<
>

En México me festejaban un sombrerito; en Alemania que corriera 12 kilómetros: Marco Fabián

Getty Images

Marco Fabián aseguró que la exigencia del futbol alemán es muy diferente a lo que estaba acostumbrado en el futbol mexicano, debido a que en su país le celebraban cualquier jugada, mientras que en el balompié bávaro se le exigía correr al menos 12 kilómetros por partido, aunque perdiera cinco pases.

En entrevista para Futbol Picante, el mediocampista mexicano, comparó el trabajo físico que se realiza en Alemania, por lo que señaló que los entrenamientos son más fuertes, la disciplina es mayor y la puntualidad es fundamental en para el club, cosa que en el territorio mexicano no es tan importante.

“Y cuando sales te das cuenta de las cosas, cuando llegué a Alemania no les importaba si había perdido cinco pases, se fijaban en que corriera 12 kilómetros en el partido, ¿dónde veías esto? Vengo de un futbol donde hacía un sobrerito o un túnel y me lo festejan allá y en México no me pedían que corriera 12 kilómetros, prefieren que pierdas balones a que no corras, te piden que luches, los entrenamientos son fuertes y después a correr; la verdad no tienes tiempo, disciplina y puntualidad, ya que el llegar un minuto tarde es lo peor que puedes hacer, entonces la forma de pensar y de muchas cosas te cambia la vida, la verdad no me daba cuenta que podía dar tanto físicamente y a lo mejor nunca lo hice porque nunca me exigí, pero uno no abre los ojos y cuando haces eso te das cuenta que puedes ser un mejor jugador”, reconoció.

Al final expresó que la mentalidad si es un factor importante que frena el crecimiento de los futbolistas mexicanos, motivo por el que estableció que estuvo en una zona de confort y que la única forma de mejorar es salir a buscar una oportunidad en el extranjero.

“No sé si el más grande pero si uno de los mayores problemas, cuando sales te das cuenta, a veces no te das cuenta, yo no me daba cuenta cuando estaba en México, yo pensé que estaba muy bien en México con altibajos, a veces era el ídolo o el peor, pero había muchas situaciones pero estaba en ese círculo, y yo pensaba que estaba bien ya que estaba cómodo y en una zona de confort, meto un gol, anotó en los clásicos, metí más de 50 goles y estuve con Selección, pero uno está en una zona de confort no se exige uno más de lo que uno se conoce.

Es difícil necesitas ayuda, necesitas que te lo transmitan y ver más allá de muchas cosas para que lo comiences a hacer desde que estás en México, pero creo que sí en lo mental es donde más se tiene que trabajar”, concluyó.