<
>

Aaron Rodgers, frustrado por pobre esfuerzo de jóvenes receptores

play
Niño que venció cáncer corrió para TD protegido por todo el equipo de los Jets (0:23)

Gio Toribio es un sobreviviente de cáncer que fue invitado por la franquicia neoyorquina a participar en un partido de entrenamiento. (0:23)

GREEN BAY, Wis. -- Aaron Rodgers terminó la práctica del martes al frente del equipo scout de los Packers y no le gustó nada la forma en que el grupo trabajó.

Trabajar con el equipo scout es señal inequívoca de que Rodgers no jugará en el primer juego de pretemporada de los Packers el jueves, ante los Tennessee Titans.

Esto no impidió que Rodgers terminara frustrado porque en la última jugada de la sesión, lanzó el balón hacía un par de dummies defensivos en la banda.

El enojo del pasador no fue por las asignaciones del equipo scout.

De hecho, fue lo contrario.

La frustración de Rodgers se originó del hecho de que los jóvenes jugadores de los Packers, la mayoría receptores, no parecieron dar el esfuerzo que el ejercicio merecía. Al parecer, el objetivo era simple: leer la tarjeta que muestra la jugada que los coaches desean que se ejecute para darle a la defensiva titular la alineación que verá ante los Titans.

“Fue una de las peores sesiones de tarjetas que he tenido”, lamentó Rodgers. “No sé cómo se puede facilitar más ese ejercicio. Literalmente, tienes la jugada con nuestra terminología en la tarjeta y el nivel de esfuero fue muy bajo, especialmente en relación a lo que estoy acostumbrado a ver.

“He tenido muchos ejercicios (de tarjetas) por muchos años, así que no es un buen inicio para nosotros en ese aspecto con los jóvenes. DeAngelo Yancey realmente ha progresado, G-Mo (Geronimo Allison), obviamente. Jake Kumerow, pero el esfuerzo de los demás fue pobre”, insistió.

Bienvenido a la NFL al estilo Rodgers.

Cuando se le preguntó si su intención era enviar un mensaje, Rodgers indicó que sólo respondía a una pregunta sobre algo que, en su opinión, fue evidente para quien vio el final de la práctica.

“Hubieron errores mentales. Eso es lo frustrante. Una cosa es que si imaginas una jugada y piensas en ella estés fuera de ritmo, pero cuando ves la jugada en una tarjeta que te dice exactamente dónde alinearte y exactamente donde esla jugada, no tienes muchas excusas”, señaló.

Los Packers reclutaron a tres receptores, J’Mon Moore (cuarta ronda), Marquez Valdes-Scantling (quinta) y Equanimeous St. Brown (sexta), sin embargo, Rodgers ha reconocido repetidamente a Kumerow, un ex jugador de la escuadra de prácticas.

La atención a los jóvenes receptores ha sido importante por el hecho de que los Packers cortaron al veterano Jordy Nelson en el receso de temporada.

“Le decía a Jake el otro día que vi una jugada en la que él estaba, corrió su ruta y quedó sin marca”, relató Rodgers. “Yo no era el quarterback. Tres prácticas más tarde, la misma jugada, misma cobertura, mismo jugador corriendo la ruta y Jake no esperaba el balón. Le dije, ‘Hey, vi la jugada hace tres días. Vi esta jugada y recordé en ese momento que si tuviéramos esa oportunidad otra vez, de saber a dónde lanzar, si estás en el campo, te voy a lanzar’.

“Tengo confianza en Jake. Está en el lugar correcto, hace recepciones disputadas, terminar de la forma correcta las jufadas. Entrena como un profesional. Esto es un recordatorio para los demás, así es como se juega. El número 17 -8-davante Adams), asì se juega; el 18 (Randall Cobb), así se juega; el 81 (Lance Kendricks); el 89 (Marcedes Lewis). Esos tipos practican como profesionales. Así es como te mantienes en esta liga”, añadió Rodgers.

Típicamente, Rodgers señala a jugadores que destacan, pero en raras ocasiones expresa la clase de molestia que mostró el martes.

“Me estoy haciendo más viejo y más enojón”, dijo Rodgers. “He estado en esto por mucho tiempo. Estoy cansado, también, todos lo estamos. Cuando te cansas, la mecha es corta, pero, de nuevo, estás en la jugada número 14 de una serie ofensiva de 14 jugadas y bajas tu nivel de esuferzo y pierdes una asignación, eso es un poco frustrante”, recalcó.

A su vez, Adams señaló que la frustración de Rodgers quizá no se originó por lo que vio el martes sino por toda una serie de factores acumulados.

“Creo que lo que molestó a Aaron es que se le tenga que decir lo mismo a la gente varias veces. Eso pudo ser definitivamente un factor”, indicó.

Por su lado, Moore, ya en el vestidor, dijo comprender la razón por la que Rodgers se sintió frustrado.

“Hay formas específicas en que (los coaches) quieren que se dé una jugada; muestran la tarjeta por un breve periodo de tiempo y es todo. Hoy (martes) fue la primera vez con ese ejercicio y es algo que pasa muy rápido”, explicó Moore. “Fue sólo algo a lo que debemos acostumbrarnos. Se facilita conforme más lo haces.

“Pero, a este nivel, tienes que entenderlo. Van a mandarte al campo y esperan que lo entiendas todo y es una habilidad que se debe desarrollar y hacerlo”, sentenció el receptor.