<
>

Lamar Jackson redefine la posición, de acuerdo a analistas y jugadores

Lamar Jackson contra una de las mejores defensas de la liga, la de Buffalo. Logró tres pases de anotación y 40 yardas por tierra. AP

OWINGS MILLS, Md. – Esencialmente Lamar Jackson, mariscal de campo de los Baltimore Ravens, acabó con la discusión sobre el Jugador Más Valioso la semana pasada, cuando terminó con otros cinco pases de anotación y rompió el récord de yardas por tierra en una sola temporada para un QB de Michael Vick.

La pregunta más intrigante alrededor de Jackson, es si el mundo del futbol americano está siendo testigo de algo históricamente aún más grande.

“Si consigue entre 35 y 40 anotaciones de pases y lo que está haciendo corriendo el balón, Lamar debería estar en la conversación sobre la mejor temporada para un mariscal”, dijo el ex NFL y MVP Kurt Warner, ahora analista para NFL Network. “Con todas las cosas que hace Lamar, es complicado estimar ahora mismo porque es tan nuevo y único. Quizá tenga 10 o 15 años en el camino, tendremos una mejor opinión entonces. Pero lo especial que es al correr el balón y lanzarlo, es casi ridículo”.

Corre con la pelota como Barry Sanders y lanza pases de anotación como Tom Brady, Jackson ha traído asombro por como corre para anotar contra algunos de los mejores equipos, rompiendo tobillos en campo abierto y rompiendo defensas con esas armas que tiene. Juega la posición como ningún otro antes que él, liderando la NFL con 33 pases de anotación y convirtiéndose en el segundo QB en lograr 1000 yardas por tierra.

Las pasadas cuatro décadas, las mejores temporadas, basadas en rating de QB, han sido producidas por Joe Montana en 1989 (3,521 yardas lanzadas, 26 TD’s, 112.4 rating), Steve Young en 1994 (3,969 yardas, 35 TD’s, 112.8 rating, 293 yardas por tierra), Tom Brady en 2007 (4,806 yardas pasando, 50 TD’s, 117.2 rating) y Patrick Mahomes (5,097 yardas, 50 TD’S y 113.8 rating).

Jackson está en otro orden estando bien arriba como pasador (su rating de 112.8 es el segundo en la NFL esta temporada) y está entre los 10 con más yardas por tierra –rodeado por corredores. Es el primer mariscal en la historia de la liga en pasar para 2,500 yardas y correr para 1,000. Jackson también se convertiría en el primero con 1,000 yardas por tierra y un rating de 100 como pasador.

“Es el arma perfecta en este momento”, puntualizó el analista de ESPN Louis Riddick.

No hay duda sobre que quarterback ha hipnotizado al deporte. Jackson está lanzando con el mejor equipo de la NFL y con la ofensiva de más puntos. Es el favorito para ser el JMV y en camino a ser el más votado por los aficionados para el Pro Bowl.

En redes sociales, Brady bromeando retó a Jackson a una carrera, y Magic Johnson felicita a Jackson por romper la marca de Vick, comparando a los Ravens con los Lakers. Los juegos siguientes, el centro del campo de Ravens pareció un evento de autógrafos en un centro comercial. Jugadores rivales se alineaban para obtener la firma del jersey N°8 de Ravens.

“El chico es un fenómeno de la naturaleza”, señaló el apoyador de los New York Jets James Burgess. “Único”.

Jackson está para convertirse en el primer mariscal de campo desde 1940 en ser el líder en yardas terrestres en el equipo que terminaría con el mejor récord, de acuerdo con el Elias Sports Bureau. También podría convertirse en el único mariscal en liderar la NFL en pases para anotación y terminar en el Top 10 de corredores.

En la Semana 15, Jackson lanzó tres pases de anotación más que cualquier otro en la NFL y está octavo en yardas por tierra con 1,103 yardas.

“Nunca había estado con alguien como él”, aceptó el receptor abierto de Ravens Seth Roberts.

Jackson es el QB con tres juegos con cinco pases de anotación esta temporada. Ha marcado 100 yardas en cuatro partidos. Es el primer jugador de la NFL con múltiples juegos con cinco pases de anotación y al menos 50 yardas corridas, de acuerdo con Elias. Jackson logró estas hazañas en un lapso de cuatro juegos esta campaña.

“Es tan raro, y he escuchado a gente decir está abriendo la puerta a otros equipos que buscan mariscales atléticos”, dice Warner. “No creo que volvamos a ver a otro Lamar Jackson. ¿Cuántas veces podemos decir que un jugador está trascendiendo el deporte que juega? Él lo hace”.