<
>

¿Cuán buenos serán los armadores novatos en esta temporada?

play
De costa a costa la maravilla de Lonzo Ball (0:31)

Lonzo Ball conduce el balón desde la zona defensiva hasta la rival para lograr una bandeja, mientras dibuja una falta. Magic Johnson responde con un aplauso desde la primera fila. (0:31)

Cuando Carmelo Anthony apareció en una sorprendente posición número 64ª en el #NBArank de ESPN, parte de la controversia de la historia fue que se ubicara por delante del 10 veces All Star, en el puesto 63ª, a Lonzo Ball, un jugador que aún no ha jugado un partido de la NBA.

Junto con la selección Nº1 del draft 2017, Markelle Fultz de los Philadelphia 76ers y Dennis Smith Jr. de los Dallas Mavericks, elegido noveno, Ball fue uno de los tres novatos del draft de este año en terminar entre los 100 mejores en el #NBArank. (Hubo un cuarto novato entre los 100 mejores, el compañero de equipo de Fultz en Filadelfia, Ben Simmons, que fue selección número uno del draft de 2016, pero perdió su primera temporada en la NBA debido a una lesión).

Sin embargo, la historia y las estadísticas muestran que son pocos los novatos -y particularmente pocos armadores- los que tienden a ser tan valiosos como la lista de ESPN sugiere. ¿Son demasiado altas las expectativas para la cosecha de armadores novatos de este año?

Novatos en el Top 100

La temporada pasada tomó 3.4 Victorias sobre el Jugador de Reemplazo (WARP) para clasificar entre los 100 mejores jugadores de NBA de acuerdo a mi métrica de valor. Sólo dos novatos llegaron a ese umbral: el pívot de los Philadelphia 76ers, Joel Embiid (4.4 WARP), y el centro de los New York Knicks, Willy Hernangomez (4.1). El Novato del Año, Malcolm Brogdon de los Milwaukee Bucks, no pudo incluirse con un 3.0 WARP, aunque calificó mucho mejor en el ESPN's real plus-minus (RPM) debido a su valor defensivo; Los 5.7 RPM de Brogdon le clasificaron en el lugar 74 de la liga.

Esos tres jugadores tienen algo en común: todos eran mucho más viejos que los prospectos que jugaron solo un año en el básquet colegial escogidos en el top 100 del NBArank de este año. Embiid fue elegido en 2014 pero no debutó hasta 2016-17 debido a una fractura navicular; cumplió 23 años después de que su temporada terminara prematuramente. Hernangómez tenía 22 años, habiendo sido seleccionado en 2015, pero permaneció en el extranjero una temporada adicional. Y aunque él fue la única selección de 2016 de los tres, Brogdon era realmente el más viejo de todos con 24, habiendo pasado cinco años en Virginia debido a un medical redshirt (pausa sin perder elegibilidad).

Una tendencia similar es evidente si volteamos al pasado reciente de los novatos en el Top 100 de la WARP.

Durante la última década, periodo en que los prospectos que solo jugaron un año colegial han gobernado la parte superior del draft, 31 novatos -un promedio de un poco más de tres por año- se han clasificado entre los 100 mejores de la liga en WARP. Más de la mitad de ese grupo había cumplido 22 años al final de su temporada de novatos. Sólo siete de los 31 eran jugadores en su segundo año de secundaria. (Otros dos, Nerlens Noel y Greg Oden, fueron reclutados después de un año en la universidad, pero como Simmons perdieron su primera temporada en la NBA debido a una lesión).

Notable por su ausencia de la lista, están un montón de All-Stars, incluyendo un par de MVP: Kevin Durant (0.8 WARP como novato antes de mejorar dramáticamente en el año dos) y Derrick Rose (3.1 WARP). Eso es un botón de muestra de lo difícil que es para los novatos estar entre los mejores jugadores de la liga, particularmente los bases.

Desempeño de armadores que jugaron solo un año en el básquet colegial

Las tres selecciones de draft de 2017 en el top 100 de NBArank eran bases, asumiendo que Fultz terminará jugando regularmente en la posición a pesar de que Simmons actúa como manejador primario de los 76ers, y a pesar de la presencia de dos de ellos en la lista anterior, el historial de bases de un solo año colegial es particularmente horrible. Durante la década pasada, 20 jugadores con solo un año de experiencia en el básquetbol colegial han jugado de bases como novatos. Aquí les presento cómo se han desempeñado:

Sólo la mitad del grupo se ha desempeñado mejor que el nivel de reemplazo como novatos, con sólo cuatro de ellos llegando a cerca de los 100 primeros. Naturalmente, tres de los cuatro desempeños de los bases novatos de un año colegial fueron el Nº1 en el draft general de su año, con Jennings -que pasó su temporada después de la secundaria jugando profesionalmente en Italia en vez de en la Universidad- como la excepción.

Fultz y Ball son promocionados de forma similar, ya que ambos fueron considerados como posibles N°1 en general. Pero Smith, que se deslizó hasta el noveno en la noche de draft, tendría que unirse a Jennings como una excepción a la regla.

¿Cómo se comparan como prospectos los tres bases de 2017 que jugaron solo un año colegial con sus predecesores? Centrémonos en los bases que jugaron solo un año colegial que fueron reclutados en el top 10.

El porcentaje de victorias proyectado del novato Ball - el componente por minuto de WARP, similar al PER- lo ubica segundo de Kyrie Irving en este grupo. Sin embargo, en base a su rendimiento en la universidad, Smith y Fultz no parecen el mismo tipo de contribuyentes instantáneos. Eso no quiere decir que sean malos prospectos; esto no tiene en cuenta la edad, y Fultz es uno de los más jóvenes que jugaron solo un año colegial, elegidos en tiempos recientes. Una vez que se incorpora la edad, Fultz ocupó el cuarto lugar en mis proyecciones de estadísticas para el draft de 2017 (Ball fue primero) y Smith sexto.

Es posible que, como Rose antes que ellos, Fultz y Smith podrían superar sus proyecciones de novato y llegar cerca de los 100 primeros. Sin embargo, su colocación en la lista #NBArank parece muy optimista. Es más probable que se conviertan en bases de calidad en la NBA en su segunda temporada que como novatos.

Poner a Ball en el top 100 es mucho más razonable, aunque las expectativas todavía deben ser atemperadas por la incapacidad de su predecesor en los Lakers, D'Angelo Russell, también una selección Nº2, cuya proyección era segundo de Irving entre este grupo, para ayudar al equipo a ganar como novato. Y las estadísticas tales como WARP expondrán probablemente el valor de Ball como un novato porque no afectarán en su pobre defensa de la bola. Así que probablemente tendría a Ball más cerca de la última parte del Top 100 de lo que está actualmente clasificado.

Es correcto estar entusiasmado con el potencial de Fultz, Ball y Smith. Sin embargo, convertirse en un buen jugador de la NBA es bastante difícil para cualquier jugador de 19 o 20 años, y mucho menos uno que también tiene que aprender una nueva ofensiva y tratar de lidiar contra los talentosos armadores veteranos de la liga en este momento. Esperar que los mejores bases novatos de este año sean jugadores valiosos de inmediato es simplemente poco realista.