<
>

La NFC Este, una pesadilla para la AFC Este en el Super Bowl

play
Carson Wentz consigue un gran abrazo (0:21)

El quarterback abraza al propietario de los Eagles, Jeffrey Lurie, y tiene una conversación con Chris Long después del primer título de Philadelphia en el Super Bowl. (0:21)

Cuando la NFC este y la AFC Este se encuentran en un Super Bowl, generalmente los equipos de esa división de la Conferencia Americana tiemblan.

La victoria de los Philadelphia Eagles sobre los New England Patriots en la edición LII del juego por el título de la NFL extendió el dominio que las franquicias de la NFC Este tienen al poner la marca en 9-2 sobre equipos de la misma región en la AFC.

Los Patriots han perdido tres Super Bowls de forma consecutiva ante equipos de la NFC Este en las ediciones XLII, XLVI y LII, luego de vencer a los Eagles en el Super Bowl XXXIX en Jacksonville.

En ese momento, la victoria de los Patriots sobre los Eagles era la segunda que un equipo de la AFC Este conseguía en el Super Bowl sobre un rival de la NFC Este, desde que los Miami Dolphins consumaron su temporada perfecta en enero de 1973, tras vencer 14-7 a los Washington Redskins.

Tras la victoria de los Dolphins, equipos de la AFC este y NFC Este no volvieron a medirse en el juego por el título de la NFL sino hasta 10 campañas después y con los mismos protagonistas. Los Redskins tomaron revancha y vencieron a Miami en el Super Bowl XVII.

Esa fue la primera de una racha de cinco derrotas de equipos de la AFC Este en el Super Bowl ante sus contrapartes en la NFC Este, las últimas cuatro, sufridas por los Buffalo Bills ante los New York Giants, los Dallas Cowboys en dos ocasiones y Redskins.

Los Patriots rompieron la mala racha ante los Eagles, pero dos reveses ante los Giants y ante los Eagles en el Super Bowl LII indican que la NFC Este tiene de clientes a los equipos de la AFC Este cuando de disputar el Trofeo Vince Lombardi se trata.

En términos generales, la NFC tiene la ventaja en la serie del Super Bowl sobre la AFC por 27-25.