<
>

Giorgian De Arrascaeta: "Por Messi, yo quería que la final de la Copa América la ganara Argentina"

De Arrascaeta será el armador de Uruguay @Uruguay (TW)

Giorgian De Arrascaeta habló este martes sobre la Copa América que el pasado sábado ganó Argentina en el Maracaná, confesando que en la final hinchó por el combinado albiceleste por su simpatía por Lionel Messi y evaluando lo hecho por la Selección Uruguaya en el certamen. En el programa ‘100% Deporte’ (Radio Sport 890 AM), el mediocampista ofensivo también habló sobre su futuro y sobre el presente del Flamengo, donde este lunes fue presentado Renato Gaúcho como nuevo entrenador.

El futbolista evaluó lo hecho por la Celeste en la Copa de Brasil y señaló: “Obviamente que queda ese sabor amargo por cómo nos tocó salir, el equipo fue de menos a más en la competición, infelizmente otra vez nos toca quedar afuera por penales, la desilusión está porque sabemos que tenemos equipo para darle pelea a cualquier rival”.

“En lo personal, me fui conforme y feliz porque tuve la posibilidad de jugar varios partidos seguidos después de tanto tiempo, y eso es importante porque le da confianza a cualquier jugador”, apuntó quien jugó como titular en cuatro de los cinco partidos de Uruguay en el certamen, sólo no estando ante Argentina y sí jugando frente a Chile, Bolivia, Paraguay y Colombia, totalizando 266 minutos.

“La desilusión es grande porque sabemos que tenemos un grupo fantástico de jugadores y otra vez nos quedamos con las manos vacías en Cuartos de final. Creo que, si hay críticas, es porque la gente sabe que la Selección puede dar mucho más y porque fundamentalmente se cree en el grupo que hay. Uruguay debe seguir pensando en el grupo, en sus jugadores para tener mejores resultados deportivos. Sin duda que hay que seguir trabajando para que el grupo recupere su mejor nivel, sabemos que hay grandes desafíos por delante”, enfatizó.

También se le consultó a De Arrascaeta lo vivido con los jugadores de Nacional y Peñarol luego de la eliminación ante Colombia. Los jugadores tricolores (Sergio Rochet, Camilo Cándido y Brian Ocampo) viajaron rumbo a Uruguay esa misma noche, mientras que los carboneros (Facundo Torres y Giovanni González) lo hicieron en la madrugada siguiente, estando los cinco a la orden de sus respectivos entrenadores en el encuentro clásico que se jugó el domingo 4 por el Torneo Apertura.

El 16 de octubre del 2018, la Celeste enfrentó a Japón en la ciudad de Saitama y De Arrascaeta jugó solo el primer tiempo de ese amistoso para poder viajar rápidamente a Brasil, donde al día siguiente Flamengo jugaba la final de la Copa do Brasil ante Cruzeiro: “Creo que eso fue algo diferente, la vez que yo volví para jugar, ya lo había hablado con el Maestro (Tabárez), y eso me dio la posibilidad de salir en el entretiempo para tomarme los aviones y llegar a la segunda final de la Copa en Sao Paulo. En mi caso, era un tema ya hablado con el entrenador”, diferenció el futbolista.

Respecto a cómo vivió la final que se disputó el sábado pasado en el Maracaná, De Arrascaeta comentó: “Personalmente, yo quería que la ganara Argentina por Messi, que se merecía ser campeón, a pesar de que tengo muchos amigos en Brasil, pero igual había una parte grande del público brasileño que quería que también la ganara Argentina por Messi”.

El uruguayo profundizó en cuanto a cómo vivieron los hinchas brasileños el partido que consagró a Argentina como nuevo campeón de la Copa: “No sé si le dieron mucha atención al haber perdido con Argentina o no, el público estaba dividido y entonces fue una sensación rara, si nosotros estuviéramos en una final lo viviríamos totalmente diferente a cómo lo vivió Brasil. Fue un poco por mucha gente que quería que ganara Messi, también otra gente que no quiere al entrenador (Tite); muchos brasileños festejaron bastante que haya salido campeón Argentina”.

