<
>

El café Panizza, del Parque Canaleta al Tróccoli y la final de 1960 que marcan los 100 años de Cerro

Cerro festejó su centenario. @CACerro_oficial

En el cruce de Grecia y China estaba el viejo café Panizza. Una noche, como tantas del lejano 1922, los parroquianos se juntaron a debatir. Las charlas futboleras eran eternas. Pero aquel 1º de diciembre, el motivo de la reunión era otro. La idea pasaba por la fundación de un nuevo club que representara al barrio de la Villa del Cerro en la Federación Uruguaya de Fútbol, donde estaban Peñarol y Central, luego de haber sido radiados de la Asociación. En la liga de la AUF jugaba el otro grande, Nacional, y el otro club de la Villa: Rampla Juniors.

Rápidamente se llegó a un acuerdo en la mesa del Panizza. Pero quedaban algunos detalles por resolver: el nombre del cuadro y los colores de la camiseta.

Fue entonces cuando los dirigentes del Oriental, un equipo que ya jugaba federado, tuvieron la generosidad de sacrificar su nombre con la condición de que el nuevo club se llamara como el barrio y vistiera sus colores: camiseta blanca y celeste a franjas verticales.

Aquel 1º de diciembre de 1902 se fundó el Club Cerro, que presentó como cancha para jugar un terreno ubicado donde hoy se encuentra la Plaza de Deportes número 11 Treinta y Tres Orientales.

Cuenta la leyenda que aquella primera cancha de Cerro se hizo famosa por el nombre con el que la bautizó Juan Delgado. Resulta que un día de lluvia el citado futbolista concurrió a jugar y se encontró dentro de un campo en malas condiciones lo que lo llevó a exclamar: “¡Esto es pura canaleta! ¡Es el Parque Canaleta!”, y quedó para la historia.

Con el paso de los años, a iniciativa de un visionario como Luis Tróccoli, el club construyó el estadio que lleva su nombre.

El referido escenario se inauguró el 22 de agosto de 1964 en un inolvidable partido contra River Plate de Argentina que ganaron los albicelestes 5 a 2.

Pero el año que marcó al club fue 1960. Aquella temporada, Cerro peleó el Campeonato Uruguayo perdiendo una final contra Peñarol en el Estadio. Aquel 18 de diciembre el barrio se movilizó y una enorme caravana de camiones partió desde el Cerro hasta el Centenario para colmar la tribuna Colombes. Cerro perdió 3 a 1.

Más acá en el tiempo se recuerda el equipo que en 1994, dirigido por Gerardo Pelusso, clasificó a la Copa Libertadores del año siguiente, donde recibió a Independiente y River Plate en el Tróccoli.

Otro equipo histórico es el que ganó la Liguilla de 2009 bajo la dirección técnica de Eduardo Acevedo.

Cerro celebra su centenario, con la felicidad del regreso a Primera División.