<
>

Ya sin Borghi, Boca volvió al triunfo frente a Arsenal

BUENOS AIRES (DyN) -- Boca Juniors se recuperó con un triunfo por 2-1 sobre Arsenal en La Bombonera que le sirve para afirmarse en un momento difícil y que evidenció elementos positivos aunque el equipo sigue expuesto por sus muchas debilidades.

El segundo interinato de Roberto Pompei mostró a una formación comprometida y vigorosa, con muy buenos aportes de Cristian Chávez, el chileno Gary Medel, Sergio Araujo y Martín Palermo, pero no mejoró en la función defensiva por lo que la victoria corrió riesgo hasta último momento.

Arsenal llegó a La Bombonera con postura de equipo consolidado, la cual fue perdiendo a lo largo del juego hasta terminar inmerso en un desarrollo que seguramente no era el que había previsto su director técnico Gustavo Alfaro.

Los primeros 20 minutos se jugaron según lo propuso Arsenal, que se distribuyó mejor en la mitad de la cancha con muy buen trabajo de Cristian Leiva y empezó a insinuarse riesgosamente con Matías Alustiza ubicado a espaldas de Christian Cellay aunque finalmente no tuvo profundidad.

Boca estaba disperso y chocaba y salvo un remate de Chávez que desvió al córner Cristian Campestrini, sobre los 4 minutos, tampoco llegaba al arco rival.

Sobre los 21 minutos se fue lesionado Lucas Viatri, entró Araujo y 6 minutos más tarde el recién ingresado arrancó hacia el área, pareció perder la pelota, la recuperó ante una duda de Lisandro López, pasó entre dos rivales y con remate de derecha venció a Campestrini.

A partir del gol cambió por completo el partido porque Arsenal sintió el golpe, Boca se liberó y entonces hasta el final de la etapa marcó diferencias claras.

Campestrini tuvo que esforzarse a los 29 ante un remate de Matías Giménez, a los 31 yendo a los pies de Chávez y a los 43 para controlar un nuevo remate de Araujo.

El segundo período fue tan desordenado como interesante porque los dos fueron poco confiables en defensa, no cuidaron la posesión de la pelota y se embarcaron en un ida y vuelta por momentos frenéticos.

Arsenal llegó muy pronto al empate, a los 3 minutos, al cabecear López hacia abajo y al palo derecho un tiro libre de Adrián González.

Los minutos que siguieron pudieron haber puesto en ventaja al equipo de Alfaro, aunque Boca también llegaba cuando se le presentaba la oportunidad.

El equipo local tuvo en todo el capítulo siete oportunidades claras contra seis de su rival. Entre los 27 y los 30 minutos Campestrini salvó con el pie ante una llegada de Damián Escudero, Medel despejó en la línea un cabezazo de López y, finalmente, luego de un rechazo apurado de Campestrini, cabeceó Sebastián Battaglia, Palermo se encontró con el balón en el área chica y puso en ventaja a Boca.

El último cuarto de hora mostró al equipo de Pompei más seguro, aunque hasta el último pitazo del mediocre Pablo Lunati el resultado permaneció en duda.