Fútbol
Sebastián Martínez Christensen | Enviado 541d

La curiosa historia de la canción de moda en la Euro 2016

PARÍS -- Hay una canción que es la sensación de la Eurocopa 2016. Su nombre es "Will Grigg is on Fire" y sus protagonistas son los simpatizantes de Irlanda del Norte, que ganen o pierdan, ofrecen espectáculo a la ciudad que van.

El tema es una adaptación de la legendaria canción de la década del 90 "Freed from Desire" de Gala, y se ha vuelto viral.

No obstante, su origen fue mucho más humilde.

Un youtuber, hincha del Wigan inglés, llamado Sean Kennedy se grabó cantando esta canción e inmediatamente tomó fuego.

Su Wigan querido acaba de descender a la tercera división en Inglaterra e invirtieron un millón de libras en el delantero Will Grigg.

El propio Kennedy se tiene que haber sorprendido cuando su canción empezó a ser cantada en el estadio. La atmósfera de alegría fue inmediata, y el tema se transformó en clásico instantáneo.

De hecho David Sharp, miembro de la comisión directa del Wigan, twitteó: "Lo firmamos por sus goles, pero la canción por su cuenta ameritó el contrato. ¡Se ha extendido por el mundo!".

Y no se quedó sólo en palabras, sino que además le regaló a Kennedy entradas para toda la temporada “por su aporte al Wigan y tomarse con humor el descenso”.

Grigg anotó 28 goles y ayudó al Wigan a conseguir el tan preciado ascenso al Championship, la segunda liga en importancia en Inglaterra.

Acto seguido, Grigg fue convocado por la selección de Irlanda del Norte, y la canción ahora suena por toda Francia.

El fenómeno ha sido tal que @WillGriggfire tiene su propia cuenta de Twitter y más de 38.000 seguidores.

El propio plantel de Irlanda del Norte la canta camino al estadio. La gente la canta en la calle y todos los parisinos sonríen. Los irlandeses del norte la cantan en el estadio, y todos los hinchas presentes aplauden. Hasta los rivales, el más reciente fue el defensor alemán Matt Hummels, le piden el intercambio de camisetas a Grigg.

¿Cuán extraño es esto?

Grigg no ha jugado ni un solo minuto en toda la Eurocopa, y ya es por lejos el jugador más famoso del torneo.

Irlanda del Norte debutó en esta Eurocopa e históricamente pasó a los octavos de final, donde se enfrentará a Gales este sábado en Paris.

Esa debería ser la historia, pero no en esta ocasión porque Will Grigg is on fire.

^ Al Inicio ^