<
>

Las estadísticas que definirán a Caín Velásquez vs. Francis Ngannou

Getty Images

Han pasado más de dos años desde que el ex campeón de peso pesado de UFC, Cain Velásquez, compitió en el Octágono. Esa sequía llega a su fin el domingo cuando se enfrente a Francis Ngannou en el evento principal de UFC Fight Night: Phoenix. Ngannou detuvo una racha de dos derrotas en noviembre y no tendrá que preocuparse por falta de trabajo en el ring, pero muchas de las categorías estadísticas favorecen drásticamente a Velásquez.

El siguiente es un análisis de los números, que podría terminar siendo la diferencia el domingo.


Diferencial de Golpeo

El promedio de diferencia en golpeo de un peso pesado clasificado de UFC es +0.93. Velásquez no está clasificado por inactividad, pero en términos de esta métrica, está muy por delante del resto del grupo. El diferencial de su carrera (los golpes significativos que aterrizaron por minuto menos los golpes significativos absorbidos por minuto) es de +4.09. Para poner el número en perspectiva, su diferencial es 40 por ciento más alto que el líder actual entre los pesos pesados clasificados (Alexander Volkov en +2.92).

Ngannou, por su parte, tiene el tercer peor diferencial de golpeo entre los pesos pesados clasificados en +0.03. Defensivamente, permite que sus oponentes logren solo 1.94 golpes significativos por minuto. Sin embargo, Ngannou consigue solo 1.97 golpes significativos por minuto, que es el último entre los 16 pesos pesados más importantes. La defensa de Velásquez es ligeramente más porosa, ya que permite que sus oponentes obtengan 2.29 por minuto, pero él lo compensa en términos de ofensiva. Aterriza 6.38 por minuto, que es más del doble del promedio de peleadores de peso pesado (2.76) clasificados.

Si este emparejamiento se reduce a quién puede hacer más golpes, Velásquez está en el asiento del conductor. Sin embargo, Ngannou ha encontrado cierto éxito a pesar de no haber aterrizado con volumen. Ha promediado solo 13.86 golpes significativos por pelea en sus siete victorias en UFC. Aunque a menudo es exitoso a pesar del bajo volumen, el estilo de Ngannou tiene sus inconvenientes. Logró solo 21 golpes significativos en una derrota ante el entonces campeón Stipe Miocic, y en su derrota más reciente, se combinó con Derrick Lewis para obtener el segundo menos significativo en una pelea a tres asaltos (31) en la historia de UFC .

Si Ngannou no puede ponerse en camino temprano, su incapacidad para aterrizar de manera consistente le dará problemas importantes. Velásquez siempre ha sido un dinamo golpeador ofensivo. Debería poder desgastar a su oponente con volumen si evita la salida ofensiva inicial de Ngannou.


Posición de Golpeo

Un factor clave detrás de la capacidad de Velásquez para aterrizar con un volumen tan alto, mientras evita la represalia de los oponentes, es su capacidad para asegurar y atacar desde posiciones ventajosas. La mayoría de los combatientes obtienen la mayor proporción de sus golpes significativos a distancia, que se define como de pie y no en el clinch. Velásquez, por otro lado, ha entregado el 38 por ciento de sus importantes golpes en el suelo y el 27 por ciento en el clinch. Aterrizar un número tan alto de golpes significativos en el suelo es realmente lo que lo separa de otros pesos pesados, ya que es capaz de desencadenar la ofensiva desde la posición superior sin sufrir daños. Durante su carrera, ha logrado 283 golpes significativos en el suelo, mientras que absorbió solo nueve en esta posición.

La mayoría de los golpes significativas de Ngannou llegan a distancia (68 por ciento). Él, al menos estadísticamente, se ha mantenido a la defensiva en el suelo. Durante su carrera en UFC, solo el 22 por ciento de los golpes importantes que ha absorbido han sido en la lona.

La habilidad de Velásquez para aterrizar golpes en el suelo es un elemento vital de su ofensa. Ngannou tendrá que terminar la pelea temprano o encontrar una manera de evitar golpes en el suelo para derrotar al ex campeón.


Derribos

La historia de la carrera de Ngannou es, en cierto modo, un conjunto mixto en términos de defensa de derribo, y tendrá que mantener las cosas en pie para tener éxito aquí. Durante su carrera en UFC, detuvo el 70 por ciento de los intentos de derribo contra él, que está por encima del promedio para un peso pesado clasificado (62 por ciento). Sin embargo, todavía ha permitido 2.29 derribos por 15 minutos de tiempo de pelea. Su actuación ante Miocic es un microcosmos de su trayectoria de derribo. Miocic falló en el 57 por ciento de sus intentos de derribo, pero aún consiguió seis y dominó la lucha con su lucha.

Aunque Velásquez no es una amenaza de derribo particularmente precisa, lo compensa con persistencia. Su precisión de derribo en su carrera es solo del 45 por ciento, pero intenta 11.2 derribos por 15 minutos. Ese número de intentos le permite conseguir 5.15 derribos por 15 minutos.

Desde la pelea de Miocic, Ngannou detuvo los cuatro intentos de derribo contra él y mostró una mejoría en términos de defensa de derribo. En su primera pelea contra Curtis Blaydes, Ngannou le permitió a Blaydes conseguir dos de sus seis derribos. En la revancha, Ngannou detuvo ambos intentos de Blaydes y terminó la pelea en el primer asalto. Blaydes lidera a todos los pesos pesados clasificados en términos de derribos por 15 minutos con 6.75. El hecho es que si Velásquez puede mantener su ritmo de derribo habitual, probablemente supondrá un problema para Ngannou.


Tiempo de lucha

play
2:07

Recordamos las mejores peleas de Caín Velásquez

Aquí algunos momentos del mexicoamericano, ganador de dos títulos, de peso pesado, en el Ultimate Fighting Championship.

Velasquez y Ngannou promedian virtualmente el mismo tiempo de lucha por combate. Entrando en la pelea, el tiempo promedio de pelea de Velásquez es de 7:17 y el de Ngannou es de 7.16. Sin embargo, ciertamente parece que una pelea más larga favorece al ex campeón. Ngannou ha peleado más allá del segundo asalto solo dos veces en la UFC y ha perdido ambas veces. Además de eso, "The Predator" se desvanece más después del primer asalto en comparación con Velásquez.

Es natural que un luchador experimente una disminución en la actividad después del primer asalto. EN los primeros asaltos de sus peleas de UFC, Ngannou ha logrado 2.91 golpes significativos por minuto. Después del primer asalto, su tasa cae a 1.29, lo que representa un descenso del 56 por ciento. Velásquez no solo históricamente tiene un ritmo más alto en las rondas iniciales, sino que también ha experimentado una disminución menor en el porcentaje. En sus asaltos iniciales, ha logrado 8.13 golpes significativos por minuto. Esa tasa cae a 4.67 en los siguientes asaltos. Esa tasa aún está muy por delante de Ngannou y representa solo una disminución del 43 por ciento en la actividad de golpeo.

Cuanto más larga sea la lucha sin un final, más probable es que Velásquez salga con la victoria. Ngannou debe ingresar a la jaula con una estrategia basada en llegar temprano a Velásquez y terminar la pelea.