<
>

Jack Sock, el As de espadas de Resto del Mundo

La Laver Cup es el certamen de exhibición anual de tenis que reúne a los mejores jugadores del mundo y los divide en Team Europe y Team World. Ante la presencia de las estrellas más grandes del momento, algunos tenistas pasan un poco desapercibidos pero dejando su propia huella. Uno de ellos es el norteamericano Jack Sock (128º del ranking mundial en singles y 43º en dobles).

Si bien su nombre no es uno de los que más hace mover las taquillas, su juego y estilo han sido fundamentales para la paridad del torneo. Desde que comenzó en 2017, el norteamericano cosechó nueve victorias en 12 partidos disputados en dobles (75% de efectividad), destacando la edición 2018 donde se quedó invicto con tres triunfos al hilo y la más reciente junto a Frances Tiafoe, donde se adjudicaron lavictoria en el partido despedida de Roger Federer junto a Rafael Nadal por 4-6, 7-6 (2) y 11-9.

Sin embargo esto no es pura casualidad. El estilo de juego de Sock hace incomodar a más de uno. Tiros potentes, tenis de pocos golpes buscando terminar los puntos rápidos y subidas a la red para desequilibrar a sus rivales.

En lo que respecta al circuito ATP, sus logros también reflejan su gran habilidad dentro de la cancha. Tres títulos de Grand Slam en dobles (Wimbledon ´14 con Pospisil, Wimbledon y US Open ´18 con Mike Bryan), campeón del ATP World Tour Finals´18 junto con Mike Bryan y otros 13 trofeos más en los que se destacan cuatro M1000, tres ATP 500 y 6 ATP 250.

Sin embargo esto no termina acá, ya que también tiene el honor de ser medallista olímpico en esta modalidad. Río fue sede de dos de sus condecoraciones más importantes como tenista: Medalla de bronce en dobles junto a Steve Johnson y medalla de oro en la modalidad mixta junto a Bethanie Mattek-Sands.

En lo que respecta a los singles, en el 2017 llegó a ser 8º del mundo gracias a sus consagraciones en el Masters 1000 de Paris frente a Filip Krajinovic (41º) y sus dos ATP 250 en Auckland y Delray Beach ante Joao Sousa (55º) y Milos Raonic respectivamente.