<
>
2020 Torneo olímpico femenino, Fase de grupos

La femenil de Estados Unidos avanza a cuartos de final tras empatar 0-0 con Australia

KASHIMA, Japón -- La selección femenil de Estados Unidos hizo lo necesario para avanzar a cuartos de final en los Juegos Olímpicos de Tokio, pero no fue exactamente el monstruo ofensivo de alto vuelo por el que es conocida.

Las mujeres estadounidenses llegaron a los cuartos de final del torneo de futbol femenino después de un empate 0-0 con Australia el martes en un estadio casi vacío, salvo por un grupo de escolares japoneses.

Las estadounidenses buscan ganar una quinta medalla de oro olímpica en Tokio. También están compitiendo por convertirse en el primer equipo en ganar en los Juegos Olímpicos luego de un título de la Copa del Mundo.

Pero se lo han puesto difícil en los Juegos de Tokio. Perdieron ante Suecia 3-0 en su primer partido, rompiendo una racha invicta de 44 partidos, antes de recuperarse con una victoria por 6-1 sobre Nueva Zelanda.

El empate con Australia aseguró el segundo lugar de Estados Unidos en el Grupo G detrás de Suecia por diferencia de goles. Los estadounidenses se enfrentarán al ganador del Grupo F, ya sea Holanda o Brasil, dependiendo de los últimos resultados, en Yokohama el viernes.

"Fue una decisión táctica del (entrenador Vlatko Andonovski) cambiar a la defensiva, un poco más conservadora, y realmente permitirles impacientarse, seguir el juego y devolvernos el juego", dijo la delantera estadounidense Alex Morgan. "Con el tiempo, siento que ambos equipos se sentaron y se convirtió en una cuestión de jugar un juego profesional y seguir adelante".

Estados Unidos hizo cinco cambios de alineación tras el último partido contra Nueva Zelanda, lo cual no fue inesperado dado el apretado calendario de competencia.

Morgan estaba de regreso al frente, en lugar de Carli Lloyd, mientras que Megan Rapinoe reemplazó a Tobin Heath. La capitana Becky Sauerbrunn y la defensa Kelley O'Hara también regresaron a la alineación titular.

Morgan se escapó temprano en el juego, pero su fuerte disparo fue detenido por la portera australiana Teagan Micah.

El cabezazo de Morgan en el minuto 30 fue anulado por fuera de juego, una decisión que fue confirmada por revisión de video. Estados Unidos también tuvo cuatro goles anulados por fuera de juego en la primera mitad de la victoria sobre Nueva Zelanda.

En general, las estadounidenses volvieron a verse alteradas. Australia controló la posesión durante gran parte del juego. En el tiro libre de Megan Rapinoe a los 57, el pase de O'Hara falló y el disparo de Morgan pasó por encima de la portería, pero nuevamente las estadounidenses estaban en fuera de juego.

"Al entrar en este juego, entramos con la mentalidad de que el primer objetivo era ganar el juego y el segundo gol era hacer una buena actuación profesional y no recibir "gol, dijo Andonovski. "Obviamente no logramos el primero, pero logramos el segundo, lo cual fue muy importante porque finalmente nos puso en el mismo lugar".

Australia derrotó a Nueva Zelanda en su primer partido antes de caer ante Suecia 4-2.

El entrenador de Australia, Tony Gustavsson, dijo que era evidente desde el principio que Estados Unidos cambiaría sus tácticas en función de su formación.

"Lo que me complace, desde nuestro punto de vista, es que sentí que teníamos el control en gran parte del momento del juego, tanto con el balón como sin él, y eso me gusta", dijo Gustavsson. "Después del partido de Suecia, me preguntaron cómo íbamos a abordar el juego de Estados Unidos y dije: 'Seremos fieles a lo que somos y, con suerte, si jugamos nuestro juego A, será suficientemente bueno'".

Australia hizo un cambio tardío en su alineación inicial, reemplazando a Caitlin Foord con Mary Fowler. Foord tuvo un problema en la pierna en los calentamientos y se decidió retenerla como medida de precaución.

Los niños de las escuelas alrededor de Kashima, una ciudad costera de unos 67,000 habitantes, asistieron al partido, algunos con carteles. Cuando Rapinoe se fue en la segunda mitad, aplaudieron cortésmente mientras pasaba.

También era probable que las Matildas avanzaran como las que terminan en tercer lugar en el grupo, pero tienen que esperar hasta el final del juego el martes para determinar su lugar. Gustavsson y su cuerpo técnico se quedaron para ver el último partido en Kashima entre Canadá y Gran Bretaña en caso de que las Matildas se enfrenten a alguno de los equipos en la ronda eliminatoria.

Con 12 equipos compitiendo en el torneo, los dos primeros clasificados en cada uno de los tres grupos avanzan a la fase eliminatoria, junto con los dos primeros clasificados en tercer lugar.

Noticias - JJOO Fútbol (F)