<
>

Aníbal Sánchez dio la clarinada para Washington

play
Aníbal Sánchez ejecutó su plan (0:33)

El pitcher venezolano dijo que realizó lo que planeó sobre el montículo con su receptor Yan Gomes para vencer a los Cardinals. (0:33)

Magistral. Extraordinario. Sobresaliente. Excelso. Superlativo.

Cualquier adjetivo se queda pequeño para calificar el trabajo del veterano venezolano Aníbal Sánchez ante los St. Louis Cardinals, para darle a los Washington Nationals su primer triunfo en el inicio de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional.

No fue hasta el octavo inning, después de dos outs, que su compatriota José Martínez, de emergente, rompió el embrujo y disparó el único hit de los Cardinals en el partido.

Las siete entradas y dos tercios que Sánchez lanzó este viernes es la tercera apertura más larga sin permitir imparables en la historia de la postemporada, sólo superada por el no-hitter de Roy Halladay en el 2010, en la serie divisional entre los Philadelphia Phillies y los Cincinnati Reds, y el juego perfecto de Don Larsen, en la Serie Mundial de 1956 entre los New York Yankees y los Brooklyn Dodgers.

Reverencias al aplomo que mostró en los únicos momentos en que tuvo alguna dificultad, cuando en el cuarto y el sexto llegó a tener hombre en tercera, pero se las agenció para redondear el cero.

Fue de esos partidos en que no hay mucho que hacer. Cuando un lanzador viene en noche de gala, por mucho que el manager Mike Shildt movió a su banco, la mesa estaba servida.

Quizás la única decisión cuestionable del manager de los Cardinals fue no haber transferido en el segundo episodio al brasileño Yan Gomes con corredor en segunda y dos outs, para lanzarle a Aníbal.

Gomes aprovechó el único error de Miles Mikolas y le remolcó la primera carrera.

Pero apenas el partido estaba comenzando y pocos dirigentes juegan tan conservadoramente en los primeros capítulos, aparte de que nadie fue capaz de imaginar que el abridor de los Nationals regalaría semejante joya de pitcheo.

Una situación similar se repitió en el sexto, pero esa vez Shildt envió intencionalmente al brasileño a primera y Sánchez cedió el tercer out en inofensiva rola.

Pero si no hubiera sido esa, hubiera sido la que los Nationals anotaron en el séptimo, cuando Mikolas, también de gran actuación, dio paso a los relevistas.

Una sola hubiera bastado.

Si Washington avanza a la Serie Mundial, desde ya vayan anotando a Aníbal Sánchez como serio candidato al Jugador Más Valioso de esta SCLN y no sólo por la destacada faena de esta noche, sino por otras cosas que podría implicar.

Hay mucho más detrás de esa victoria, histórica por demás, pues se trata de la primera para Washington en una serie de campeonato de liga, instancia a la que el equipo no había llegado jamás.

Pero además, porque en el papel, el venezolano era el menos calificado de los cuatro abridores y deja el escenario listo para que entren ahora los estelares Max Scherzer, Stephen Strasburg y Patrick Corbin.

De ahí lo valiosa de esta victoria, que le permite a los Nationals asegurar al menos uno de los dos juegos como visitantes, antes de ir a la capital para los partidos tres, cuatro y de ser necesario, el quinto.