<
>

Miguel Berchelt quiere unificar en la abierta división junior ligero

play
Miguel Berchelt derribó a Mickey Román en la novena ronda (1:15)

Tras una emocionante pelea llena de acción, el pugilista mexicano defendió con éxito su título de WBC 130 libras. (1:15)

Campanazo inicial: La división junior ligero

Si hay una división tan abierta como se podría imaginar, con claridad nula sobre quién es el rey, es el peso junior ligero. Y, desafortunadamente, no espere que haya ninguno en el futuro cercano.

Miguel Berchelt, que ocupo el puesto número 1 en las clasificaciones divisionales de ESPN en las 130 libras pero sin una fuerte convicción, retuvo su título mundial por cuarta vez en una batalla tremenda, llena de acción, pero sobre todo unilateral, contra el retador obligatorio y compatriota mexicano Miguel "Mickey" Román el sábado por la noche en el Centro Don Haskins en El Paso, Texas.

Berchelt (35-1, 31 KOs), de 26 años, anotó tres caídas durante su nocaut en el noveno asalto del valiente guerrero Román(60-13, 47 KOs), de 32, quien dio todo lo que tenía, al igual que Berchelt. Los rivales definitivamente estuvieron a la altura de su promesa previa a la pelea de una pelea memorable acorde con sus héroes de boxeo mexicano.

Román, a pesar de tantas peleas y derrotas, es un contendiente de calidad. Sería difícil para cualquiera en la división, por lo que esta es una buena victoria para Berchelt, quien también posee victorias notables contra Takashi Miura y Francisco Vargas, de quien ganó el cinturón el año pasado.

Después de la tremenda batalla, Berchelt reiteró lo que dijo antes de la pelea: que quiere unificar títulos antes de ver un eventual ascenso al peso ligero en algún momento de 2019 para desafiar al campeón y al rey Vasiliy Lomachenko en una pelea que no es muy difícil de lograr y probable debido a sus vínculos con el promotor Top Rank.

Pero antes de eso, Berchelt quiere una pelea de unificación y recita los nombres de los otros titulares en una división que cuenta con un gran talento en la parte superior con Tevin Farmer (27-4-1, 6 KOs), Gervonta Davis (20-0, 19 KOs), Masayuki Ito (24-1-1, 12 KOs) y el titular secundario Alberto Machado (21-0, 17 KOs).

A diferencia de una pelea potencial ante Lomachenko, estas peleas de 130 libras parecen ser poco probables. Farmer, que lució sensacional en un nocaut en el quinto asalto de James Tennyson el 20 de octubre, recientemente firmó un acuerdo de promoción para traer al promotor de boxeo de Matchroom Eddie Hearn, cuyo establo es exclusivo de DAZN.

Davis está vinculado a Premier Boxing Champions, lo que significa que pelea en Showtime o Fox y, además, está vinculado a una probable pelea a principios de 2019 con Abner Mares.

Ito, quien superó a Christopher Díaz para ganar un cinturón vacante en un thriller de julio, podría pelear en Japón a fines de diciembre y después podría regresar a Estados Unidos para una defensa en una cartelera de Top Rank contra Jamel Herring. Y Machado, quien viene de un explosivo nocaut en el primer asalto de Yuandale Evans el 27 de octubre, es promovido conjuntamente por Golden Boy, que acaba de firmar un gran acuerdo con DAZN.

Eso significa que, aparte de la posibilidad de que Berchelt se enfrente al ganador de una posible pelea de Ito-Herring, que probablemente sea la menos interesante de todas las posibilidades, no confíe en que Berchelt logre una pelea de unificación.

Si pudiera agitar una varita mágica, me gustaría ver a Berchelt-Machado. Ese es un gran enfrentamiento de estilo entre boxeadores agresivos y una pelea clásica entre México y Puerto Rico. Se puede soñar, ¿verdad?

En el lado positivo, quizás podríamos ver a Farmer-Machado ya que Hearn y Golden Boy están con la misma emisora ​​y parece que se llevan bien entre sí. Pero incluso si eso sucede, e incluso si Berchelt tiene la oportunidad de unificar con el ganador de una posible pelea de Ito-Herring, aún no habrá claridad en las 130 libras.

¿Dónde está la World Boxing Super Series cuando la necesitas?

Continúa el WBSS

Hubo dos combates de cuartos de final de World Boxing Super Series el sábado en el SSE Hyrdo en Glasgow, Escocia, los cuales terminaron de manera sorprendente.

En el evento principal, el sembrado No. 2 Josh Taylor (14-0, 12 KOs), de 27 años, la estrella del país de origen, arrasó a Ryan Martin (22-1, 12 KOs), de 25, de Cleveland, deteniéndolo en el séptimo asalto de una pelea abrumadoramente desequilibrada en el torneo de peso welter junior. No fue tanto que Taylor ganó sino que fue una sorpresa que Martin nunca estuvo en la pelea ni un solo segundo.

Taylor dominó con velocidad, poder y habilidades, absolutamente desconcertando a Martin, que no tenía ni idea y no podía o no quería lanzar golpes. Fue tan parcial que Abel Sánchez, el entrenador de Martin, comenzó a amenazar con detener la pelea en la esquina después del cuarto asalto.

