<
>

Favorece Oscar Valdez a Chávez Jr. sobre Canelo Alvarez

play
Valdez opina sobre la pelea Canelo-Chávez Jr (0:54)

En entrevista con ESPN Digital, el pugilista mexicano Óscar Valdez ofrece su opinión sobre quién ganará la pelea entre Canelo Álvarez y Julio Cesar Chávez Jr. (0:54)

LOS ANGELES -- El campeón mundial de peso pluma de la OMB, el sonorense Oscar Valdez, se manifestó a favor de Julio César Chávez hijo para salir vencedor en la pelea que sostendrá con Saúl 'Canelo' Álvarez el próximo 6 de mayo, en Las Vegas, Nevada.

"Yo estoy con Chávez, le tengo fe, a pesar de que es un muchacho a quien han criticado mucho, como al mismo 'Canelo'. Pero considero que Chávez está buscando dejar su propio legado en el boxeo y no quedar siempre con el estigma de ser El Hijo de la Leyenda. Está buscando escribir su propia historia, hacer lo suyo y que lo reconozcan por lo que él ha estado haciendo en el boxeo y no solo por ser el hijo del gran Julio César Chávez'', estableció Valdez, durante una entrevista con ESPN Digital.

El pugilista nativo de Nogales, Sonora, se prepara con miras a la segunda defensa de su faja de campeón en las división de las 126 libras, que avala la Organización Mundial de Boxeo, ante el retador colombiano Miguel Marriaga el próximo 22 de abril, encabezando una cartelera que presenta Top Rank en el StubHub Center de Carson, California.

Valdez explicó los motivos por los que se inclina por el triunfo del sinaloense: "Por eso le tengo fé, porque lo veo dedicado y comprometido a lograr eso, a hacer su propio nombre y ojalá que lo pueda hacer.

"Considero que se trata de una pelea muy interesante, porque siempre que hay dos mexicanos dentro del cuadrilátero, se parten el alma, entregan todo por intentar salir con la mano en alto, por eso, los que van a salir ganando, son los aficionados".

Mientras tanto, Valdez, tiene sus propios planes, en cuanto a la clase de historia que busca escribir como boxeador.

"A mí me gustaría encaminarme a un lugar en el que pueda decir que soy un grande entre los grandes. Ser parte de esa élite de grandes boxeadores mexicanos, como Julio César Chávez, Erick 'Terrible' Morales, Juan Manuel Márquez, que son leyendas del boxeo mexicano y ahí es donde un día me gustaría estar.

"Sé que es un camino muy largo. Porque lo que ellos han logrado, es muy difícil de igualar, pero para eso es que entrenamos todos los días, con esa idea es que realizamos todos los sacrificios que requiere este oficio y, si Dios quiere, algún día voy a estar ahí", dijo, con mucha seguridad.

Y en la búsqueda de ese objetivo a largo plazo, se le presenta un difícil obstáculo. Su próximo rival.

"Marriaga es un boxeador al que respeto, como persona, como boxeador, pero arriba del ring, somos rivales y yo voy a hacer todo lo posible por salir con la mano en alto. Lo he visto pelear en varias ocasiones y sé que es un oponente con una pegada muy dura. Pero, yo me considero un boxeador más inteligente que él, que tengo más facultades sobre el cuadrilátero y voy a hacer todo lo que sea necesario para salir como el ganador en esa noche".

Su historial nos muestra que él tiene 21 nocauts en sus 25 peleas. ¿Qué te dice eso?

"El no nada más pega duro, también es un buen boxeador, que se mueve muy bien. Cuenta con una buena trayectoria como amateur y como profesional, ha noqueado a la mayoría de sus rivales. Así que lo considero como un boxeador de mucho respeto. Sin embargo, yo vengo trabajando muy duro en el gimnasio, tomo mi preparación muy en serio, lo mismo que mi profesión y por eso es que entreno a conciencia, para resolver ese tipo de peleas.

"Yo sé que él va a ir para adelante, buscando noquearme, con su gran pegada, pero espero ser el más inteligente arriba del ring. Porque yo ya lo tengo analizado, sé cuáles son sus combinaciones, cuál es la mano de la que más depende y sé cómo tengo que cuidarme de sus golpes".

¿Ya tienes un plan de pelea establecido?