EL CAMBIO DE ENTRENADOR EN FLAMENGO, SU POSITIVO DE CORONAVIRUS Y EL FUTURO

De Arrascaeta comentó que tras quedar eliminado con Uruguay el sábado 3 de julio, los médicos del Flamengo se pusieron en contacto con él para ver cómo se encontraba físicamente. Flamengo jugaba al día siguiente y el uruguayo no iba a poder estar a la orden, pero sí se enfocó en jugar con el Fla el miércoles 7 ante Atlético Mineiro, donde fue titular, aunque su equipo cayó 2-1 por el Brasileirao.

“Nosotros los futbolistas estamos acostumbrados a tener que enfrentar estas situaciones y de un día para el otro volver al club y enfocarse en otras competiciones, con el tiempo te vas preparando mejor sicológicamente para este tipo de circunstancias”, señaló el uruguayo.

Esa derrota ante Mineiro fue el último partido de Rogerio Ceni como entrenador del Fla, cuya directiva decidió cesar al ex arquero y anunciar la llegada de Renato Gaúcho. Sobre la salida de Ceni, De Arrascaeta comentó: “Puede haber sido un combo, un poco de todo, estamos a diez puntos del primero en el Brasileirao, pero también tenemos dos partidos menos. De todas maneras, sabemos que el club está en un año político y eso tal vez pueda influenciar en la salida de Ceni, infelizmente no lo tenemos más, y ahora ya comenzaremos a trabajar con Renato Gaúcho, que ganó mucho en Gremio y tal vez nos pueda ayudar”.

Y agregó: “Si perdés algunos partidos, la presión puede ser muy grande, y más en Flamengo. Ceni no pudo tener a varios jugadores por la Copa América y los Juegos Olímpicos, el equipo sintió un poco eso. La presión es grande, la hinchada es gigante y no respaldó tanto al entrenador por algunos resultados que se dieron desde su llegada”.

El uruguayo destacó sobre el nuevo director técnico: “Por lo que conozco de él, es un entrenador que lleva muy bien al grupo, tiene esa facilidad de llevarse bien con los futbolistas, Gremio ha ganado cosas importantes con Renato y es un entrenador que quiere mucho al club, que sabe cómo se vive dentro de Flamengo y si Dios quiere podrá ayudarnos para lograr cosas importantes este año”.

“El Brasileirao y la Copa Libertadores son dos competiciones muy importantes, el hincha lo que quiere siempre es ganar la Libertadores, aunque también hemos ganado los últimos dos Brasileiraos y para el público también es importante mantener esa hegemonía. El equipo debe mejorar mucho para conseguir los resultados. En el campeonato local no hay rival fácil y en la Copa Libertadores nos tocó un rival que juega muy bien, ante Defensa y Justicia serán dos partidos complicados”, manifestó el nacido en Nuevo Berlín.

Giorgian cumplió 27 años el pasado primero de junio, el mismo día en que recibió la notificación de su positivo de coronavirus, aspecto cuestionado por el público brasileño dado que se publicaron imágenes del uruguayo sin tapabocas en la favela de Rocinha: “Fue un tema que se habló bastante; pasa que cuando vas a hacer el paseo en la favela, hay lugares en donde te piden que no vayas de casco, y capaz que le erré al no estar con la máscara. En realidad, uno nunca sabe dónde se puede haber agarrado el virus; en ese momento por todo lo que se vio, lo que se criticó más fuerte fue ese tema de la favela”.’

“En el club nadie me dijo nada, porque ellos saben la situación de cómo es poder entrar a un lugar así. Cuando tuve que quedarme en cuarentena, que también hizo que me perdiera partidos de Eliminatorias, apagué las redes sociales. Justo era el día de mi cumpleaños, y que me confirmen positivo y tener que estar solo en un hotel… Fue más el bajón por eso, y entrar a las redes era tener más problemas”, subrayó el uruguayo.

Por último, De Arrascaeta habló sobre su futuro y señaló: “Todavía estamos en conversaciones con el club, tengo contrato hasta el final del 2023. Estoy en un gran club, como siempre lo hablo con Daniel (Fonseca, su representante), queda la espina de estar en un equipo que pueda pelear cosas en Europa. Uno nunca sabe si puede llegar una posibilidad, pero en Fla estoy muy bien, feliz y peleando siempre por campeonatos. También en Río es casi un verano todo el año, es una ciudad maravillosa, eso también influye a la hora de tomar decisiones”.