<
>
2015 World Cup Qualifying - UEFA, Fase de grupos
  • Jonathan Walters (85')
  • Martin Hinteregger (31')

Irlanda rescató un empate sobre el final ante Austria

Un gol del delantero Jonathan Walters a cinco minutos del final evitó la derrota de Irlanda ante Austria (1-1) y le permitió mantener vivo el sueño de clasificarse para el Mundial de Rusia 2018.

El conjunto de Martin O'Neill, que ofreció su mejor cara tras el descanso, aceleró definitivamente en el tramo final de un choque que tuvo controlado el equipo austríaco, que se marchó de Dublín sin dos puntos que tenía en la mano y con un panorama oscurecido en su camino hacia el Mundial.

El punto mantiene las expectativas de Irlanda, que resume en tres victorias y tres empates sus seis encuentros disputados en el Grupo D. Puja por el primer puesto con Serbia. Austria perdió una gran ocasión para fortalecer su condición de candidato.

Y eso que el cuadro visitante se estableció como dominador en la primera mitad. Impuso su juego ante el empuje desordenado del equipo de O'Neill, que apenas inquietó a Heinz Lindner.

La selección centroeuropea consolidó su dominio a la media hora en una acción ensayada a balón parado. Martin Hinteregger remató a la red un saque de esquina.

Irlanda reaccionó tras el intermedio. Tuvo el balón y empujó al rival hacia su campo. En cualquier caso, estaba cómodo el combinado de Marcel Koller, que amenazaba con acciones al contraataque para sentenciar el partido.

El choque se revolucionó en el cuarto de hora final. En el minuto 80 pudo empatar Irlanda con un remate de cabeza del central Shane Duffy tras un córner botado por Robbie Brady que sacó bajo palos, en la línea de gol, Stefan Lainer.

Austria pudo sentenciar después. Cuando Florian Grillitsch efectuó un remate raso, pegado al palo izquierdo, que fue desviado con una gran intervención por el meta Heinz Lindner

Sin embargo, en la acción siguiente llegó el empate. Con un balón largo que recibió en carrera Jonathan Walters. El delantero del Stoke City inglés dejó en evidencia a su marcador y con un potente disparo superó a Darren Randolph.

En plena ebullición y con su adversario tocado, buscó el triunfo Irlanda, que celebró inútilmente un gol que fue anulado por el árbitro español David Fernández Borbalán a Shane Duffy por una falta sobre Lindner.