"Desde que me dijeron que iba contra este rival, Manny Robles, mi entrenador y yo, nos metimos a un cuarto , a estudiarlo, para luego regresar al gimnasio, donde empezamos a planificar la estrategia que vamos a utilizar en esta pelea".

¿Cómo vas en el proceso de trabajo, a seis semanas de la cita con Marriaga?

"Me siento muy bien. Creo que la preparación ha sido como lo acostumbro en cada uno de mis combates. Siempre entrenamos muy duro, para todos los rivales. Manny Robles y sus colaboradores me empujan en todo momento, para que yo dé lo mejor de mí en el gimnasio. Sé que tengo que entrenar muy duro, porque eso es lo único que nosotros sabemos hacer. Tenemos desde enero entrenando y esperando que se llegue el momento de la pelea".

Valdez sigue manejando entre 80 y 100 minutos diarios por las autopistas del sur de California, para acudir cada día al gimnasio en Carson, California, donde realiza sus entrenamientos.

"Pero, bueno, este es mi trabajo, es lo que más me gusta hacer", se conforma.

Cuentas con un buen equipo de trabajo y ustedes cuidan todos los detalles en la preparación para cada compromiso.

"Así es, porque, si queremos llegar lejos en esta carrera, debemos tener mucha disciplina, junto a un equipo de trabajo que nos respalda. Y el 22 de abril se verá cuál es el boxeador que trabajó más duro y el que cuenta con la mejor esquina".

¿Qué diferencia existe entre presentarte para una pelea en Las Vegas, con en el StubHub Center?

"Yo siento que este escenario es un poco más para la gente, para la raza. Porque cuando he venido a alguna función, y cuando he peleado aquí, siempre se han dado muy buenas peleas en esa arena que parece que tiene como un imán para los buenos combates. Además que desde las tribunas, en cualquier asiento que te ubiques, pues me ha tocado vivirlo como aficionado, tienes una magnífica vista del cuadrilátero, te sientes cerca de la acción. Es por ello que me parece un escenario perfecto para el boxeo.

"Marriaga es un boxeador que le gusta dar pelea y que por las condiciones que él tiene, combinadas con mi estilo, se puede esperar un buen espectáculo, un pleito muy interesante, como muchas de las peleas que ya se han visto en el StubHub Center".

Las Vegas es otra cosa, más luces, celebridades, limosinas, gente VIP, glamour, lujos.

"Sí, es un ambiente bonito. Y desde que yo estaba chico, soñaba con estar en Las Vegas. Pero me gusta estar más con mi gente, con la raza. Y esta arena de Carson es uno de esos lugares, con los que yo me identifico, por la cercanía con los aficionados, con la fanaticada, los gritos, porque en esta arena se pueden escuchar muy bien las porras para los boxeadores. Es un lugar muy padre".

Hay campeones mundiales del boxeo mexicano, que sin importar lo que hagan en cada pelea, como Saúl 'Canelo' Álvarez, para citar un ejemplo, son criticados. ¿Cómo tomas las críticas de la prensa?

"Bueno, yo, hasta el momento, no he tenido grandes críticos. Y no sé si eso es bueno o malo. Aunque sé que no le voy a caer bien a toda la gente. Porque eso es algo que nadie puede lograr, ni los mejores boxeadores han logrado unificar todos los criterios y las opiniones a su favor. Yo estoy consciente de eso.

"Tal vez me hace falta recorrer más camino, y que la gente me tome más en cuenta. Porque, a veces, es algo bueno que te critiquen, porque las críticas te hacen superarte. Mientras tanto, yo trato de dar todo de mi parte en cada pelea para que todo mundo quede satisfecho".

¿Sientes que aún te falta crecer como pugilista, hay cosas que todavía necesitas mejorar, detalles qué aprender o pulir?

"Mucho, hay mucho todavía. En el boxeo nunca se deja de aprender. Porque en el momento en que uno se crea que ya lo aprendió todo, es cuando ya vas de bajada. Así que, considero que a mí me falta mucho camino por recorrer. Considero que todavía cometo algunos errores sobre el cuadrilátero, lo mismo que abajo del ring, después de todo, uno es un simple ser humano. Por eso, yo siento que aún tengo mucho qué corregir".