<
>

"He estado arriesgando mi vida durante las peleas"

play
Cara a cara en el UFC México (1:06)

Es la primera vez que cuatro peleadores mexicanos clasificados dentro del top 10 de sus categorías, participarán en la misma cartelera el próximo sábado.. (1:06)

Después de una ausencia de más de cuatro años, Yair Rodríguez regresa a México para encabezar la cartelera del UFC del sábado 21 de septiembre contra el experimentado Jeremy Stephens.

Sin embargo, durante ese trayecto en la carrera del "Pantera", el mexicano se colocó entre los contendientes del peso pluma y alcanzó la posición N° 7 en la clasificación del UFC al tiempo que encabezó tres eventos dentro de la empresa, ganando los tres.

"Para mí es igual estar peleando [en estelares], he estado arriesgando mi vida tanto en el corte [de peso] como durante las peleas, mi imagen pública también está ahí, cosas de ese tipo, ya no me interesa tanto", declaró Rodríguez en el Día de Medios del UFC México. "Antes sí dejaba que influyera un poco, pero esa ha sido la evolución que he tenido como peleador.

"Mi manera de pensar y de ver las cosas, el mundo de la farándula si así lo quieren decir, la fama y todo eso es algo que jamás he buscado, que jamás he querido, a mí siempre me ha encantado pelear, pero nunca me ha gustado tanto el ser tan reconocido de cierta manera porque todos tenemos las mismas habilidades, las mismas capacidades de hacer y lograr lo que queramos si nos esforzamos al máximo, con el momento que tenemos, hacer lo mejor que tenemos, es simplemente eso".

Rodríguez llega a la cartelera con récord 11-2 y luego de ganar el premio al nocaut del año del 2018 tras su combate contra el coreano Chan Sung Jung en noviembre pasado.

Por su parte, Brandon Moreno regresa al UFC luego de su despido tras caer ante Alexander Pantoja en Chile y en su ausencia ganó el campeonato de peso mosca de la LFA.

"[Volver al UFC] lo significa todo, porque al final del día para esto es para lo que trabajo, yo quiero ganar, quiero ser campeón algún día, nunca he perdido esa mentalidad, siempre he tenido la mentalidad de ser campeón, de tener ese cinturón tan bonito en mi cintura, sé que es una meta a largo plazo, pero mi mente está fija ahí", indicó el peleador de Tijuana clasificado en el lugar N° 8 del peso mosca. "Regresar y demostrar que tengo las suficientes habilidades y que tengo el nivel para permanecer en la mejor empresa de artes marciales mixtas a nivel mundial lo significa todo".

Las mexicanas Alexa Grasso e Irene Aldana harán historia como las primeras mexicanas que comparten cartelera en México. Ambas son compañeras del Lobo GYM de Guadalajara.

"Estoy muy emocionada por la pelea del sábado, hace mucho tiempo que quería pelear en México, además de enfrentar a una gran rival como Carla Esparza, indicó Grasso, la N° 9 del peso paja femenil. "Me he preparado mucho para este combate, entrené fuerte en Guadalajara, en la Ciudad de México y también en el Centro Ceremonial Otomí, un gran recinto donde han entrenado los campeones como [Julio César] Chávez y [Juan Manuel] Márquez, así que será muy especial".

Aldana, N° 10 en peso gallo femenil, tiene el reto de dar la bienvenida a la debutante Vanessa Melo en la cartelera principal luego de la lesión que marginó del evento a Marion Reneau.

"Nos preparamos muy fuerte, sé de la responsabilidad que tiene pelear en México, además voy a enfrentar a una peleadora que se estrena en UFC y que no tiene nada que perder, eso la vuelve peligrosa", sentenció.

El peruano Carlos Huachín llega a la Ciudad de México para su segunda pelea en el UFC luego de caer en su debut ante Raoni Barcelos y el reto no será sencillo, ya que enfrentará al local Jose Quiñónez.

"Para mí pelear contra un mexicano es un honor, somos de dos razas diferentes, dos culturas y yo estoy muy agradecido con mi profesor Iván, mi manager, con toda la gente que me ha apoyado para esta pelea", dijo. "Esperemos que cada vez más, cada año que pase, entren más peleadores peruanos porque en Perú hay bastante talento, aquí a UFC.

"La escuela peruana es una raza muy guerrera, hay mucho corazón también, para pelear, tenemos nuestro estilo también que nos está haciendo resaltar.

Los mexicanos Polo Reyes y Martin Bravo también tendrán acción en la cartelera, donde quieren dejar en claro que se recuperarán de sus recientes derrotas.

"La verdad fue una mala experiencia [la derrota en su pelea pasada en México], pero si fuera fácil todos estarían aquí, la verdad, hay descalabros, hay buenas, malas, no pasada nada, vengo a demostrar a mi gente que los mexicanos sí traemos estamos listos", refirió Bravo, quien cumple 26 años de edad el día de su combate. "De mi rival sé que va hacia al frente, que también es muy duro, viene de dos descalabros así que viene por todo".

Reyes regresa a México tras tres años de ausencia, en la que ha acumulado un récord 1-3.

"Representa poder pelear en mi casa, pelear con toda la gente que nos apoya, pero pelear en nuestra tierra, con nuestra familia ahí a un lado es muy motivante", expresó el "Toro". "Espero una verdadera guerra, sé que mi oponente se preparó como debe ser, yo también hice mi trabajo, y el sábado se va a ver todo. Soy un peleador que es persistente, que puede modificar su estrategia, a lo mejor esta ocasión buscamos algo diferente, los derribos, tal vez el trabajo en el suelo, pero siempre quiero ser distinguido por finalizar mis peleas, mostrar el boxeo mexicano en las artes marciales mixtas, en el UFC".