<
>

La previa de la cuarta fecha del Super Rugby

play
Jaguares, con dos cambios y más novedades (1:34)

Un informe del equipo que jugará ante Waratahs y la lesión de Lezana que lo obliga a operarse. (1:34)

Este viernes comienza la cuarta fecha del Super Rugby y en Scrum te acercamos la previa de todos los partidos.

Highlanders v. Stormers (el viernes, en vivo desde las 3.35 por ESPN Play y en diferido a las 12.30 por ESPN 3)

CÓMO LLEGAN: Luego del debut con triunfo ante Blues, Highlanders tuvo fecha libre y este viernes recibirá a Stormers, que enfrenta una dura gira por Nueva Zelanda. El último sábado tuvo que soportar el vendaval ofensivo de Crusaders, que lo goleó por 45 a 28.

QUÉ BUSCAN: Para los campeones del 2015 el objetivo se basa en volver a ser un equipo peligroso y contundente. El debut fue bueno ante Blues, pero lo sufrió hasta el final. Stormers padeció la gira de 2017 (cuatro caídas abultadas). En Christchurch no pudo ante un campeón intratable.

LAS CLAVES: Para los locales imponer el ritmo y el juego que más les conviene. Ganar los rucks y darle circulación y velocidad a la salida de la pelota. El resto llegará por decantación. Para Stormers el desafío estará en asumir el protagonismo y ganar la batalla de los forwards. Ante Crusaders cuando pudo hacer varias fases con los delanteros tuvo su premio y llegó al try. En su defensa deberá estar más que concentrado sino quiere problemas.

LOS ANTECEDENTES: Dos partidos de ventaja son los que llevan los neozelandeses en el historial. La consiguieron en los últimos triunfos en Dunedin: 57-14 el año pasado, y 39-21 en 2015.


Rebels v. Brumbies (El viernes, en vivo desde las 5:45 por ESPN Play y en diferido, a las 14.30 por ESPN3 )

CÓMO LLEGAN: No pudo ser mejor el arranque de Rebels. Dos triunfos con puntaje ideal. El estreno ante Reds y la confirmación en Japón, dónde superó con amplitud a Sunwolves. Brumbies en cambio perdió en el duelo de australianos con Reds. Hizo dos tries, pero le marcaron seis penales.

QUÉ BUSCAN: En las últimas temporadas la conferencia fue liderada por Brumbies, el único equipo australiano que llegó a los playoffs. Este año el torneo parece más parejo y con varios postulantes al título.

LAS CLAVES: Rebels parece otro equipo muy distante del de 2017. Como primera medida demostró contundencia, una de sus debilidades del año pasado. Se nota que ganó mucho con la llegada de Genia en la conducción, y Maddocks fue una pesadilla para los japoneses, anotando nada menos que el primer hat-trick del certamen. Para Brumbies será una buena prueba en este comienzo con plena lucha de conferencia. Deberá poner a prueba su templanza y lo bien que defendía. Y además cuidarse de no cometer infracciones, ya que Rebels cuenta con eficaces pateadores que lo pueden hacer valer en el score final.

LOS ANTECEDENTES: Ganaron un partido cada uno en 2017. Rebels como local, 19-17, y Brumbies en su cancha, 32-3. Los de Canberra llevan cinco cotejos de ventaja en el historial.


Hurricanes v. Crusaders (el sábado desde las 3.35, en vivo por ESPN Play)

CÓMO LLEGAN: El primero de los grandes choques que ofrecerá Nueva Zelanda en este torneo. Hurricanes recibirá a los campeones con toda su efectividad. Los amarillos de Wellington perdieron en el debut ante Bulls, en Pretoria, y en su visita a Buenos Aires ganaron con bonus ofensivo por 34 a 9. No hubo destellos, pero con hacer simples las cosas les bastó para ganarle a Jaguares en Vélez. Crusaders es una máquina. Ganó con amplitud ante Chiefs y viene de golear a Stormers. Viaja a una cancha que siempre le resultó complicada.

