<
>

Un pitcheo cambió la historia para Venezuela y quedó eliminado

play
Omar López: 'Esta es una de las derrotas más duras para mí' (2:08)

El mánager de los Caribes de Anzoátegui de Venezuela aseguró que las cosas del béisbol le quitaron a su equipo la posibilidad de disputar la Final de la Serie del Caribe. (2:08)

GUADALAJARA -- Cuando Venezuela tenía en sus manos el resultado del partido, la mala colocación de un lanzamiento cambió el rumbo del encuentro ante Criollos de Caguas de Puerto Rico y dejó a los Caribes de Anzoátegui fuera de la Serie del Caribe.

Venezuela tuvo ventaja dos veces en el encuentro, pero con un grand slam en la sexta y un ataque de dos carreras en la octava, Puerto Rico les sacó la victoria para meterse a su tercera final en cinco años.

''Fue un partido complicado, no podemos hacer errores a nivel de ejecución en los pitcheos. Teníamos el juego en nuestras manos hasta cierto punto, pero no pudimos localizar un pitcheo'', dijo el manager Omar López, de Venezuela.

''Anthony García pudo prácticamente poner a Puerto Rico en el juego, posteriormente no pudimos detener la ofensiva, a pesar de que teníamos el control del juego de nuevo, no pudimos detener la ofensiva de ellos'', agregó el estratega.

García pegó un grand slam en la sexta entrada, Puerto Rico empató y después en la octava anotaron otras dos para vencer 6-5 a Venezuela en el Estadio de Beisbol Charros.

Al timonel venezolano no le gustó la forma de celebración de García tras el grand slam.

''De ninguna manera, eso es prácticamente lo que está pasando en el beisbol desde hace mucho tiempo, yo no jugué beisbol lo suficiente, pero en esos tres cuatro años que jugué estuve alrededor de muchas leyendas venezolanas que me enseñaron a respetar el juego'', dijo

''De alguna manera alguien le hará saber a él'', comentó López sobre el festejo, ''pero no estuve de acuerdo con su forma de ser''.

López confesó que la derrota del miércoles es una de las más dolorosas en su carrera como manager, tanto en Estados Unidos, como en su país Venezuela.

''En mis años como manager, tanto en Venezuela como en Estados Unidos, esta es una de las derrotas más difíciles para mí, más duras de mi vida que me ha costado aceptar, pero como hombre tengo que hacerlo, tengo que aceptarlo'', dijo.

''Teníamos un fuerte deseos por nuestro país de darle un poquitico más de alegría, unos días más, pero existe un Dios, él es el que controla el destino y así lo quiso, estaba escrito que no era para nosotros, pero como les dije ahorita a los muchachos en pocas palabras, me siento orgulloso de ellos, por el trabajo realizado y me consta que día a día dieron el todo por el todo'', agregó.

Venezuela alargó a nueve años --racha actual más larga para cualquier país-- su sequía sin un título de Serie del Caribe, después de que Tigres de Aragua se coronara en Mexicali, México, en 2009, con marca de 5-1.