<
>

Newell´s goleó por 4-0 a Boca en Rosario

ROSARIO (DYN). -- Newell's Old Boys exhibió en la noche de este domingo una ratificación de virtudes al golear a Boca Juniors por 4-0 para afirmarse en la cima del Torneo Final, con tres puntos de ventaja sobre su nuevo escolta River Plate y cuatro respecto del ahora tercero, Lanús.

En el Coloso Marcelo Alberto Bielsa, el rojinegro se impuso por las conquistas del peruano Rinaldo Cruzado (de penal y en el primer tiempo), Horacio Orzán, Martín Tonso y Maximiliano Urruti (en el segundo período).

De este modo, el equipo del Parque de la Independencia ingresó de la mejor manera a la recta decisiva de la temporada, ya que en la competencia doméstica quedan por delante apenas cuatro capítulos y el miércoles próximo afrontará como anfitrión el partido desquite ante Boca en procura de un lugar en las semifinales de la Copa Libertadores de América.

En cuanto a la Libertadores, en el juego de ida rosarinos y xeneizes empataron sin goles en la Bombonera.

Newell's además está clasificado para los octavos de final de la Copa Argentina, instancia en la que tendrá por adversario a Talleres de Córdoba.

Eso sí, la noche del domingo en el Coloso tuvo una particularidad, ya que Boca reservó a la totalidad de sus titulares para el cotejo copero y el rojinegro también cuidó a la mayoría de sus futbolistas clave, entre ellos al estelar artillero Ignacio Scocco. El primer tiempo fue un monólogo de Newell's, que desde el comienzo generó las situaciones más peligrosas.

A los 3 hubo un desborde de Víctor Figueroa por la izquierda que terminó Sebastián D'Àngelo tapándole la jugada a Tonso a la altura del punto penal.

Hasta que a los 5 minutos se concretó el infantil penal del arquero de Boca a Cruzado y el mediocampista de Newell's lo cambió por gol con un remate bajo, al palo izquierdo.

La superioridad del local era evidente y a los 13 Figueroa tuvo una nueva oportunidad con un disparo desde fuera del área que el guadavalla sacó al córner.

Boca respondió al cuarto de hora con una volea de Lucas Viatri a la altura de la medialuna que Sebastián Peratta contuvo sin problemas. Y, a los 23, el mismo delantero de Boca ejecutó una chilena dentro del área que se fue por encima del travesaño.

En el final del capítulo se vio la expulsión de Lisandro Magallán por una plancha en perjuicio de Urruti y, a los 46, Guillermo Burdisso dispuso de una ocasión para Boca, pero su cabezazo fue controlado por Peratta junto al parante izquierdo.

La segunda etapa fue protogonizada exclusivamente por el equipo de Gerardo Martino, que fue dueño de la pelota, de los espacios y de las situaciones propicias para convertir, concretando tres de ellas entre los minutos 20 y 25, por los aciertos en la red ajena de Orzán, Tonso y Urruti.

Por el lado de Boca, de momento se pagó muy caro haber protegido a los titulares, ya que se continuó penando el andar por la competencia doméstica.

De todos modos, la jugada de Carlos Bianchi se podrá analizar con detenimiento el miércoles por la noche, cuando se sepa qué elenco representará a la Argentina en las semifinales de la Libertadores.

Por lo pronto, a Newell's no le alcanza la cara para sonreír, mientras la expresión de Boca es adusta.