Taylor cortó a Martin sobre su ojo izquierdo en el sexto asalto, le hinchó el ojo derecho en el séptimo y lo derribó con una derecha más tarde en el séptimo, lo que provocó que el árbitro Victor Loughlin detuviera la pelea a los 2 minutos y 21 segundos.

En el torneo de peso gallo, Nonito Donaire (39-5, 25 KOs), de 35, un filipino que pelea desde Las Vegas, quien ganó títulos mundiales en cuatro divisiones, regresó a 118 libras por primera vez desde que sostuvo el cinturón allí en 2011. En el crepúsculo de su carrera, y luego de una derrota en abril ante Carl Frampton en el peso pluma, Donaire sacó la sorpresa para ganar otro título mundial al derrotar al sembrado No. 1 Ryan Burnett (19-1, 9 KOs), de 26, de Irlanda del Norte, de manera inusual.

Fue una pelea competitiva y emocionante hasta el final del cuarto asalto cuando Burnett pareció lesionarse la espalda o la cadera lanzando una derecha. Tenía tanto dolor que se arrodilló para una caída. Terminó el asalto apenas capaz de moverse cuando Donaire lo azotó con fuertes golpes. En la esquina después del asalto, el entrenador Adam Booth detuvo la pelea, oficialmente el primer segundo del quinto asalto.

Donaire, un miembro seguro del Salón de la Fama, mostró a su clase cuando escribió en las redes sociales que quería "enviar oraciones de sanación a Ryan Burnett y agradecerle por compartir el cuadrilatero conmigo. ¡Sé que se curará y volverá al ring pronto!"

El siguiente paso: Taylor avanzó a las semifinales para desafiar al campeón mundial Ivan Baranchyk (19-0, 12 KOs), de 25 años, de Rusia, quien reclamó un cinturón vacante con su detención en el séptimo asalto de Anthony Yigit en los cuartos de final del 27 de octubre. Esta pelea tiene fuegos artificiales escritos en una combinación de habilidades y precisión de Taylor contra la intensa presión de Baranchyk. Donaire pasa a una pelea por la unificación del título mundial en las semifinales contra el también zurdo Zolani Tete (28-3, 21 KOs), de 30 años, de Sudáfrica, quien retuvo su cinturón por decisión competitiva sobre Mikhail Aloyan en una pelea de cuartos de final del 13 de octubre.

Peleas que pudo haberse perdido

Sabado en Nueva York

Peso semicompleto Sullivan Barrera (22-2, 14 KOs) G10 Seanie Monaghan (29-2, 17 KOs), tarjetas: 99-91 (dos veces), 98-92.

Barrera, de 36 años, un desertor cubano que pelea desde Miami, Florida, entró en la pelea, que encabezó una cartelera de Golden Boy Fight Night en Facebook Watch, con la necesidad de una victoria después de sufrir una derrota por nocaut en el 12° asalto cuando desafió al campeón mundial Dmitry Bivol en su pelea anterior en marzo. Monaghan, de 37 años, boxeador de Long Island, Nueva York, parecía el oponente ideal para él, un tipo con un nombre decente pero que no se le acerca en destreza y habilidad, y lo fue. Después de un comienzo un poco lento, Barrera dominó a fondo la pelea amigable para los fanáticos. Aterrizó su gancho de izquierda con autoridad y, según CompuBox, consiguió el doble de golpes de poder que Monaghan (144-72). Barrera vuelve a la caza del título y Monaghan perdió por segunda vez en sus últimas tres peleas, demostrando de nuevo que cuando sube de categoría, no puede enfrentarse a los oponentes de clase mundial.

Sábado en Glasgow, Escocia

Peso welter junior Viktor Postol (30-2, 12 KOs) G10 Siar Ozgul (14-2, 3 KOs), tarjetas: 99-91 (el árbitro fue el único anotador).

En la cartelera secundaria de la World Boxing Super Series, el ex campeón mundial Postol, de Ucrania, de 34 años, el suplente de la pelea en el torneo de peso welter junior entre Josh Taylor y Ryan Martin, se mantuvo ocupado con una casi blanqueada de Ozgul, un nativo de Turquía que pelea desde Inglaterra, que perdió su segunda pelea consecutiva. Postol, quien perdió su cinturón ante Terence Crawford en una pelea de unificación en el 2016, se recuperó de una derrota por decisión ante Taylor en junio.

Peso gallo Paul Butler (27-2, 14 KOs) G10 Yoan Boyeaux (41-6, 26 KOs), tarjetas: 99-91 (el árbitro fue el único anotador).

El ex campeón mundial Butler, de 29 años, de Inglaterra, el suplente de la pelea del evento principal del torneo entre Ryan Burnett y Nonito Donaire, tuvo un buen entrenamiento contra Boyeaux, de 30 años, de Francia, cuando se recuperó de manera dominante luego de ser derribado dos veces y perder una decisión ante Emanuel Rodríguez por un título mundial vacante de peso gallo en mayo.