QUÉ BUSCAN: Como todo duelo neozelandés la estrategia y quién esté mejor ese día harán las diferencias. Son dos grandes equipos con muy buenas individualidades. Crusaders empezó en un gran nivel, mientras que Hurricanes todavía no encontró su mejor juego.

LAS CLAVES: Los espacios y poder correr con la pelota con presión son algunas de las virtudes de estas franquicias. Hurricanes mostró una prolija defensa en la cancha de Vélez Sarsfield y fue efectivo cada vez que pasó la mitad de la cancha. Sobre el final aprovechó el derrumbe anímico de Jaguares. Crusaders fue una maquinaria perfecta para maniatar a Stormers y ponerlo bajo presión continua. Cuando el duelo fue pegado a las formaciones, y apelando al juego corto, sufrió la potencia del pack sudafricanos.

LOS ANTECEDENTES: Desde el 2015 se ganaron sucesivamente uno cada uno. En la general, los últimos campeones llevan siete partidos de ventaja.


Reds v. Bulls (el sábado desde las 5.45, en vivo por ESPN Play)

CÓMO LLEGAN: No habían debutado bien los Reds, condicionados por la temprana expulsión de Higginbotham en Melbourne. Pero fueron muchos más parejos ante Brumbies y consiguieron un gran triunfo frente a un rival que últimamente lo dominaba. Fue un gran trabajo de los forwards y seis penales para el 18-10. Bulls jugó una batalla ante Lions. Lo llevó parejo hasta promediar el segundo tiempo, cuando las dos amarillas fueron decisivas en el resultado. Fue derrota 35-49.

QUÉ BUSCAN: Los dos necesitan reafirmar que están mejor que en 2017. Reds para ser un aspirante al lugar que dominó Brumbies en los últimos torneos, y Bulls para confirmar que el triunfo ante Hurricanes no fue casualidad.

LAS CLAVES: Reds mostró muy buenas intenciones en el debut a pesar de la derrota (hizo partido hasta que aguantó con 14). Contra Brumbies impuso su juego y se sobrepuso a dos tempraneros tries. Mover la pelota y complicar a un pack pesado como el sudafricano serán las claves. Bulls está mucho más fuerte que el del 2017. Los forwards son agresivos y hay un compromiso general por ser protagonistas. Deberán sobreponerse a un resultado tan abultado que no esperaban ante Lions.

LOS ANTECEDENTES: En Brisbane no juegan desde el 2013 (ganó Reds por 23 a 18). Los últimos dos fueron en Pretoria y los ganó Bulls.


Sharks v. Sunwolves (el sábado desde las 10.05, en vivo por ESPN Play)

CÓMO LLEGAN: Todavía no ganaron, pero sin lugar a dudas tienen distintos objetivos para esta temporada. Sharks perdió ajustado en el debut en Johannesburgo (ante Lions, 26-19) y frente a Waratahs estuvo más cerca de ganar (empataron en 24 tantos). Sunwolves luego de un buen debut (25-32) ante Brumbies, sufrió la potencia ofensiva de Rebels, que le marcó seis tries y lo venció cómodo por 37 a 17.

QUÉ BUSCAN: Sharks juega de local y tendrá mayores obligaciones ante Sunwolves. Los japoneses nunca ganaron como visitante –perdieron los 15 partidos que jugaron fuera de su casa- y tendrán una dura misión para salir bien parados de Durban.

LAS CLAVES: Los sudafricanos tienen forwards dominantes que tratarán de imponer condiciones ante un rival más débil en los papeles. Fue muy bueno el aporte de Robert du Preez como apertura (lleva 23 tantos) y la velocidad de Lukhanyo Am, autor de dos conquistas ante Waratahs. Los japoneses tienen una tendencia interesante para generar juego cuando tiene la pelota. El problema está cuando pierden la posesión y son sometidos a defender. Ya recibieron 11 tries, una marca muy alta para dos partidos en su propia casa.

LOS ANTECEDENTES: Dos veces se enfrentaron y fueron éxitos sudafricanos: 40-29, en 2016, y 38-17, en 2017.


