<
>

Leverkusen, Tottenham, Bilbao: Los mejores clubes de fútbol que no ganaron títulos

play
El día que Bielsa confesó que espió al Barcelona antes de enfrentarlo con el Athletic (0:36)

El Loco contó todos los estudios que hizo sobre el equipo de Guardiola y cómo le fue. (0:36)

En el deporte, como la vida en general, nada está escrito.

Para alcanzar las metas y objetivos establecidos, hay que trabajar duro. En muchas ocasiones lo consigues y en otras, simplemente fallas en las expectativas.

En el último siglo, hemos visto cómo grandes equipos sobre el papel se quedan cortos a la hora de concretizar temporadas exitosas. Un día parece que lo van a ganar todo y al otro resulta que se quedan sin nada en sus vitrinas.

Demos un vistazo a los mejores equipos (clubes) que, pese a protagonizar torneos de impacto, culminaron con las manos vacías.

Nota del editor: El Valencia de Héctor Cúper (1999-2001) y el Villarreal (2005-08) de Manuel Pellegrini no fueron tomados en consideración debido a que ganaron la Supercopa de España y Copa Intertoto UEFA, respectivamente.

Bayer Leverkusen (2001-02)

Liderados por el mediocampista Michael Ballack y el defensor brasileño Lúcio, el Bayer Leverkusen se convirtió en ese momento en el primer equipo bávaro en finalizar en el segundo puesto de liga, copa y Champions League.

El Leverkusen, que contaba además con jugadores como Zé Roberto (máximo asistente con 17 pases a gol) y el delantero Dimitar Berbatov, cayó en la final de la Copa de Europa ante el Real Madrid, cuya volea de Zinedine Zidane quedaría grabada para siempre en la historia de la competición.

En liga, el conjunto alemán terminó con 69 puntos, uno por debajo del Borussia Dortmund, eventual campeón de la Bundesliga. Pese a los 17 goles en todas las competiciones para Ballack (máximo goleador), que luego emigró al Bayern Munich y eventualmente al Chelsea, el equipo se tuvo que conformar con el segundo lugar de su copa doméstica, siendo superado por el Schalke 044.

Tottenham (2016-19)

El técnico argentino Mauricio Pochettino asumió las riendas del Tottenham Hotspur en la temporada 2014-15, procedente del Espanyol.

Tras finalizar en el quinto puesto de la Premier League en su primera campaña, el club londinense sorprendió en los siguientes dos torneos culminando en el tercer y segundo lugar, respectivamente, de la siempre competitiva liga inglesa. El delantero Harry Kane, acompañado por Dele Ali, Christian Ericksen y Son Heung-min, se adjudicó su segunda Bota de Oro consecutiva en 2016-17 con 29 goles.

Luego, tras otro notable tercer lugar en la Premier en la siguiente temporada, el Tottenham de Pochettino vio la consagración final de su proyecto llegando a la final de la Champions en 2018-19.

El equipo eliminó en cuartos de final a nada menos que el Manchester City de Pep Guardiola, que logró su segunda liga al hilo, y después en semifinales al Ajax de Matthijs de Ligt y Frenkie de Jong. Sin embargo, cayó en la final frente al poderoso Liverpool de Jurgen Klopp.

Athletic Bilbao (2011-12)

Reconocido mundialmente como uno de los mejores entrenadores de todos los tiempos, el argentino Marcelo 'El Loco' Bielsa es también uno de los coaches con más mala suerte a la hora de ganar títulos.

Inspiración de entrenadores como Guardiola y Pochettino, Bielsa tomó el cargo del Athletic de Bilbao en 2011 tras un exitoso paso por la selección chilena. 'El Loco' lideró a La Roja a clasificarse al Mundial de 2010 tras culminar en el segundo puesto de las eliminatorias de Conmebol.

Pese a no ganar ningún título, Bielsa puso a jugar como nunca a aquella generación dorada chilena que luego logró dos títulos consecutivos de Copa América ante la Argentina de Lionel Messi.

Pese a que culminó en el décimo puesto de la liga española en su primera temporada, Bielsa condujo ese mismo torneo al Bilbao -equipo con mucho mérito debido a que solo utiliza jugadores vascos- a las finales de la Copa del Rey y Europa League. Su mala suerte, repetimos, fue encontrarse en esa final de copa contra el Barcelona de Pep Guardiola y en la Europa League, ante el Atlético de Madrid de Radamel Falcao.

Sus figuras claves fueron Javi Martínez y Fernando Llorente.

Real Madrid (2009-10)

¿Se acuerdan cuando mencionamos a principio de este escrito que en muchas ocasiones el equipo simplemente falla en las expectativas? Pues el Real Madrid del chileno Manuel Pellegrini es el perfecto ejemplo de ello.

Pellegrini arribó al Santiago Bernabéu en 2009 con una lista de fichajes casi tan excepcional como la primera etapa de los Galácticos: Cristiano Ronaldo, Kaká, Karim Benzema y Xabi Alonso, entre otros. Se invirtieron $310 millones. A ese listado se unían, además, los emblemáticos Raúl, Guti e Iker Casillas.

Por primera vez en la historia del Madrid hasta ese momento, los merengues registraron 96 puntos en liga. No obstante, el campeonato recaló en manos del Barça.

Su mayor fracaso fue el famoso 'Alcorconazo', donde el onceno blanco fue eliminado vía goleada por el Alcorcón de la segunda división B, en Copa del Rey. Además, el Lyon también le superó en octavos de final de la Champions.

AS Mónaco (2003-04)

El exjugador Didier Deschamps ganó en 2018 la Copa del Mundo como entrenador de Francia. Pero su mayor logro, quizás, fue llevar al desconocido Mónaco a la final de Champions de 2003-04.

Encabezado por el delantero español Fernando Morientes y el lateral francés Patrice Evra, el Mónaco avanzó como primero de grupo en la primera fase de la Copa de Europa por encima del todavía competitivo Deportivo de la Coruña.

Luego, sorprendió al Real Madrid de los Galácticos en cuartos y despachó en semifinales al Chelsea, que culminó segundo en la Premier por detrás del invicto y aquel legendario Arsenal.

Solo el Porto de José Mourinho fue capaz de detenerlos en la Final. En la Ligue 1 culminaron terceros y tampoco logró ganar la copa doméstica.