganó invicto las finales del 2004 y 2007. Su única derrota ocurrió el miércoles en pasado en Cleveland. En el título del 2007, Francona se recuperó de estar abajo 1-3 ante Cleveland en la Serie de Campeonato y ganó los próximos siete encuentros.

''Estamos arriba, no estamos abajo'', dijo Francona. ''Mañana vamos a salir a jugar y la única diferencia es que tendremos nuestras maletas empacadas, porque vamos a casa, de una manera u otra'', agregó.

La clave de los Indios en los primeros cuatro partidos de la Serie Mundial y a lo largo de todos los playoffs del 2016 ha sido pitcheo, pitcheo y pitcheo. El staff de lanzadores de Francona tiene marca de 10-2, efectividad de 1.68 (20 carreras limpias en 107.0 entradas), 31 bases por bolas y 120 ponches en las eliminatorias.

Kluber encabeza a los abridores con 4-1, 0.89 (3 CL en 30.1 IL), ocho boletos y 35 ponches, mientras que el zurdo Andrew Miller es el amo y señor del bullpen, con 17 entradas de una carrera y 29 ponches en nueve apariciones. Kluber tiene la segunda mejor efectividad de una postemporada y Miller el récord de ponches para un relevista.

Entre Miller y el cerrador Cody Allen se combinan para una carrera en 27 entradas, ocho boletos y 47 ponches. El bullpen tiene marca de 4-0, efectividad de 1.69 (9 CL en 48 IL), 15 bases por bolas y 62 ponches.

Sorprenden más esos números cuando se toma en cuenta que Cleveland ha enfrentado en la postemporada a tres de los clubes que más batearon en la temporada regular: Boston, Azulejos de Toronto y Chicago.

''Pienso que nuestros lanzadores han hecho un trabajo magnifico, pero pienso que los que están sorprendidos no conocen bien a nuestros pitchers'', dijo Francona. ''Aún tenemos un trabajo por hacer, pero hay una razón por la que están lanzando de esa manera'', agregó el piloto.

En el otro de la moneda, tenemos a los Cachorros. Chicago claramente fue el mejor equipo de Grandes Ligas desde abril hasta el arranque de la Serie Mundial. Pero el equipo que sobreanotó a sus rivales por 252 carreras, apenas batea .204 con siete carreras y 39 ponches en los primeros cuatro juegos de la Serie Mundial y .217 con 127 ponches en 479 turnos en la postemporada.

La tropa de Joe Maddon ha sido blanqueada en cuatro oportunidades y anotó dos o menos carreras en cinco de sus últimos 10 partidos.

''El pitcheo de Cleveland ha sido anormal de alguna manera. Han lanzado en grande. Han sido asombrosos, no solamente ahora, sino en toda la postemporada'', dijo Maddon. ''Nosotros, obviamente, estamos en un momento malo, como los otros equipo que lo enfrentaron'', agregó.

''Si supiéramos la razón del slump, lo resolveríamos'', dijo el receptor venezolano Miguel Montero. ''Pero no lo sabemos y nuestra única opción es salir a ganar tres juegos consecutivos. No tenemos otra opción'', dijo.

DENTRO DE LA SERIE

Maddux, Jenkins y Vaughn: Los ex lanzadores de los Cachorros y miembros del Salón de la Fama, Greg Maddux y Fergie Jenkins, hicieron el lanzamiento de la primera bola el sábado en Wrigley Field. Maddux comenzó su carrera y ganó el primero de sus cuatro premios Cy Young con la camiseta de los Cachorros. Jenkins ganó un Cy Young y lanzó con Chicago en 10 de sus 19 años en las ligas mayores.

El actor Vince Vaughn (''True Detective'', ''Old School''), un ardiente fanático de los Cachorros, interpretó el tradicional ''Take Me Out To The Ballgame'' (''Llévame Al Parque De Pelota'') en la séptima entrada.

