<
>

Eddie Rosario en silencio hace mucho ruido

play
Eddie Rosario: "Estamos disfrutando este momento" (1:39)

El jardinero de Puerto Rico, Eddie Rosario, señala su satisfacción por el desempeño en el WBC y por su futuro en las Grandes Ligas. (1:39)

SAN DIEGO - Antes de la práctica del jueves, el jardinero Eddie Rosario estuvo bromeando con su compañero de equipo Roberto Pérez que le iba a quitar su puesto de receptor suplente en la novena de Puerto Rico. "Tú sabes que yo las juego todas", alardeó el boricua de 25 años.

Sin embargo, aunque lo dijo en tono de broma, esa cualidad de "jugarlas todas" es una de las que el gerente general del equipo puertorriqueño, Alex Cora, considera que hace de Rosario un pelotero especial.

"Corre, tira, tiene fuerza y no tiene miedo", dijo Cora a ESPN Digital. "Puede a diario impactar el juego de distintas maneras".

"Es un pelotero de cinco herramientas que se enorgullece mucho en jugar buena defensa", dijo por su lado el dirigente puertorriqueño Edwin Rodríguez.

Rosario se ha destacado como una de las estrellas más brillantes del equipo boricua en este Clásico Mundial de Béisbol. En sus primeros tres partidos del torneo, el jardinero de los Mellizos de Minnesota conectó 6 hits en 11 turnos para un promedio de .545, incluidos dos dobles, un triple y tres carreras remolcadas.

Mientras las cámaras se enfocan en peloteros del calibre de Carlos Correa, Javier Báez, Francisco Lindor, Yadier Molina y Carlos Beltrán, Rosario ha sido igualmente integral para el inicio perfecto que ha tenido Puerto Rico, con marca de 5-0 a estas alturas del Clásico, que les tiene asegurado un puesto en la ronda de campeonato en Los Ángeles, la próxima semana.

El dirigente de Minnesota, Paul Molitor, dijo por vía de mensaje de texto a ESPN Digital que no estaba sorprendido con el desempeño de Rosario, por ser un jugador "que se crece en los grandes escenarios".

"Es un pelotero muy emocionante en ambos lados del terreno", destacó el miembro del Salón de la Fama, que iniciará este año su tercera campaña como timonel de los Mellizos. "[Rosario] te puede derrotar con su guante, con su brazo, con sus piernas y con su bate".

"Es un pelotero completo y talentoso, que ha cobrado vida en este Clásico", agregó un alto ejecutivo de Minnesota. "Puede pegarle fuerte a la pelota y es un defensor sobre el promedio".

"Aunque lo tenemos en el jardín izquierdo, es capaz de cubrir el central. Además, tiene el brazo de un jardinero derecho, como pudieron ver el otro día en el Clásico".

El perfecto tiro al plato de Rosario para agarrar de out al bateador designado Jean Segura en la victoria 3-1 sobre República Dominicana el jueves, no sólo fue clave para romper la racha de 11 victorias al hilo de los campeones, sino que además se ha convertido en una de las jugadas emblemáticas de Puerto Rico en este torneo.

Pero si le preguntas a Rosario, te dirá que son sólo gajes del oficio.

"Ese es mi trabajo", sentenció. "Era el momento de jugar para la doble matanza. Tiré con todo el brazo. Me concentré en dirigir la bola a home. Es para mi patria. Lo hago todo por mi patria".

Rosario ha sido mencionado en varias ocasiones como uno de los mejores prospectos de los Mellizos después haber sido una selección de cuarta ronda en el draft colegial de 2010. Tuvo problemas por violaciones al Programa de Prevención y Tratamiento de Drogas en Ligas Menores, por lo cual fue sancionado con 50 partidos de suspensión sin paga.

Finalmente debutó con los Mellizos en 2015, donde después de jugar 122 partidos terminó sexto en votación para Novato del Año. En 2016, el puertorriqueño estuvo limitado a ser parte del pelotón de jardineros, jugando defensa en un total de 89 partidos, 57 de ellos en el jardín izquierdo, 37 en el jardín central y sólo uno en el derecho.

Es por ello que Rosario confía que su participación en el Clásico le abra más puertas.

"Siento que esta es una buena oportunidad para que Minnesota me vea", dijo Rosario. "Estoy listo para jugar béisbol en Grandes Ligas. Eso es todo para mí".

"Ha sido una buena experiencia. Me siento bien contento por el trabajo que he hecho y el equipo también. Está todo el mundo disfrutando este momento. El pueblo de Puerto Rico está bien contento", agregó.

En cuanto a las palabras positivas de Molitor, Rosario afirmó que era un orgullo escucharlas y que confía que su labor en el Clásico sirva para demostrar su compromiso con ser el mejor pelotero que pueda ser con los Mellizos.

"Creo que ellos están viendo todo lo que uno está haciendo y pienso que el equipo está muy contento con el trabajo que he hecho. Y eso es lo que yo quiero, mantenerme como regular en el equipo de Minnesota", señaló.

"[Molitor] me ha visto jugar bastante y sabe que cuando me meto al terreno voy a dar el todo por el todo y ellos lo que me estaban pidiendo es que ponga mi talento al nivel máximo y eso es lo que estamos enfocados en hacer".