<
>

Raúl Gudiño mantiene vivo su sueño europeo

play
'Todos desde niños pensamos en estar en una Champions' (1:13)

Martín Ainstein charló con Raúl Gudiño previo al partido del Apoel ante el Real Madrid. (1:13)

MADRID -- Raúl Gudiño aún está por estrenarse con el APOEL Nicosia, pero no pierde las esperanzas de ganarse esa “oportunidad” lo más pronto posible.

El arquero tapatío de 21 años viajó a Madrid como parte de la expedición del cuadro chipriota que se enfrentó este miércoles al Real Madrid en el Santiago Bernabéu.

Tras la derrota por 3-0 de su equipo, Gudiño dijo que la experiencia de tener, tan cerca y a la vez tan lejos, la oportunidad de vivir una noche ‘europea’ ante el vigente campeón en primera persona le “motivan” a redoblar esfuerzos para ganarse la “oportunidad” de debutar en una liga Primera División europea.

“Estoy muy contento de vivir estas experiencias, este tipo de partidos y mucho más motivado para poder jugar. Creo que estar tan cerca de este tipo de jugadores te motiva a seguir trabajando y seguir soñando en que todo se puede.

“Creo que uno se la va ganando (la oportunidad), en los entrenamientos y conforme va uno trabajando. A mí me toca demostrarle que estoy preparado, pero sea cual sea el rol que me toque en el equipo siempre voy a estar entregado al ciento por ciento y voy a disfrutar de cada momento que me toque vivir”, señaló el arquero mexicano en entrevista con ESPN Digital tras el encuentro.

Hace apenas dos semanas que el jugador de 21 años llegó a la capital de Chipre procedente del filial del Porto para cumplir un año de cesión, y para poder convencer al técnico Giorgios Donis tiene que “ganarse su confianza” y completar la adaptación, tanto al equipo como al país. Algo que según afirmó el jugador, está siendo más sencillo de lo esperado.

“La verdad lo tomo como una gran formación en mi vida. Creo que va a ayudar mucho estar lejos y fuera, porque en Porto tengo a la familia mexicana, aunque no se va a acabar, me toca vivir esta etapa solo entre comillas, está mi esposa y mis papás me apoyan mucho”, dijo Gudiño, quien reconoció que los trabajadores del club le han allanado el camino y en particular los españoles Roberto Lago y Jesús Rueda, líderes en el vestuario.

“Desde que llegué al club (me han apoyado), todo el staff y mis compañeros. Creo que llegué a un gran grupo y creo que hay buenos jugadores y buenas personas que te ayudan a adaptarte mejor.

“(Con Roberto y Jesús) Muy bien, principalmente por hablar el mismo idioma uno busca unirse a ellos, pero en general todo el equipo me ha ayudado. Con unos más, con otros menos lógicamente, pero todo el equipo me ha ayudado a estar muy feliz en esta nueva etapa”, comentó Gudiño.