<
>

¿Podrán robarle a Aaron Rodgers el premio al Más Valioso de la NFC Norte?

No es unánime. Esperen, sí, lo es. Traten de actuar como si estuvieran sorprendidos cuando lean a quién eligieron nuestros reporteros de la NFC Norte como el Jugador Más Valioso de la división.

Rob Demovsky, reportero de los Green Bay Packers: Olvídense del galardón al Jugador Más Valioso de la división; Aaron Rodgers es uno de los favoritos para el Premio al Jugador Más Valioso de la NFL. Sería el tercer reconocimiento de su carrera.

Pudo haberlo ganado la temporada pasada de no haber sido por un lento inicio, pero nadie jugó mejor fútbol americano que Rodgers en los últimos 10 partidos de la temporada pasada. En ese periodo, que incluyó la postemporada, Rodgers tuvo marca 8-2 y lanzó 28 touchdowns por sólo dos intercepciones.

Rodgers tiene una de las mejores colecciones de armas --un nutrido cuerpo de receptores que incluye a Jordy Nelson, Davante Adams y Randall Cobb, además sus alas cerradas cuentan con Martellus Bennett, Lance Kendricks y Richard Rodgers-- que ha tenido quizás desde su temporada de Super Bowl. Si Ty Montgomery puede elevar el ataque terrestre a respetable, Rodgers debería tener un gran año de nuevo.

Jeff Dickerson, reportero de los Chicago Bears: Rodgers. Doy la misma respuesta todos los años. Rodgers es uno de los grandes mariscales de campo de todos los tiempos. La temporada pasada, lanzó para 4,428 yardas, 40 touchdowns y siete intercepciones. Sumó nueve anotaciones en la postemporada. Espero números similares en el 2017. Rodgers probablemente puede perseguir a Tom Brady y jugar hasta que tenga 40 años de edad.

Ben Goessling, reportero de los Minnesota Vikings: Rodgers. Lave, enjuague, repita. El mariscal de campo realizó uno de sus mejores trabajos hacia el final de la temporada pasada, luego de su declaración de "dar vuelta a la situación" y tiene un mejor elenco de jugadores a su alrededor de lo que ha tenido en cuatro o cinco años, con Bennett y Kendricks uniéndose a baluartes ofensivos como Nelson y un mejorado cuerpo de receptores con Adams y Geronimo Allison.

Aún queda por ver qué tan bien correrán el balón los Packers, con Montgomery, Aaron Ripkowski y un trío de novatos, pero Rodgers, quien cumple 34 años en diciembre, será el catalizador, como de costumbre. Tiene algunas cosas que mostrar, también. Ahora tiene dos derrotas en el Juego por el Campeonato de la NFC en las últimas tres campañas, luego de la paliza sufrida ante los Atlanta Falcons en enero y si puede llegar a su segundo Super Bowl, los Packers jugarían en el estadio de los Vikings en febrero.

Michael Rothstein, reportero de los Detroit Lions: Esta es una respuesta muy sencilla, es Rodgers. El mariscal de campo de los Packers sigue siendo uno de los mejores jugadores de la liga y un chico que ha guiado a su equipo continuamente a títulos divisionales y apariciones en los playoffs.

La segunda mitad de su campaña en el 2016 fue de lo mejor que ha jugado en su carrera, incluyendo una marca personal con 40 pases de touchdown. No ha lanzado más de 10 intercepciones en una campaña desde el 2010 (una estadística increíble) y es la principal razón por la que los Packers son contendientes perennes al Super Bowl. Si los Lions llegan de nuevo a los playoffs, Matthew Stafford debería recibir algo de consideración también, pero este título pertenece a Rodgers.