<
>

Europa está candente con la Superliga

ESPN

Entre Ceferin y Florentino Pérez no hay relación amistosa como para llegar a un acuerdo y crear una Champions League más espectacular y llamativa

Señoras y señores, el tema en Europa está candente, es un infierno con la declaración de doce grandes equipos del futbol europeo, ganadores de Champions League en su mayoría, al crear la Superliga de Europa encabezados por el Real Madrid y con Florentino Pérez como presidente de esta liga, con Angeli de Juventus , los magnates del futbol inglés con el Liverpool, Chelsea, Manchester City, United, Arsenal; Laporta del Barcelona y el señor Gil con el Atlético de Madrid.

Es posible que lleguen más clubes para hacerla de 15 a 20 equipos. Una Superliga que competiría directamente con la Champions, el problema es que la UEFA en lugar de sentarse a dialogar, sabiendo que este problema venía desde hace un año cuando empezó la pandemia que causó perdidas muy serías, está claro que el señor >Aleksander Ceferin no sabe lo que es pagar una nómina de equipos como la Juventus, Real Madrid o Barcelona.

Se nota que Angelini dijo: “Le pago tanto a Cristiano que ya no aguanto ni vendiendo todos los autos posibles en Italia”. Pero Ceferin dijo no e impuso un castigo, si se salen de la Champions los jugadores que pertenezcan a estos equipos no podrán jugar la Eurocopa ni el Mundial.

Todo esto en lugar de dialogar y ver cuál era el plan de estos equipos, cuál era el plan de la Champions League que buscan aumentar a 36 equipos e incrementar los patrocinios para ganar más, por ejemplo, el ganador de la UEFA se lleva 125 millones que se van acumulando, pero en el proyecto de Florentino y compañía serían 250 millones más otras ganancias tomando en cuanta la televisión, patrocinios, etc.

Esta idea está pensada en los billones y billones que se pagan en la NLF, una liga pensada y estructurada para Estados Unidos, pero que en futbol puede funcionar al ser mundial con 4 mil millones de espectadores con visión en Chiva, África, América, en todos lados.

La lucha será dura. La FIFA emitió una tibia reacción, pero sabe que un mundial si los grandes jugadores no existe, porque los grandes patrocinadores se retiran sin no aparecen las grandes figuras. Todo es negocio, todo es dinero, todo es poder y todo es una lucha de equipos poderosos e importantes.

Tendrán que llegar a un arreglo, porque este problema provocará que confederaciones como la Conmebol protesten al no poder tener a sus grandes jugadores en las eliminatorias o incluso en la próxima Copa del Mundo. Solo imaginen a Messi, Cristiano u otros grandes al final de su carera que por un esloveno al frente de la UEFA, que dictamina castigos sin antes dialogar, no puedan estar en el Mundial.

Está claro que entre Ceferin y Florentino Pérez no hay relación amistosa como para mandar representantes a ayudar que estos doce equipos formen una Champions League más espectacular, llamativa y que genere un mayor ingreso.