Serie 3-1: Cuando un equipo se ha puesto en ventaja 3-1 en la Serie Mundial, en el 56.5% de las ocasiones (26 de 47) ha ganado el quinto juego para coronarse campeón. En sentido general, el 87% de los que tomaron ventaja 3-1 fueron campeones.

Para Cleveland es la quinta vez en su historia que se pone 3-1 arriba en una serie de postemporada, incluyendo en la Serie Mundial de 1948, cuando vencieron a los Bravos de Boston. Esta es la sexta vez que Chicago cae abajo 1-3 y en ninguna de las anteriores logró recuperarse.

Pitchers del juego 5: El derecho Trevor Bauer abrirá por los Indios y el zurdo Jon Lester por los Cachorros en el juego 5 de la Serie Mundial del 2016. Bauer y Lester trabajaron en derrotas de sus clubes arrancando el clásico de otoño.

Lester sufrió su primera derrota de la postemporada el martes en Cleveland, cuando permitió seis hits y tres carreras en 5.2 entradas en el choque que Cleveland ganó 6-0. Los Cachorros ganaron 5-1 al día siguiente y Bauer cargó con el revés, tras ser atacado con seis hits y dos carreras en 3.2 innings.

Asistencia: Al cuarto partido de la Serie Mundial asistieron 41,706 fanáticos, el cuarto lleno consecutivo del evento. En total, a la Serie Mundial del 2016 han asistido 159,674 personas.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


CHICAGO -- Fue la mejor partida que recuerda el mundo desde el choque entre el retador estadounidense Bobby Fisher y el campeón soviético Boris Spassky en el Campeonato Mundial de Islandia en 1972, con la única diferencia que ahora se jugó en uno de los campos más míticos del béisbol y no frente a un tablero de cuadros.

En un magnifico duelo de pitcheo, los Indios de Cleveland derrotaron 1-0 a los Cachorros de Chicago, el viernes, en un festivo, eléctrico y mágico Wrigley Field para irse al frente 2-1 en la Serie Mundial de Grandes Ligas.

El bateador emergente Coco Crisp pegó un sencillo al jardín derecho para empujar al corredor emergente Michael Martínez con la única carrera del encuentro, el primero de Serie Mundial en 71 años en la histórica casa de los Cachorros. Los lanzadores de Cleveland propinaron su quinta blanqueo de la postemporada, un récord de todos los tiempos, mientras que los bateadores de Chicago fueron dejados en blanco por cuarta vez en nueve choques.

Tanto como el desempeño de los lanzadores en el mínimo marcador que puede tener un juego de pelota, fue la guerra de estrategias entre los dirigentes Terry Francona, de Cleveland, y Joe Maddon, de Chicago, que convirtieron el tercer juego del clásico de otoño en un match de ajedrez al mejor estilo del campeonato mundial.

La salida de ambos managers fue casi perfecta. Por medio partido, los abridores Josh Tomlin y Kyle Hendricks mantuvieron la pizarra en blanco, aunque ninguno completó las cinco entradas.

Hendricks, quien comenzó el partido con efectividad de 1.69 en tres partidos de postemporada y venía de amarrar a los Dodgers de Los Ángeles con 7.1 entradas de dos hits en el juego decisivo de la serie de campeonato, sorteó un par de situaciones para mantener la doble lechada por los primeros cuatro episodios. En el quinto, cuando los Indios atacaron, Maddon hizo su movida.

El novato Tyler Naquin bateó sencillo al jardín izquierdo en cuenta de 3-2 contra Hendricks, Tomlin se sacrificó por segunda vez en la noche, Carlos Santana negoció base por bolas en 3-2 y Jason Kipnis fue golpeado en el quinto lanzamiento del turno.

Hendricks llegó a 85 lanzamientos y aunque había extendido a 15 su cadena de entradas sin ceder carreras en la postemporada, cuando el caliente Francisco Lindor se asomó al plato, Maddon apretó el botón de ''redial'' en su teléfono en la caseta para llamar al bullpen.

