<
>
2020-21 UEFA Champions League, Fase de grupos
  • Ryan Gravenberch (79')
  • Luis Muriel (85')

Atalanta venció 1 a 0 al Ajax y clasificó a octavos de Champions

Un gol del colombiano Luis Muriel en el minuto 85 certificó la clasificación del Atalanta para los octavos de final de la Liga de Campeones frente al Ajax (0-1), que se mostró impotente de cara a la portería rival y pasará a jugar la Liga Europa.

Muriel salió en el 79 en sustitución de su compatriota Duván Zapata, que hizo un buen partido, y solo necesitó seis minutos en el césped para decantar el marcador. El centrocampista Remo Freuler robó la pelota tras un fallo de la defensa neerlandesa y dio un pase vertical al delantero colombiano que lo dejó solo ante el guardameta. Aguantó, se llevó a André Onana por la izquierda y le dio la estocada final al encuentro mandando el esférico al fondo de la red.

Fue un duelo de menos a más en el que al conjunto italiano le valía con el empate, mientras que los locales necesitaban la victoria para pasar a octavos. En el duelo táctico entre los entrenadores Erik ten Hag y Gian Piero Gasperini, el segundo jugó mejor sus cartas. Aguantó las acometidas de los neerlandeses cuando éstos apretaron, especialmente en la segunda parte, y acertó con los cambios.

Desde el principio quedó claro que el partido, lejos de ser un esprint de cien metros lisos, se trataría de una carrera de fondo y ambos conjuntos se preocuparon, sobre todo, por no encajar un gol tempranero. De hecho, el primer remate entre los tres palos llegó justo antes del descanso, un cabezazo del debutante Brian Brobbey tras un buen centro de Antony dos Santos por la derecha que el guardameta italiano Pierluigi Gollini atajó sin problemas.

Ten Hag hizo debutar en la máxima competición europea al delantero Brobbey, que subió esta temporada al primer equipo. El atacante, de 18 años, es un ejemplo más de la inacabable cantera y fue sustituido en el descanso por un choque en el césped con su compañero Nicolás Tagliafico.

El Ajax fue el dueño y señor de la posesión del balón en los primeros 45 minutos, aunque no llegó con claridad a la portería rival y probó suerte sobre todo por el interior. En el minuto 15, Brobbey controló de espaldas al área, se la cedió a Noussair Mazraoui y el disparo del marroquí fue despejado por un defensa a saque de esquina.

La escuadra dirigida por Ten Hag probó después de lejos, con tiro libre de Zakaria Labyad que golpeó la barrera y un disparo de Ryan Gravenberch que se fue demasiado arriba.

El Atalanta por su parte, bien asentado en el terreno de juego, aguantó la tímida presión de los neerlandeses y mostró los dientes al contraataque bajo la batuta de Alejandro "Papu" Gómez, que conectó bien con el colombiano Duván Zapata.

Gómez le cedió a Marten de Roon una buena pelota al borde del área, pero el centrocampista del equipo italiano la mandó a las nubes en el 19. Luego, el Ajax adelantó la línea defensiva y forzó que dos peligrosas ocasiones del Atalanta culminasen en fuera de juego.

La segunda parte trajo al encuentro la tensión esperada para un duelo que decidía un puesto en los octavos de final de la máxima competición europea. El Ajax metió hombres en la línea ofensiva, dejó espacios atrás y el conjunto intentó aprovecharlos.

Primero, Freuler no acertó a rematar una inmejorable oportunidad en el área. Luego, el argentino Lisandro Martínez salvó a los suyos mandando la pelota a saque de esquina tras dos claras ocasiones del Atalanta por la izquierda, ambas nacidas en los pies de un providencial Matteo Pessina. Luego, Mazraoui salvó el gol desviando a córner un disparo con André Onana ya batido.

Según avanzó el cronómetro, el Ajax espabiló y se lanzó cada vez más a tumba abierta, sabedor de que el empate lo dejaba eliminado. Ten Hag sacó del césped al lateral Nicolás Tagliafico, que tenía una amarilla, y puso al veterano delantero Klaas-Jan Huntelaar.

En el 75, el Ajax tuvo la clasificación en sus manos. Una combinación por el interior entre Quincy Promes, Antony dos Santos y Jurgen Ekkelenkamp dejó a Davy Klaassen solo ante el portero. El centrocampista chutó demasiado centrado por abajo y Gollini la despejó con la pierna derecha.

La expulsión del jugador local Gravenberch por doble amarilla y el gol de Muriel en el 85 pusieron punto final al partido, pues el Ajax lo intentó con más corazón que cabeza a base de balones largos que apenas intimidaron al conjunto italiano. El Atalanta se clasifica como segundo en el grupo D, liderado por el Liverpool, mientras los neerlandeses terminan en el tercer lugar y jugarán la Liga Europa.