<
>

Kyler Murray, un acertijo indescifrable, tiene a Arizona invicto y en la cima de NFC Oeste

play
La ofensiva de Cowboys confirma su buen nivel (2:14)

El ataque de Dallas protagonizó la victoria sobre Carolina al dominar a una defensiva que llegó como la mejor en varias categorías y con el juego terrestre como principal arma. (2:14)

Como todos los lunes, vamos con las conclusiones tras la cuarta jornada de NFL.

Desde la victoria de Tom Brady y los Tampa Bay Buccaneers sobre Bill Belichick y los New England Patriots, hasta el gran momento que atraviesa el equipo de América, los Dallas Cowboys.

1. Justin Fields obtuvo su primer triunfo como profesional. Con un mejor plan de juego y más protección, pudo darle más verticalidad a Chicago, aunque todavía tiene mucho por mejorar. David Montgomery fue letal por tierra, pero su lesión de rodilla opacó la tarde.

2. Cuando pensamos que peores cosas no le pueden suceder a los Lions, llegan tres veces dentro de la yarda 10 de Chicago, y se van con cero puntos, dos balones sueltos, y una pérdida por intentos. Es el primer equipo en 40 años al cual le sucede esto. Difícil ganar así para Detroit.

3. Taylor Heinicke te lleva en un carrusel de emociones, pero se crece en los momentos más importantes, lo cual es uno de los atributos más importantes para todo mariscal. Washington obtuvo su segundo éxito pese a que su decepcionante defensiva permitió 10 de 16 terceros intentos.

4. Cordarredelle Patterson registró tres touchdowns por tierra ante Washington, y apenas tenía seis por esa vía en el resto de su carrera. Sin embargo, se pusieron conservadores al final, no pudieron contener a Heinicke cuando extendía jugadas, y Atlanta se lleva una dolorosa derrota.

5. Sin dos de sus principales objetivos, abajo 11 puntos en el ultimo cuarto ante una gran defensiva, Daniel Jones lideró a los Giants a su primer triunfo de la temporada en lo cual que fue tal vez la mejor actuación de su carrera. Saquon Barkley y Kenny Golladay lucieron mejor.

6. Una cosa es querer que Jameis Winston limite los errores, y otra muy distinta es hacerlo extremadamente conservador. La ofensiva de los Saints no tiene punch, más allá de Alvin Kamara y la defensiva se cansó en el ultimo cuarto. Traspié decepcionante frente a sus fans.

7. ¿Acaso es momento de decir que Dallas es un candidato? Ezekiel Elliott superó las 100 yardas ante la que era la mejor defensiva terrestre, Dak Prescott lanzó cuatro touchdowns y Trevon Diggs lleva cinco intercepciones en cuarto partidos. Los Cowboys lucen realmente bien.

8. Entiendo que Carolina tenía bajas sensibles, pero Sam Darnold no lidió bien con las cargas y la secundaria demostró no tener profundidad. La defensiva fue un colador por tierra y no pudo capturar a Prescott ni una sola vez y apenas hicieron el resultado más decoroso al final.

9. Comprendo que el rival no era medida, pero si la defensiva de Buffalo juega así, son candidatos al Super Bowl. Siempre difícil blanquear al rival, registraron cuatro intercepciones y limitaron a Houston a 109 yardas totales. Dawson Knox emerge como objetivo confiable para Josh Allen.

10. Tyrod Taylor todavía tiene que ausentarse un partido más, y sin él, es muy posible que los Texans tengan la peor ofensiva de la NFL. Sin ataque terrestre, las debilidades de Davis Mills quedan aún más expuestas.

11. La defensiva de los Browns tuvo otra fenomenal actuación. Tuvo a Kirk Cousins bajo constante presión, y después de la primera serie, no permitieron más puntos ante ofensiva de Minnesota que llegaba al rojo vivo. Con ese ataque terrestre, y esa defensiva, el cielo es el límite para Cleveland.

12. La defensiva por tierra de Minnesota es un problema, aunque por aire hicieron una mejor labor de lo esperado. Cleveland les dio vida en varias ocasiones, pero los Vikings cometieron una penalidad costosa atrás de otra. Mucho talento, pero poca disciplina y récord de 1-3.

13. Hicieron falta un sinfín de lesiones para que los Colts se dieran cuenta que su identidad debe ser terrestre. Jonathan Taylor tuvo volumen de acarreos, y tuvo el mejor partido de esta temporada. La defensiva brilló, e increíblemente Indianapolis sigue vivo en una pobre división.

14. La ofensiva de Miami se ha estancado. No pueden correr, ni ser verticales; Jacoby Brissett lanzó apenas un pase de más de 20 yardas. La defensiva no puede detener el ataque terrestre y el plan de juego es extremadamente conservador. Los Dolphins están en problemas.