El derecho Justin Grimm entró para enfrentar al puertorriqueño Lindor, quien iba de 2-2 en el encuentro y era el primer jugador desde Mickey Mantle en 1952 en batear de 9-5 en los primeros tres juegos del clásico de otoño.

Lindor bateó fouls consecutivos a curvas de Grimm, pero luego dejó pasar tres pitcheos tirados deliberadamente fuera de la zona de strike. En el sexto envío, Lindor bateó fuerte por la segunda base, donde su compatriota Javy Báez se combinó con el torpedero Addison Russell y el inicialista Anthony Rizzo para completar una doblematanza de oro y mantener el 0-0.

En el cierre del episodio, Tomlin permitió sencillo del cubano Jorge Soler, pero dominó los siguientes dos bateadores. Cuando Maddon, en otra movida agresiva, mandó de emergente al receptor Miguel Montero, un bateador zurdo, Francona respondió con una jugada maestra. Su mejor pitcher, el relevista zurdo Andrew Miller, entró a lanzar, y el jardinero Rajai Davis sustituyó a Santana, un improvisado jardinero izquierdo, para fortalecer la defensa.

Con la movida, Francona buscaba alargar la permanencia de Miller en el partido. Miller se quedó bateando por el abridor Santana y Davis por por el noveno Tomlin.

Maddon no respondió con un bateador derecho y mantuvo a Montero, quien pescó un slider de Miller en cuenta de 1-2 y metió una tremenda línea por el jardín derecho, donde el no muy elegante Lonnie Chisenhall hizo una buena jugada que devolvió a los nerviosos 41,703 aficionados en el parque de regreso a sus asientos.

''Fue un gran contacto contra un lanzador con un gran slider, pero no pudimos ganar que es lo que importa'', dijo Montero luego del partido. ''Cuando Francona mandó a Miller, miré a la banca por si el manager me iba a sacar, pero me dejó y eso me dió confianza'', apuntó.

Miller retiró a los cuatro bateadores que enfrentó, tres ponchados, para extender su ridículo dominio de la postemporada a 15 ceros y 27 ponches en ocho apariciones. Miller tiene la quinta mayor cantidad de innings en blanco en una postemporada y está a un ponche de empatar el récord para un relevista (el venezolano Francisco Rodríguez tuvo 28 con Anaheim en el 2002).

En el séptimo acto, Francona volvió a mover sus piezas buscando el resultado para tomar la ventaja en la serie y asegurar, en el peor de los casos, un regreso a casa el martes.

El receptor venezolano Roberto Pérez, quien conectó dos jonrones en la victoria del juego 1, abrió con sencillo contra el relevista Carl Edwards Jr. El dominicano Michael Martínez entró a correr por Pérez y avanzó a segunda por sacrificio de Naquin y se movió a tercera por lanzamiento desviado del lanzador. Después que Rajai Davis recibiera boleto, a Francona no le tembló el pulso para mandar a batear al veterano Coco Crisp a batear Miller.

Era la jugada adecuada, pero si Crisp fallaba, el partido no solamente seguiría sin carreras, sino que Miller, acostumbrado a relevos de dos o más entradas en esta postemporada, quedaría fuera del escenario después de cuatro bateadores enfrentados.

Crisp bateó una línea al jardín derecho que mandó al plato a Martínez con la única carrera del partido.

Martínez entró como corredor y luego jugó en el jardín central y la tercera base y hasta eso le salió bien a Francona.

''Fue agonizante'', dijp Francona sobre jugar en un estadio de Liga Nacional, sin el bateador designado y obligado mandar emergentes por el lanzador.

''Teníamos a Santana en el jardín izquierdo. No es un jardinero izquierdo. Necesitábamos un movimiento. Mandamos un corredor por un catcher. Estábamos a ganar ese juego en nueve innings o Kluber iba a tener que batear de emergente'', agregó.

Chicago amenazaría en la novena entrada, pero Báez fue ponchado por Cody Allen con la carrera del empate en tercera base y la del triunfo en segunda base con dos outs en la segunda blanqueada 1-0 que sufren los Cachorros en casa en la Serie Mundial. La otra se la propinó Babe Ruth, de los Medias Rojas de Boston, en 1918.

