MLB Selecciones
Ernaldo Moritz | Enviado 46d

Diez peloteros a seguir en la serie Astros-Angels en Monterrey

MONTERREY -- El beisbol de grandes ligas visita México por última ocasión en 2019. Sin embargo, lejos de lamentarse, la fanaticada mexicana debe estar más que ilusionada con la serie de dos juegos a disputarse entre Houston Astros y Los Angeles Angels este fin de semana en la ciudad de Monterrey.

Y es que todo apunta a que este par de choques quedarán marcados con tinta indeleble en la historia de la pelota caliente en México. ¿La razón? La gran cantidad de peloteros con talento muy por encima del promedio que podrán ser observados en el Palacio Sultán.

Dentro de los rosters de estos rivales divisionales, encontramos futuros miembros del Salón de la Fama, jóvenes cuyo talento parece todavía no conocer su techo, latinos (incluido un mexicano) que están en la élite ligamayorista y hasta al pelotero mejor pagado de toda la gran carpa.

A continuación, diez jugadores que obligan a que ningún aficionado mexicano a la pelota caliente deba perderse esta serie.

Alex Bregman (Tercera base)

Ha pasado de promesa a realidad. No es casualidad que los Astros hayan extendido su contrato por seis años a cambio de 100 millones de dólares. Gracias a su disciplina y consistencia, se ha apoderado del tercer turno en el orden al bat de Houston. En 2017 fue clave para que la novena texana pudiera llegar a la Serie Mundial y ganarla. En 2018, fue nombrado el JMV del Juego de Estrellas.

Kole Calhoun (Jardinero derecho)

Siempre da soporte ofensivo a Albert Pujols y Mike Trout. El arranque de esta temporada no ha sido la excepción y cuando recién inicia la actividad de mayo, tiene ya ocho cuadrangulares, siendo el líder del equipo en ese departamento. En plena madurez, es capaz de ayudar a los suyos en cualquier momento con un solo swing. Además, a la defensiva ya sabe lo que es ganar un guante de oro.

Carlos Correa (Shortstop)

Novato del año de la Liga Americana en 2015. Con apenas 24 años de edad, lo mejor de su carrera está todavía por vivirse. El nacido en Puerto Rico puede batear con contacto y con poder, además de poseer una defensa envidiable en las paradas cortas y un brazo capaz de congelar a los más veloces en la inicial. Cuando está sano, simplemente es uno de los mejores en su posición.

Andrelton Simmons (Shortstop)

Justamente hablando de paradores en corto, llega a la lista uno ya mucho más experimentado. El de Curazao se ha convertido en sinónimo de constancia. Desde sus inicios con los Atlanta Braves demostró ser un fuera de serie con el guante, por lo que acumula ya cuatro reconocimientos como el mejor jugador defensivo del año y cuatro guantes de oro. Con el madero se poncha poco y tiene gran contacto. Líder de los Angels con 38 imparables en esta campaña.

George Springer (Jardinero central)

Auténtico peligro en cada aparición sobre el plato. No perdona ni el más mínimo error a los lanzadores rivales. Dos veces llamado al juego de estrellas, ganador del bate de plata en 2017 y JMV de la Serie Mundial 2017. Sin Springer, definitivamente los Astros no hubieran derrotado a Los Angeles Dodgers en ese Clásico de Otoño, en el que el jardinero central terminó con cinco cuadrangulares y siete carreras empujadas.

Roberto Osuna (Cerrador)

La fanaticada mexicana anhela ver a su querido Roberto cerrando al menos uno de los dos partidos en Monterrey. Con apenas 24 años de edad recién cumplidos, tiene ya la más que respetable cantidad de 123 salvamentos en Grandes Ligas, establecido como uno de los mejores cerradores en toda la gran carpa. En 2017, jugando para Toronto Blue Jays, asistió al Juego de Estrellas, algo que busca repetir en 2019 con Houston.

José Altuve (Segunda base)

El "pequeño gigante" venezolano es hoy por hoy el alma y corazón de los Astros. Contra todos los pronósticos, su corta estatura (1.65m) es inversamente proporcional al tamaño de su talento, que sin duda alguna podría terminar llevándolo a Cooperstown en algunos años más, si sigue por el mismo camino. Se ha quedado cinco veces con el Bate de Plata, además de haber recibido seis llamados al Juego de Estrellas. Guante de oro en 2015 y JMV de la Liga Americana en 2017, año en que se coronó Campeón de Serie Mundial con Houston. Defensa, velocidad, contacto y poder ocasional, lo hacen un pelotero de élite. En solo siete campañas, acumula ya 1,449 imparables.

Mike Trout (Jardinero central)

430 millones de dólares por los próximos 12 años. Eso es lo que pagarán los Angels a su superestrella con tal de no verlo jamás con otro uniforme. Un auténtico "cinco herramientas", el jardinero central de 27 años de edad es un espectáculo aparte. Novato del año en 2012, dos veces JMV de la Liga Americana, llamado en siete ocasiones al Juego de las Estrellas, ganador de seis bates de plata y futuro candidato al Salón de la Fama.

Albert Pujols (Primera base/bateador designado)

¿Qué se puede decir del dominicano, además de que es una leyenda viviente? 3,104 imparables, 637 cuadrangulares, promedio de bateo de por vida de .302 y 1,998 carreras impulsadas. Números que le llevarán directo y sin escalas a Cooperstown.

En su curriculum hay que incluir el premio a novato del año en 2001, diez viajes al Juego de las Estrellas, seis bates de plata, dos guantes de oro y tres premios como JMV de la Liga Nacional. Todo esto, decorado con dos anillos de Serie Mundial con St. Louis Cardinals (2006 y 2011).

Justin Verlander (Pitcher abridor)

El as de la rotación de Houston, está programado para abrir el juego del domingo en Monterrey. Uno de los mejores lanzadores de todos los tiempos y quizá (de concretarse su apertura) el mejor que haya iniciado un partido oficial en territorio mexicano. Ganador del reconocimiento a novato del año de la Liga Americana en 2006 con Detroit Tigers, donde también cosechó los premios Cy Young y JMV de la Liga Americana en 2011.

Siete veces llamado al Juego de Estrellas y Campeón con Houston de la Serie Mundial 2017. El veterano de 36 años de edad, ha ponchado a 2,759 rivales en 426 juegos, con saldo de 208 victorias, 124 derrotas y una efectividad de 3.37.

^ Al Inicio ^