<
>
2018 Liga BBVA Bancomer, Torneo Apertura 2018
  • Elias Hernández (32', 41')
  • Milton Caraglio (89')
  • Gerardo Flores (19')
  • Alexander Mejía (37')

Cruz Azul mantiene el invicto en el torneo y marca imbatida en casa

play
'La Máquina' atropelló a León y sigue viento en popa (1:00)

Con doblete de Elías Hernández y otro tanto de Milton Caraglio, los celestes se impusieron 3-0 y prolongaron su buen paso en el Estadio Azteca. (1:00)

MÉXICO (Iván Cañada - ESPN Digital) -- Este Cruz Azul sigue intratable y con una flor especial. Los astros parecen conspirar a su favor después de mucho tiempo. La vuelta al Azteca no ha brindado más que cosas positivas para un equipo que, jornada a jornada, da nuevos pasos para confirmar que es de verdad y no se ha tratado simplemente de buenos días. Este sábado, el León fue la fiera que terminó por domar y al que venció 3-0 con dos goles de Elías Hernández y una actuación pletórica de Roberto Alvarado.

La Máquina avanza por un sendero del triunfo atípico a su historia reciente. El presente del equipo con hombres como Elías Hernández, Iván Marcone, Igor Lichnovsky y la joven promesa Roberto Alvarado, han formado un equipo que parece conocerse de años y que en el inicio del Apertura 2018 ha brillado por la solidez en cada una de sus líneas.

Cruz Azul las trae tanto consigo que hasta si llega a quedar en inferioridad numérica se las ingenia para salir avante. Le pasó hace una semana en Tijuana donde rescató un agónico empate y lo vivió de nueva cuenta este sábado cuando se quedó sin Gerardo Flores desde el minuto 18 y aun así se adelantó en el marcador y hasta causó que el rival también se quedara con uno menos, luego de la expulsión de Alexander Mejía en el ocaso del primer tiempo.

Justo esa primera etapa fue brillante para Roberto Alvarado. El juvenil de La Máquina, quien llegó procedente del Necaxa, dejó un par de detalles que se convirtieron en goles de Elías Hernández, pero con el sello del ’25’, quien recibió los aplausos de su propio entrenador y la ovación de una afición que está enamorada de su calidad.

Alvarado tiene 19 años, pero juega con la experiencia de uno de 30 y como si llevara 500 partidos en el máximo circuito. Lo hace ver fácil y eso justo es lo más complicado. Se abre espacios como pocos, da pases regularmente acertados y asiste a sus compañeros con una facilidad notable.

Si en el primer tiempo dos jugadas suyas terminaron en gol, en el segundo puso un centro a la medida para que Milton Caraglio marcara su tanto. Una pase de Roberto es medio gol para La Máquina y sus compañeros se lo agradecen.

Cruz Azul sufrió los primeros minutos, pero se encargó de gozar el resto de la batalla ante un León que llegó con un hambre de fiera, pero se fue del Azteca como una simple amenaza que nunca pasó a más con todo y su poder ofensivo con Mauro Boselli al frente.

La Máquina controló la situación y se aprovechó de la calidad de sus hombres al frente, que llegaron para esta temporada y rápidamente le han cambiado la cara al equipo para tenerlo en la punta de la clasificación y con una marca perfecta en su nueva casa. Esa misma que hace años los llevó a la gloria y que ahora los acompaña en este camino lleno de éxitos al inicio.