<
>

Bryant quiere hablar "hombre a hombre" con Big Ben

HENDERSON, Nev. -- Cuando los Pittsburgh Steelers se reporten a su campamento de entrenamiento en par de semanas, al ala abierta Martavis Bryant le gustaría sostener una conversación con el quarterback Ben Roethlisberger.

"Siento como que tenemos que hacerlo", dijo Bryant a ESPN el jueves en un descanso de su entrenamiento de temporada muerta en el calor de 109 grados en el desierto de Nevada. "Debemos tener una conversación de hombre a hombre. Porque algunas de las cosas que dijo sobre mí, yo en realidad no estaba de acuerdo en la forma en la cual lo hizo. Me quiero sentar con él y escuchar su opinión, hombre a hombre, sobre el por qué lo hizo".

Bryant es el potencial ala abierta de los Steelers que fue suspendido por cuatro partidos en el 2015 y la temporada completa de 2016 por violar la política de la liga sobre el abuso de sustancias. Cuando Bryant fue suspendido el año pasado, Roethlisberger lo criticó públicamente, diciendo al Pittsburgh Post-Gazette que Bryant le había mentido y que el equipo se sentía "decepcionado" por las acciones del talentoso receptor.

"Digo, en aquel momento, yo estaba pasando por mucho. En realidad no estaba ni siquiera preocupado por su opinión en aquel momento porque sencillamente estaban pasando muchas cosas", dijo Bryant. "Él es mi hermano. Lo amo. Pero al mismo tiempo, tengo mi propia familia lejos del futbol americano. Tengo mis propios problemas. Yo no voy a ir a donde ti y abrirme y contarte lo que está ocurriendo en mi vida personal. Así es como yo soy. Sencillamente no vimos las cosas de igual manera, pero en cuanto ahora, todo está fabuloso".

Bryant fue condicionalmente reinstalado por la liga en abril, dice que ha estado limpio por más de un año y espera que no habrán más problemas con su regreso planificado a la NFL para el 2017. Dice que está entrenando más duro que nunca en la temporada muerta. Pero también piensa que hay algunas cosas que él y su quarterback tienen que hablar antes de que comience la temporada.

"No hemos tenido la oportunidad de sentarnos a hablar", dijo Bryant. "Yo tengo la esperanza de hacerlo antes de que comience la temproada. Si no, no hay problema. Aún así, yo voy a salir a hacer mi trabajo y hacer lo que tenga que hacer para ser el mejor compañero de equipo posible".

Roethlisberger dijo este verano que Bryant tenía que "ganarse la confianza de todo el mundo" y que tenía la esperanza de que Bryant viniera a hablar con él. A Bryant se le preguntó como él esperaba que fuera la conversación.

"En realidad no importa", dijo Bryant. "Hablaremos de hombre a hombre. Uno dice las cosas, hombre a hombre, explícame lo que querías decir".