<
>

Suns, año y medio dominando en la NBA

El mejor récord de la NBA en estos momentos pertenece a los Suns y es que son el equipo más constante en la liga

Los Suns de Phoenix tienen 16 meses siendo el mejor equipo de la NBA y han dado muestra de su consistencia en cada una de las últimas tres temporadas, saliendo con marca perfecta de la burbuja en el 2020, ganando el título de la Conferencia del Oeste en el 2021 y siendo dueños del mejor récord de la liga ahora mismo.

Claro que no son campeones porque los Bucks los superaron en los últimos playoffs, pero eso no le resta a la idea de que los Suns han sido más constantes, que llegaban jugando mejor a Las Finales y que su realidad es tan sólida que el propio Milwaukee está lejos de ellos este invierno con un arranque frustrante para Giannis Antetokounmpo y compañía.

La prueba de fuego ocurrió esta semana con la victoria sobre los Warriors en la que todo fue épico para Phoenix, porque los bajaron de la cima de la tabla, porque lo hicieron con sólo 15 minutos de Devin Booker en cancha, porque igualaron la marca de la franquicia de 17 partidos ganados de manera consecutiva y, lo más difícil de lograr, porque secaron a Steph Curry en 12 puntos.

Y ahí está la clave para entender al equipo de Monty Williams, juegan defensa mejor que nadie para controlar el ritmo de sus partidos, incluso contra rivales que están casi igual de calificados como los Warriors, con la diferencia de que los Suns lo hacen desde hace año y medio básicamente con el mismo personal, por lo que a estas alturas se mueven y comunican con una química inigualable, de esas que te llevan lejos en los playoffs.

De acuerdo con información de Second Spectrum, Mikal Bridges es el oponente que ha logrado limitar de forma más efectiva a Steph Curry desde la temporada 2014-15, llevándolo a la sombría y desconocida zona de tan sólo 11.5 por ciento de efectividad en tiros de campo, cuando ese duelo se dió en al menos en 30 repeticiones. Una locura a la que se han acercado Fred VanVleet y Russell Westbrook, pero ninguno como Bridges, que está en plan de candidato al defensivo del año.

A eso hay que sumarle el esfuerzo de equipo para tener el cuarto mejor promedio de robos por partido (9.1), para estar entre los mejores 10 en puntos permitidos en la pintura y en puntos permitidos en rompimiento, así como el liderazgo de Chris Paul y su cuarto lugar individual en robos por juego (2.1) en promedios de toda la liga.

La acumulación de estas estadísticas le permite a los Suns estar entre los cuatro equipos más rápidos y eso se traduce en sacar de ritmo a los rivales, marcando ahí la distinción en el trabajo de Monty Williams, defensa + ritmo + efectividad, porque al margen de que los Warriors los superan en varios rubros defensivos muy importantes como la eficiencia y los robos, no pudieron con su química en el cara a cara.

Sonará contradictorio, pero con esto no estoy diciendo que los Suns son mi principal candidato al título, de hecho creo que los Warriors serán los favoritos en la Conferencia Oeste tan pronto como Klay Thompson tome confianza, pero me parece indiscutible que Phoenix es hoy por hoy el mejor equipo de la NBA y que su marca histórica de victorias consecutivas puede seguir creciendo, porque está sostenida en la constancia de un año y medio.