<
>

Entrenador de Edgar Berlanga feliz con racha de KO: 'No hay tiempo extra en el boxeo'

play
Berlanga impuso su boxeo sobre Bellows (1:09)

El prospecto supermediano boricua, Edgar Berlanga (15-0, 15 KOs), derrotó, por nocaut técnico en el primer asalto, al veterano, Lanell Bellows, en una atracción especial del Lomachenko vs. López en Las Vegas, Nevada. (1:09)

"No hay tiempo extra en el boxeo".

Ese es un axioma que Andre Rozier inculca en los boxeadores a su cargo, desde campeones del mundo hasta jóvenes que recién están aprendiendo del deporte. El entrenador con sede en Brooklyn quiere que sus peleadores hagan el trabajo dentro del ring, de manera inteligente y eficiente, y salgan de allí. Participa en una guerra total con un oponente, les dice, y tu recompensa adicional no es más que un daño innecesariamente sostenido.

"Trabajo con mis muchachos para ser asesinos en el ring", dijo Rozier. "Cuando metes a alguien en problemas, es hora de eliminarlo".

Ningún peleador en el establo de Rozier, o tal vez en el establo de cualquier entrenador, abraza esa filosofía como Edgar Berlanga. El peso súper mediano de 23 años de sangre puertorriqueña ha peleado 16 combates profesionales y los ha ganado todos, anotándose nocauts en el primer asalto cada vez.

Berlanga puede extender su racha cuando se enfrente a Demond Nicholson el sábado en Kissimmee, Florida, en la pelea coestelar de la defensa del título del campeón de peso pluma de la OMB, el mexicano Emanuel Navarrete, contra el puertorriqueño Christopher ‘Pitufo’ Díaz (10 p.m. ET, ESPN Deportes/ESPN+/ESPN). Si Berlanga se anota otro KO en el primer asalto, tendrá la cuarta racha más larga en comenzar una carrera profesional, con la historia del box a su alcance. El peso junior mosca Ali Raymi, quien murió en 2015 a la edad de 41 años, posee el récord con nocauts en el primer asalto en sus primeros 21 combates, seguido por el peso junior mediano Tyrone Brunson con 19 y el difunto campeón de dos divisiones Edwin Valero con 18.

Para Berlanga, sin embargo, el objetivo de este fin de semana será simplemente lograr la victoria número 17 de su carrera, no extender su racha. Estará buscando una vez más mostrar su eficiencia letal y obtener un KO, pero no le preocupa cuándo llegará el final.

"No trato de noquear a estos tipos en el primer asalto", dijo Berlanga. "Boxeo de la manera correcta. Coloco mis golpes. Uso mis pies. Uso mi mente. Un tipo lanza un maldito jab perezoso, lo cronometro, lo deslizo y lanzo una mano derecha y lo noqueo”.

"No es mi culpa que tenga las manos pesadas".

Si esos mazos no terminan la noche en los primeros tres minutos, Berlanga y Rozier experimentarán algo nuevo. El boxeador tendrá 60 segundos en el taburete y el entrenador tendrá 60 segundos en el salón de clases.

"Como entrenador, soy maestro", dijo Rozier, quien ha entrenado a varios campeones del mundo, desde Luis Colazzo hasta Daniel Jacobs. "En el gimnasio, estoy enseñando todos los aspectos físicos y mentales del boxeo. Y en la esquina la noche de la pelea, soy básicamente una persona tranquila y serena que administra la información. Así que si Edgar pasa el primer round, no será un problema. Ahora es el momento de hacer lo que mejor hago".

Berlanga sabe la primera palabra que escuchará de Rozier si regresa a la esquina con una pelea aún en progreso después del Round 1.

"Concéntrate", dijo el boxeador. "Me dirá que me mantenga concentrado y que siga haciendo lo que hemos estado trabajando. 'Centrémonos en el Round 2. Se acabó el primer asalto. Mantente concentrado'".

"Exactamente", dijo Rozier riendo. "Palabra por palabra. La gente siempre me pregunta, '¿Qué pasa cuando Edgar sea llevado al Round 2?' Y yo digo, 'Lo que sucede en el Round 2 es lo que sucedió en el Round 1. Ganaremos cada asalto a medida que pase'".

El ex campeón mundial de dos divisiones y actual analista de boxeo de ESPN, Timothy Bradley Jr., cree que Berlanga es verdadero y que es más que un gran golpeador.

"Berlanga, creo que es especial", dijo Bradley. "No hemos visto mucho, con él nunca pasando del primer asalto, pero si yo fuera un hombre de apuestas y tuviera que apostar algo de dinero en un peleador basado en su futuro en potencial que creo que podría ser la próxima estrella, no me importaría ponerle algo de dinero a un tipo como Berlanga".

Pero, ¿podrá continuar con la racha de KO contra Nicholson?

"El problema con muchos de los muchachos que se suben al ring con Berlanga es que, debido a la exageración que lo rodea, entran en la pelea ya vencidos mentalmente, incluso antes de poner un pie en el ring", dijo Bradley. "Entonces, conociendo a Nicholson y sabiendo cómo es y que es bastante duro mentalmente, creo que ese es un tipo diferente de desafío”.

"Sin embargo, es difícil para mí no predecir que esta pelea durará uno o dos asaltos. Berlanga tiene el tipo de poder de golpe devastador que no hemos visto en años, tal vez desde Mike Tyson. Su última pelea, contra Ulises Sierra, se suponía que ese tipo duraría y llegaría hasta el final. Hizo sparring contra Canelo Álvarez y varios otros peleadores de élite, pero Berlanga aún pudo detenerlo antes de que sonara la campana del primer asalto".

play
1:15

Berlanga: 'Quiero convertirme en la próxima estrella puertorriqueña'

Edgar Berlanga expresó su deseo de convertirse en una leyenda del boxeo boricua.

Berlanga en realidad ve una ventaja en pelear más allá de un asalto. Si bien respalda por completo el objetivo de su entrenador de hacer que entre y salga del ring de la manera más eficiente y sin daños posible, el joven pegador cree que su nombre recibirá más respeto una vez que muestre a los fanáticos las múltiples dimensiones de su conjunto de habilidades. Su sincronización y precisión. Su juego de pies. Su movimiento de cabeza. Sus combinaciones de golpes.

"Vas a ver un jab hermoso", dijo Berlanga, "porque eso es en lo que nos hemos estado enfocando en todo este campamento, para intentar lanzar un mínimo de 30 jabs por round".

Rozier ha trabajado con Berlanga durante casi dos años, pero lo conoce desde que tenía 8. Rozier cree que tiene a su peleador preparado para mostrar sus habilidades, ya sea en otra pelea de un asalto o en una pelea que dura más. Lo que le pide a Berlanga es lo que le pide a todos sus boxeadores. "Ser agudo y entretenido", dijo Rozier. "La gente está pagando por verte actuar. Es una actuación brutal, pero de todos modos es una actuación".

No hace falta mucho para dejar salir al intérprete en Berlanga. Él ve a Nicholson (23-3-1, 20 KOs), un peleador de Baltimore de 28 años, como un paso adelante en la competencia. Pero eso solo alimenta su impulso para dar otro paso adelante en su carrera mientras realiza un espectáculo.

"Voy a brillar", dijo Berlanga, "como la estrella brillante que soy".

Por todo el tiempo que dure.