<
>

Barcelona va por un récord absoluto en Copa del Rey

play
Coutinho sueña con su primer gol en Barcelona (0:37)

El ex Liverpool está ansioso por festejar con la camiseta del Blaugrana. (Fora de Joc) (0:37)

BARCELONA -- Campeón en las tres últimas ediciones de la Copa, el FC Barcelona buscará este jueves en Mestalla el pase para su quinta final consecutiva, lo que significaría un record absoluto en la centenaria historia del torneo. Disputó cuatro en dos ocasiones, en lo que es el máximo y que comparte con Real Madrid, Athletic de Bilbao (dos veces) y Zaragoza, y nunca enlazó esos cuatro trofeos, que sí conquistaron Madrid y Athletic.

De solventar su clasificación en Valencia, el Barça confirmaría su absoluto dominio en la Copa. No solo por ser ya el club con más títulos (29) sino por ser el gran protagonista de la última década: desde 2009 lleva disputadas 7 de las 9 finales (serían 8 de 10). Y superaría, de esta manera, esa marca de 4 finales consecutivas que igualó en 2017 y se mantenía desde que las disputase el Zaragoza entre 1963 y 1966, con dos victorias y dos derrotas.

"Cuando ganas varios se suele rebajar la importancia de los títulos" convino Valverde tras eliminar en cuartos de final al Espanyol desmintiendo que en el vestuario azulgrana no se considerase la Copa como un torneo a tener en cuenta. "El Barcelona es de los únicos clubs en que los títulos no se suman, sino que se descuentan" llegó a afirmar en su día Pep Guardiola, en un comentario que descubre la realidad en la que se ha instalado el triunfador Barça de los últimos tiempos.

Ganar la Copa casi se da por supuesto y sin el casi si por el camino se queda el Real Madrid, lo que catapulta al club azulgrana a la consideración de único favorito. El Madrid, que le venció en las finales de 2011 y 2014, le eliminó en la semifinal de 2013, siendo el Sevilla el anterior que le había dejado fuera de una final, en los octavos de la temporada 2009-10.

Alrededor del Camp Nou la palabra 'Triplete' empieza a ser moda desde hace tanto tiempo que se ha perdido la lógica al considerar su significado. Guardiola en la temporada 2008-09 y Luis Enrique en la 2014-15 consiguieron esos éxitos que ahora hay quien entiende absolutamente al alcance del equipo de Ernesto Valverde.

Del primer título le separa la vuelta de la semifinal en Mestalla ante el Valencia.