<
>

Reunión entre Arum y Pacquiao genera especulación sobre futuro del boxeador

La reunión se dio sin un plan específico, pero confirmó que 'Pacman' sigue siendo un imán de taquilla. Getty Images

MÉXICO – El filipino Manny Pacquiao recibió en Filipinas al legendario promotor neoyorquino Bob Arum y el encuentro suscitó innumerables rumores sobre el futuro del multicampeón asiático, que recién se convirtió en campeón welter de la Asociación Mundial de Boxeo al vencer al argentino Lucas Matthysse en Malasia.

De arranque, Bob Arum promueve a peleadores como Vasiliy Lomachenko y Terence Crawford, considerados por muchos como los dos mejores libra por libra del mundo, y quienes son posibilidades naturales, aunque arriesgadas, para el latente regreso de Manny a territorio estadounidense.

La reunión se dio sin un plan específico, ya que de acuerdo con el diario Manila Bulletin, Arum notificó la noche del jueves a Pacquiao de su visita a Manila, y el viernes durante el día se reunieron en un espacio que tuvo Manny para el que fuera su promotor desde hace más de 14 años.

La inesperada visita de Arum a Pacquiao se da días después de que el promotor británico Eddie Hearn, que lanzó hace unas semanas un millonario proyecto de boxeo que será transmitido a través del sistema digital DAZN, hablara precisamente de la posibilidad de hacer negocios con el ‘Pacman’.

Manny afirmó hace unas semanas que era agente libra tras culminar su contrato de trabajo con Top Rank, y que estaba disponible para negociar las mejores ofertas habidas y por haber en el deporte de los puños, sin intermediarios, a nombre de MP Promotions, su empresa.

Sin embargo, Arum, que firmó una extensión de contrato con ESPN hasta 2025 para promover innumerables carteleras de boxeo a través de las diversas plataformas del Líder Mundial en Deportes, logró que la pelea de Pacquiao y Matthysse se transmitiera en territorio estadounidense a través de la aplicación ESPN+.

La visita de Arum confirma que, a pesar de ser un veterano de mil batallas, Pacquiao sigue siendo un imán de promotores, peleadores y fanáticos, motivo por el que su nombre suena fuerte en el medio, incluso por encima de otros peleadores que están atravesando por su mejor momento.