<
>

Aficionados del Millwall abuchean a jugadores que protestaron contra el racismo

El equipo y la Asociación Inglesa de Futbol desaprobaron la reacción de las personas

Los aficionados del Millwall abuchearon a los jugadores de su equipo y del Derby cuando se arrodillaron al realizar un minuto de protesta en contra de los actos racistas que se viven en el futbol.

El partido de este sábado terminó a favor del Derby por marcador de 1-0, representó la primera vez que los seguidores de Millwall pudieron asistir a un juego en casa desde que la pandemia de coronavirus detuviera el campeonato en marzo, pero los focos se fueron sobre los seguidores, los cuales protestaron ante lo ocurrido previo al juego.

La Asociación Inglesa de Futbol condenó las acciones de la afición en un comunicado.

"La FA apoya a todos los jugadores y el personal que desean tomar una posición contra la discriminación de una manera respetuosa, que incluye arrodillarse, y condena enérgicamente los comportamientos de cualquier espectador que exprese activamente su oposición a tales actividades", dijo el comunicado.

Algunos fanáticos habían pedido a los jugadores que no se arrodillaran antes del partido, pero Millwall emitió un comunicado el viernes afirmando su compromiso con la lucha contra el racismo.

"Como equipo apoyamos plenamente los esfuerzos de toda la familia del fútbol para librar al deporte, y sociedad en general, de todas las formas de discriminación", dijo el comunicado.

“El gesto de arrodillarse antes de los partidos nos brinda la oportunidad de hacer exactamente eso y continúa permitiendo que todos los que juegan muestren públicamente su apoyo, en nombre de todo el equipo, a la lucha contra la discriminación. Queremos dejar claro que arrodillarse, para nosotros, no es en modo alguno representativo de ningún acuerdo con mensajes políticos o ideología. Se trata únicamente de abordar la discriminación, como ha sido el caso en todas partes”, añade el texto.

El club aseveró que no dará un paso atrás en su búsqueda por terminar con la discriminación. "Continuaremos haciendo esto hasta el comienzo del Año Nuevo, cuando el club anuncie una nueva e integral estrategia contra la discriminación".

Las regulaciones del coronavirus en Inglaterra significan que solo 2,000 fanáticos locales pueden asistir a los juegos sin que los fanáticos visitantes viajen.

Los futbolistas en Inglaterra se han arrodillado antes de los partidos desde que regresó el fútbol en junio tras las protestas en Estados Unidos por la muerte de George Floyd bajo custodia policial