15. El tiempo dirá si la defensiva de Kansas City mejora a medida que avance la temporada, cosa que dudo. Pero la ofensiva los hace peligrosos para todos los rivales. Anotaron seis touchdowns en siete series y no despejaron ni una sola vez. No es un equipo balanceado, pero es la ofensiva más explosiva.

16. La defensiva de los Eagles se ha caído a pedazos en las últimas dos semanas. Entiendo que Brandon Graham fue una baja sensible, pero este nivel es inexcusable. Como si fuera poco, Philadelphia es una máquina de cometer penalidades. Jalen Hurts y Devonta Smith lucieron bien, pero no fue suficiente.

17. Ya se habla de que los Bengals pudiesen ser candidatos en su división, pero yo pondría pie en el freno. Cincinnati evitó una derrota desastrosa ante Jacksonville. C.J. Uzomah jugó un partidazo, y Joe Burrow mostró su temple habitual y tiene una presencia que inspira confianza.

18. Soy un convencido de que los puntos de inflexión existen. Los Jaguars se la jugaron en cuarto intento en el final de la primera mitad en lugar de extender la ventaja a tres posesiones y le dieron vida a Cincinnati. Al menos, Trevor Lawrence no cometió pérdidas de balón.

19. Jornada para festejar para los Jets. No sólo por primer triunfo de la temporada, sino porque los pases de Zach Wilson a Corey Davis y Keelan Cole son razón de esperanza a futuro. La defensiva de los Jets registró siete capturas e hicieron una labor magnífica en la zona roja.

20. Todo el mundo hablaba de las ausencias de A.J. Brown y Julio Jones, pero no hubiese importado con esa protección. Han permitido al menos seis capturas en dos de cuatro juegos. Con Derrick Henry, quien tuvo otro buen juego, parece no tener lógica la ineficacia de los Titans en zona roja.

21. Después de un muy flojo inicio que incluyó cinco series consecutivas de apenas tres jugadas, Russell Wilson y la ofensiva despertaron en el complemento. Siempre he sido un creyente en el talento de Alex Collins, quien probó que puede aportarle su granito de arena a Seattle.

22. Jimmy Garoppolo se lesionó el gemelo y Trey Lance tomó los controles en 2da mitad. El novato probó que todavía no se siente cómodo al mando de la ofensiva cuando no puede imponer su increíble atleticismo. Entre lesiones y errores, los equipos especiales de 49ers fueron un desastre.

23. Pese a la ausencia de Elgton Jenkins, la línea ofensiva de los Packers hizo un aceptable trabajo, y el ataque tuvo balance con Aaron Jones y A.J. Dillon. Aaron Rodgers quiso probar por qué pidió el regreso de Randall Cobb. La defensiva generó par de pérdidas y limitaron el ataque terrestre.

24. Ben Roethlisberger lanzó su TD 400, pero otra vez hubo poco para destacar de una ofensiva, que no ha podido anotar más de 17 puntos en los últimos tres juegos. No pensé que fuese posible, pero si Steelers sientan a Big Ben en algún momento de la temporada, no me sorprendería.

25. Teniendo en cuenta todas las lesiones que han sufrido, se me hace increíble que los Ravens tengan un récord de 3-1. No ha sido lindo de ver por momentos, pero tienen un ADN ganador. Lamar Jackson lastimó primordialmente por aire, dado que ningún corredor parece querer la titularidad.

26. La conmoción cerebral de Teddy Bridgewater afectó las posibilidades de éxito de los Broncos, cuya defensiva limitó el ataque terrestre de Baltimore. A la ofensiva, abandonaron demasiado rápido el ataque terrestre, y eso no puede volver a suceder si tienen que ganar con Drew Lock.

27. Arizona es el único equipo con récord de 4-0 y vencieron a los Rams por primera vez en 4 años.

28. Kyler Murray es un acertijo indescifrable, la ofensiva promedia 35 puntos por partido y si corren como este domingo, serán imposibles de detener. La defensiva de Arizona maniató a los Rams.

29. La defensiva de los Rams no pudo contener a Kyler Murray en el bolsillo de protección durante toda la tarde y permitieron 216 yardas por tierra. La ofensiva tampoco tuvo un día inspirado. Matthew Stafford no lució cómodo y en 13 objetivos, sólo se conectó 5 veces con Cooper Kupp.

30. Tom Brady regresó a New England en una noche emotiva, pero el ahora mariscal de los Bucs tuvo dificultades en la zona roja en la lluvia. La defensiva sigue perdiendo jugadores en la secundaria, y aunque entiendo que recién llegaba, Richard Sherman probó no ser una garantía.

31. La defensiva de los Patriots jugó probablemente su mejor partido de la temporada. El enfoque estuvo en lo bien que Mac Jones lidió con la presión. Si bien es cierto, no atacó a lo profundo a una unidad devastada por lesiones y a New England le sigue costando anotar puntos.