Miller (1-0 en la Serie Mundial, 2-0 en los playoffs) obtuvo la victoria, Bryan Shaw (1.2 IL) y Allen (1.1 IL) se encargaron de los últimos nueve outs y Cleveland se puso a la mitad del camino de su primera corona de la Serie Mundial desde 1948. Edwards (0-1) fue el derrotado, pese a que el pitcheo de Chicago también fue brillante, con 10 ponches y una carrera en nueve entradas.

Pero tal y como sucedió entre Fisher y Spassky en ''El Match del Siglo'' hace 44 años --donde el norteamericano ganó la última partida por abandono del ruso--, Francona obtuvo mejores resultados con sus movimientos que Maddon, en uno de los grandes juegos de la historia reciente de la final de Grandes Ligas.

''Pienso que el partido fue bien jugado'', dijo Maddon. ''El pitcheo hizo su trabajo, tuvimos un gran relevo, una buena defensa. Es verdad que buscamos algunos pitcheos fuera de la zona al bate, pero jugamos un gran juego de béisbol. Vamos a estar bien'', agregó.

DENTRO DE LA SERIE

¿Hogar, dulce hogar?: Los Cachorros pusieron su marca en 2-12 en Wrigley Field en la Serie Mundial. Es el peor porcentaje de éxito entre todos los equipos que han jugado al menos cinco partidos en casa en el evento.

Chicago merece más: La ciudad de Chicago se desbordó para apoyar a los Cachorros en su primer juego de Serie Mundial en Wrigley Field desde el 10 de octubre de 1945. Aunque el parque solamente tienen capacidad para acoger cerca de 42 mil aficionados, más del doble de esa cantidad inundó el barrio Wrigleyville para estar cerca del acontecimiento. Fue una verdadera fiesta de colores, emociones y sentimientos la que se vivió cerca del parque, desde la mañana del viernes hasta la madrugada del sábado.

Especialistas en blanqueos: Los Indios tienen cinco blanqueadas en la postemporada, pero el triunfo 1-0 sobre Chicago el viernes, fue el primero de la Serie Mundial desde que los Medias Blancas de Chicago superaron a los Houston Astros en el cuarto choque del 2005, con el que completaron la barrida y atraparon el título bajo el mandato del venezolano Ozzie Guillén.

Cuando la serie está 2-1: El equipo ganador del tercer partido de una Serie Mundial empatada 1-1 ha terminado coronándose campeón en el 65% de las ocurrencias. Ese ha sido el caso en cuatro de las últimas seis y en 11 de 14. Los Indios tienen foja de 5-3 en sus últimos ocho juegos #3 con series de playoffs empatadas 1-1. Chicago tiene 6-16 en el tercer juego de todas sus series de playoffs.

Próximos pitchers: Los Indios tendrán la oportunidad de ponerse 3-1 en ventaja el sábado, cuando mandarán al montículo a su estelar derecho Corey Kluber, quien tiene 3-1, 0.74 en la postemporada y blanqueó a los Cachorros por seis entradas en el primer juego. Kluber solamente ha permitido carreras en una de sus cuatro aperturas de playoffs.

''Nadie es imbateable'', dijo el relevista dominicano de los Cachorros, Pedro Strop. ''Kluber es un gran lanzador, pero nadie es imbateable'', dijo.

Por los Cachorros va el derecho John Lackey, quien tiene marca de 8-5 y efectividad de 3.26 en 25 juegos (22 salidas) en playoffs.Lackey, de 38 años, ha concedido cinco carreras en ocho entradas y no ha superado el ecuador del partido en dos presentaciones en esta postemporada.

Asistencia: Al tercer partido de la Serie Mundial asistieron 41,703, el tercer lleno consecutivo del evento. En total, en tres juegos a los parques de Cleveland y Chicago han asistido 117,968 personas.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


AL INICIO