<
>

Juego de Estrellas con nuevo formato y homenaje a Kobe Bryant

El último número de camiseta de Kobe Bryant será algo que alcanzarán los All-Stars de la NBA de este año.

La NBA anunció cambios importantes en el formato del All-Star el jueves, convirtiendo cada cuarto en un mini-juego para caridad antes de un último periodo no cronometrado con un puntaje a conseguir que decidirá qué equipo gana. Los puntajes se restablecerán de nuevo a 0-0 al comienzo del segundo y tercer periodo, luego se sumarán para comenzar el último cuarto.

Ahí es donde entra en juego el homenaje a Bryant y la camiseta número 24 que usó durante la última década de su carrera en la liga. El equipo que gane el Juego de Estrellas será el primero en alcanzar un puntaje X, determinado por el total de puntos que el equipo que lideró en anotaciones en los primeros tres cuartos combinados, más 24, el obvio guiño a Bryant.

La NBA dijo que habrá múltiples homenajes a Bryant, su hija de 13 años, Gianna, y las otras siete personas que perdieron la vida en el accidente de helicóptero del domingo, durante el fin de semana del Juego de Estrellas, incluido el juego de exhibición el 16 de febrero. El puntaje X es solo uno de ellos.

"Pasamos mucho tiempo considerando el número correcto de puntos a conseguir para el último cuarto", reflexionó Byron Spruell, presidente de operaciones de la NBA. "A través de los eventos de esta semana, nos quedó claro que el único número apropiado para el juego de las Estrellas de esta temporada es 24".

Alcanzar un puntaje establecido es la última incorporación a la búsqueda de la NBA para hacer que el juego sea más competitivo, algo que los atletas han querido desde hace algún tiempo.

Este es el tercer año en que la NBA ha tenido un formato en el que los capitanes --LeBron James de Los Angeles Lakers y Giannis Antetokounmpo de los Milwaukee Bucks ocupan esos roles este año, al igual que el año pasado--, podrán seleccionar sus equipos, algo que tendrá lugar la próxima semana.

"Nos hemos centrado mucho en hacerlo más competitivo, hacerlo más emocionante y divertido", subrayó Spruell. "Y hemos tenido una gran colaboración con el sindicato. Para el juego de este año, realmente nos enfocamos en qué cosas nuevas podríamos hacer para que sea un partido realmente competitivo en el que cada cuarto importe".

Importará a las organizaciones benéficas del área de Chicago, que se beneficiarán de la cantidad de cuartos que ganen el Equipo LeBron y el Equipo Giannis esa noche.

El equipo que tenga más puntos después del primer cuarto ganará $100,000 para su organización benéfica. Lo mismo se aplicará al segundo y tercer periodo. Los puntajes se suman para el cuarto para establecer el puntaje requerido: por ejemplo, si el puntaje es 100-95 en ese punto, entonces el equipo que gane el Juego de Estrellas será el primero en llegar a 124.

El concepto de establecer un puntaje es algo que la NBA ha estado considerando desde el verano pasado, cuando el presidente de la Asociación Nacional de Jugadores de Baloncesto, Chris Paul --un gran fanático del Torneo de Baloncesto, un evento donde el ganador gana $2 millones y es compuesto principalmente por equipos de exalumnos de la universidad--, se acercó para decir que la liga debería explorar el concepto. El Torneo de Baloncesto usa lo que se llama Elam Ending; el reloj del juego se apaga en la primera parada con 4:00 o menos en el cuarto periodo, y el puntaje a establecer es ocho puntos más que el marcador principal en ese momento.

"Casi nos lleva de vuelta a cuando jugabamos en el patio de recreo", dijo Spruell. "Jugaríamos a 15 o 21 o lo que sea que tengas. Esta vez serán 24 con alguien anotando un tiro ganador".

Hay al menos $500,000 para obras de caridad salidas únicamente del juego. Cada uno de los primeros tres cuartos tiene un valor de $100,000, si hay un empate, el dinero se transfiere al siguiente cuarto, y el puntaje final vale otros $200,000. Si un equipo barre los cuatro periodos, el otro equipo recibirá de todos modos $100,000 para su caridad.

Por ahora, este es un cambio de un año, aunque la NBA tiene la esperanza de que el puntaje de los cuartos, la donación a la caridad y el final con el puntaje establecido se conviertan en parte del Juego de Estrellas a largo plazo.
"Si tiene éxito, me imagino que lo mantendremos en movimiento", acotó Spruell.