<
>

Rafaela le empató a Arsenal, en Sarandí

BUENOS AIRES (DyN) -- Arsenal y Atlético de Rafaela buscaron el sábado la victoria y tuvieron chances para festejar, pero debieron conformarse con repartir puntos en un muy entretenido partido en Sarandí, por la vigésimo séptima fecha del torneo.

Arsenal fue el que comenzó mejor y se puso en ventaja en una jugada de pelota parada, por intermedio de Matías Zaldivia a los 26 minutos del primer tiempo, pero Rafaela, lejos de resignarse, buscó y generó muchas chances de peligro hasta que logró el empate a los 24 del segundo y gracias a Guillermo Marino.

El empate no dejó conforme a ninguno de los dos equipos porque ambos tuvieron chances para ganarlo, aunque ese resultado se ajusta bastante bien a la paridad que hubo en el dominio y en las situaciones.

Los dirigidos por Ricardo Caruso Lombardi comenzaron mejor pero recién pudieron materializarlo en la red a los 26 y con una receta que el entrenador conoce casi a la perfección.

Un tiro de esquina desde la derecha encontró solo a Zaldivia, quien gracias a una cortina de Iván Marcone quedó de frente al arco y sin marca, por lo que, de volea, dejó sin chances a Axel Werner.

Pudo haber ampliado Arsenal en el primer tiempo, pero no estuvo fino en la definición y Rafaela fue ganando terreno hasta jugar en campo contrario y contar chances claras de gol.

Pero no parecía ser la mejor tarde para el equipo de Leonardo Astrada: es que primero lo tuvo Graciani, quien cabeceó por encima del arquero tras un gran pase de Adrián Bastía pero la pelota dio en el travesaño, y luego, en el segundo tiempo, fue Pussetto el que, solo frente al arco tras un centro bajo de Osmar Ferreyra remató al palo.

La visita siguió buscando y finalmente encontró el empate a los 24, gracias al ingresado Guillermo Marino. Pussetto envió un centro frontal que Bastía bajó de cabeza y Marino, con una volea perfecta, ubicó la pelota junto al ángulo izquierdo de Esteban Andrada.

Desde allí hasta el final los dos equipos siguieron buscando el triunfo pero ninguno estuvo lo suficientemente fino para romper la paridad.

Arsenal, que la fecha pasada consiguió un muy buen triunfo como visitante ante Temperley, se quedó con las ganas de festejar ante su público, mientras que Rafaela quería ganar para dejar atrás lo antes posible el muy mal trago que significó la derrota como local ante Unión por 3-2, después de ir ganando 2-0.