<
>

Iván Rakitic sería otro obstáculo para Héctor Herrera en el Atlético

No ha sido un gran arranque de temporada para Héctor Herrera en el Atlético de Madrid, a pesar de ser un jugador de los que suelen gustar mucho en la entidad rojiblanca y, sobre todo, a Diego Simeone.

Su capacidad de trabajo en el mediocampo, su rigor táctico y el empuje físico que es capaz de dar al equipo desde una posición clave, le auparon durante sus seis años en el FC Porto y, por supuesto, en el Tri. Pero desde su llegada al Atlético de Madrid la situación ha sido diferente. Tanto así que el propio jugador llegó a pensar que cometió un error al dejar Portugal para probar fortuna en el Wanda Metropolitano.

Simeone tardó mucho tiempo en darle la alternativa, pues no disputó ni un minuto de los primeros cuatro partidos de Liga. Para un jugador que renunció a disputar la Copa Oro con su selección —que acabó saliendo campeona— y optó por ponerse a disposición de su técnico desde el primer día, no haber podido contar con minutos desde el primer momento fue muy complicado, pero una vez que ha entrado en la dinámica, se ha empezado a destapar como un jugador importante.

El mexicano debutó en como colchonero en Champions League y ante la Juventus, marcando además el cabezazo salvador que puso las cosas 2-2 en el tiempo de descuento. A partir de ahí Simeone ha empezado a contar mucho más con “El Zorro”, e incluso en el último partido antes del parón FIFA, contra el Espanyol, disputó los 90 minutos a un gran nivel. Tras el encuentro, el propio “Cholo” aseguró que Herrera les proporciona mucha personalidad en la circulación de la pelota, por lo que no cabe duda que poco a poco, el mexicano se va ganando su lugar en el conjunto colchonero.

Como además Koke no está en su mejor momento y al técnico argentino le está costando encontrar un cuarto centrocampista que acompañe a capitán, a Saúl y a Thomas, no es descabellado pensar que el ex Tuzo pudiera llegar a instalarse como titular en las alineaciones de Simeone, sobre todo en la búsqueda de ese balance defensivo que ha perdido el equipo con las bajas de jugadores como Rodri, Godín o Lucas.

Sin embargo en las últimas semanas se ha hablado mucho de un posible interés del equipo del Manzanares en Ivan Rakitic. El croata ha sido prácticamente apartado de los planes de Ernesto Valverde en el FC Barcelona y es un secreto a voces que en enero saldrá del club. Los grandes de Italia están al acecho, pero diferentes informaciones compartidas en medios españoles hablan incluso de una posible oferta de 40 millones de euros del Atlético de Madrid por el subcampeón del mundo.

El propio Atlético se ha apresurado a desmentir la noticia, pero de sobra es sabido que el club se quedó con las ganas de hacer un fichaje de relumbrón en verano. James Rodríguez era el elegido, aunque a última hora estuvo al caer Rodrigo Moreno, del Valencia. Quizás ahora le toque el turno a Rakitic.

La llegada del croata daría sin duda un gran salto de calidad a la plantilla colchonera. A sus 31 años es un jugador todavía con un amplio recorrido en el mundo del fútbol y brindaría al mediocampo atlético un veteranía y una calidad que ayudarían a asentar a los de Simeone entre los grandes de Europa --pero Héctor Herrera sería seguramente el mayor damnificado.

El mexicano, que tanto ha luchado por conseguir entrar en los planes de “El Cholo”, volvería a verse relegado en el escalafón de preferencias del argentino si finalmente se cerrara el fichaje de Ivan Rakitic. Sin duda el croata se convertiría en un titular indiscutible a su llegada, y sería difícil competir tanto con él, como con Saúl, Koke o Thomas por un puesto de titular.

Por eso quizás sea Herrera el más interesado en que el desmentido de la entidad rojiblanca sea cierto y que no se trate nada más de una manera de ocultar el posible interés en su fichaje hasta que se abra el mercado invernal. Con todo el esfuerzo realizado por “El Zorro” hasta ahora, la incorporación del interior blaugrana sería una pésima noticia y quien sabe si no le forzaría también a buscar un nuevo rumbo en su carrera profesional.