Lions v. Blues (el sábado desde las 12.15, en vivo por ESPN Play)

CÓMO LLEGAN: Uno de los grandes partidos de la fecha, en dónde empiezan a cruzarse conferencias, con todo lo que implica duelos entre sudafricanos y neozelandeses. Lions ganó los tres que jugó y parece tan dominante como en 2016 y 2017. Viene de una demostración de potencia y contundencia ante Bulls. Blues no puede con sus pares de Nueva Zelanda. Perdió 12 de sus últimos 13 partidos -sólo empató con Chiefs el año pasado- Este año tampoco cambió la estadística, con derrotas muy ajustadas ante Chiefs y Highlanders.

QUÉ BUSCAN: Para Lions no hay otro camino. Juego frontal de desgaste y aniquilación del rival. Ya lleva 18 tries. Blues sabe que tiene un gran desafío y las armas para jugarles de igual a igual a los subcampeones. Quiere empezar a sumar.

LAS CLAVES: La convicción y la capacidad de Lions para destruir a sus rivales. Lo hace de menor a mayor y con un gran aporte de todo su plantel. Somete con los forwards –ya generó dos tries penal- y para colmo sumó a una joya por la punta, Aphiwe Dyantyi (tres tries). Blues jugó dos grandes partidos ante sus conocidos rivales. Se le escapó un maul ofensivo sobre el final ante Highlanders (34-41) y tiró un line parcial en el cierre ante Chiefs (21-27). Arrancó tremendo Akira Ioane con sus tres conquistas como la confirmación de Bryn Gatland en la conducción (30 puntos). Un partido para ver detenidamente con muchos duelos individuales y colectivos.

LOS ANTECEDENTES: Amplio dominio de Blues en el historial (12 triunfos y sólo seis caídas). Sin embargo, el gran momento de Lions lo representan los triunfos en los últimos tres enfrentamientos: 43-5 (2016), 13-10 (2015) y 39-36 (2015).


Jaguares v. Waratahs (el sábado desde las 18, en vivo por ESPN y ESPN Play)

CÓMO LLEGAN: No fue para nada bueno el arranque de Jaguares en el torneo. De menor a mayor, la imagen ante Stormers del debut fue lo mejor de las tres fechas. Frente a Hurricanes dilapidaron muchas situaciones y se perdió finalmente con cinco tries en contra (34-9) y sin marcar tries a favor. Waratahs empezó con buen pie, queriendo olvidar un muy mal 2017. Llega invicto porque defendió muy bien el resultado en sus dos duelos con los sudafricanos. En el debut les alcanzó para superar a Stormers (34-27), y el último sábado para rescatar un empate ante Sharks en 24 tantos.

QUÉ BUSCAN: Sin dudas que Jaguares necesita un lavado de cabeza y dar de nuevo. La falta de confianza y el no poder aprovechar cada situación favorable serán los aspectos a corregir por la franquicia argentina. Waratahs es un equipo muy peligroso en ataque, y que saca mucho provecho de las pelotas recuperadas. Si ajusta la defensa –una de sus deficiencias del año pasado- es muy rápido e inteligente para utilizar la pelota en ataque.

LAS CLAVES: Recuperar la confianza, ajustar la obtención –se perdieron cuatro lines en el primer tiempo- y sacar provecho de un scrum que arrancó mejor que Hurricanes, sin dudas hicieron mella en la cabeza del equipo. Y cuando no se marca en un in-goal se sabe que casi siempre se recibe en el otro. A Jaguares ya le hicieron 15 tries en tres partidos y llamativamente el último sábado sólo anotó por tres patadas de Nicolás Sánchez. Con eso será muy difícil ganar a este nivel. Recibirá a un equipo bien australiano. Con mucha capacidad para pelear los rucks y reposicionarse rápidamente. Si logra ritmo, precisión y velocidad, será muy complicado para Jaguares. Hooper viene de marcar un gran try en Durban, y a Foley no hay que darle chances para que patee (lleva 23 tantos en dos cotejos).

LOS ANTECEDENTES: En el cierre del 2017 Jaguares obtuvo un gran triunfo en Sídney ante Waratahs. Lo superó 40-27, en el primer triunfo de la franquicia en tierra australiana.