David Faitelson
ESPN


Ahora resulta que el futbolista que es positivo por Covid-19 recibe un tratamiento de casi un "delincuente", porque en apariencia ha llegado al contagio debido a su indisciplina e irresponsabilidad y al no respetar las reglas del protocolo establecido. La ignorancia es un problema siempre, más en esta precaria situación donde ni siquiera los expertos científicos se han puesto de acuerdo sobre las formas en las cuales el virus puede acceder a nuestro organismo. El futbolista afronta una situación de "miedo": el "miedo" de enfermarse y el "miedo" de ser señalado...

SAN DIEGO, California.- El "nuevo peligro" del futbol mexicano en la época del Covid-19: la estigmatización sobre el futbolista que es positivo al virus. El jugador sobrevive de "miedo" en "miedo". El "miedo" de contraer el virus y el "miedo" de ser señalado como indisciplinado e irresponsable.

Existe casi una percusión sobre el jugador. Se asume -por ignorancia- que es positivo debido que rompió las reglas de confinamiento o no respeto el protocolo sanitario establecido por la Liga MX. El futbolista es señalado, perseguido, atormentado cuando no hay una certeza científica para probar que es positivo del virus debido a no seguir un comportamiento predeterminado. Hay, insisto, mucha ignorancia en el tema.

"Estamos generando cierto estigma sobre el futbolista", acepta el director médico de las Chivas Rayadas del Guadalajara, el doctor Jaime Figueroa. "No deberíamos señalarlo tan a la ligera".

El futbol mexicano ha reiniciado en medio de la problemática que significa comenzar un torneo cuando las cifras de contagios por la pandemia en el país están en los niveles más altos. Está claro que ello requerirá mucha atención de parte de las autoridades, porque al final del día, podría no estar en juego ni el negocio, ni el bienestar de la industria, ni los tres puntos, ni ninguna condición deportiva. Lo que verdaderamente está en juego es la salud de seres humanos.

Chivas, Oribe Peralta
Imago7En un principio se habló de sinusitis, pero finalmente se confirmó que Oribe es uno de los casos positivos

La transparencia será fundamental para sacar adelante el futbol en esta época. La transparencia de información sobre resultados de exámenes, sobre el verdadero estado del futbolista y también sobre las decisiones que se tomen de postergar un juego. El futbolista que es, finalmente, quien toma más riesgos, debe entender que nadie puede, dadas las condiciones que vivimos, acusarle de estar enfermo por un tema de irresponsabilidad. Nadie sabe cómo el virus puede llegar hasta nosotros. Lo que necesita el jugador es apoyo para recuperarse y para que ello no termine afectando a sus seres queridos. Después de todo, es muy complicado que un futbolista -por la edad y sus condiciones físicas- recaiga en las condiciones más criticas de esta enfermedad, pero a su alrededor puede existir un sector, ciertamente, vulnerable.

No podemos estigmatizar al futbolista, tampoco perseguirlo. Eso equivale a ignorancia y eso es lo último que debe existir en una situación de emergencia como la que estamos viviendo en el futbol y en nuestra vida misma.

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN


No hay un aficionado más exigente en México que el del América. Suele pedirle a su equipo que mantenga siempre un estado competitivo y que cuide las formas, las maneras que utiliza para hacerlo. Le gusta, además, que el cuadro no se guarde nada y avasalle al rival en goles. Ese América perfecto, espectacular, ha existido solo por algunos pasajes de la historia. Miguel Herrera se ha asegurado que, aunque el equipo esté lejos del "gustar" y del "golear", esté siempre empecinado en el triunfo. Y siempre será mas fácil encontrar la espectacularidad y la perfección si lo haces desde la parte de alta de la tabla, el sitio desde donde "opera" siempre el América del "Piojo"...

SAN DIEGO, California.- La mayor virtud de este América de Miguel Herrera es que encuentra la forma de ganar sin importar si juega bien, mal, brillante o insipientemente en la cancha. El América gana, gana y convence aún a los más escépticos de que está al nivel de los mejores.

Hoy, las críticas que aparecieron durante la pretemporada tras las caídas por goleadas ante Cruz Azul y Chivas, suponen ser demasiado exageradas. Herrera volvió a las bases elementales de su doctrina futbolística: se fortaleció bien atrás envuelto en el liderazgo del central paraguayo Bruno Valdez, agrupó muchos futbolistas en medio campo -Sánchez, Cáseres, Córdova, Martínez e Ibarguen- y encontró la profundidad y la definición a través de un joven uruguayo -Federico Viñas- que ha llegado para anotar muchos goles en el club. El América fue práctico, paciente, trabajó el partido, aguantó con Guillermo Ochoa en los momentos más temibles de la primera parte, cuando el Pachuca aspiraba a algo más y después reguló las revoluciones del partido. Y vámonos, al autobús y a casa, que son tres puntos de visitante, en un campo que, históricamente, se les ha complicado.

El América del "Piojo" ha sido capaz de hacer eso en varios momentos de su relación, justo cuando no sobran argumentos futbolísticos, aparece el orden, la capacidad de correr y esforzarse, luchar por cada balón y esperar el momento exacto para hacer daño.

Imago 7Miguel Herrera debutó con triunfo en el torneo Guardianes

Nadie ha dicho que este América puede relegarse del buen juego y de la espectacularidad. En sus escritos más vetustos y sagrados esta el buscar el triunfo cuidando las formas, las maneras, el estilo del juego, pero el futbol en México ha cambiado. Se ha vuelto mucho más cerrado y competitivo y ha aumentado su lista de poderosos, ricos y grandes candidatos al título y el América se la he ingeniado para no desmerecer nunca de esa posición. Herrera sabe y se lo ha impregnado a sus futbolistas que el americanismo requiere de muchas cosas para satisfacerse -el famoso ganar, gustar y golear- y sin embargo, una de las tres prerrogativas es fundamental para lograr las otras. A partir del "ganar" se puede llegar de manera más simplificada a alcanzar el "gustar" y también el "golear". Que el América parece lejos de ello hoy, sí, es verdad, pero que es más fácil lograrlo desde las posiciones de privilegio de la tabla, también es una realidad inobjetable.

El América se ha hecho de una buena costumbre en los días del "Piojo": gana, después busca lo que tiene que buscar...

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


Le pedimos lo mismo que al América, Cruz Azul, Chivas, Tigres y Rayados, pero no tiene los recursos para competir con ellos. Debe arreglárselas como puede. La crisis económica lo ha vuelto a estremecer y el rompimiento con Michel parece la última esperanza ahogada. Pumas es todo un dilema. Pertenece a la universidad más grande de Latinoamérica y una de las más prestigiosas del mundo, pero la universidad no puede ni debe destinarle recursos. Debe buscarse sus propios métodos de manutención y debe, ante todo, no renunciar jamás a su filosofía e historia…

SAN DIEGO -- El problema con Pumas es el sitio donde queremos ubicarle en "la sociedad" del futbol mexicano.

¿Es un 'grande'? Sí, lo es, por su historia, por su gloria futbolística y por lo que significa pasionalmente, pero no tiene la posibilidad de competir bajo las mismas condiciones que sus rivales. A Pumas se le exige estar a la altura del América, de Tigres, de Cruz Azul, de Rayados, de Guadalajara con un presupuesto 20, 30, 40 o 50 veces menos que el de esos equipos. Y luego, como dejó de trabajar o de funcionar correctamente en la producción de futbolistas (para consumo y para posterior venta) está visiblemente afectado por la terrible crisis que ha arrojado la pandemia. Si antes podía medio sostenerse, ahora está sufriendo en demasía.

Imago7Miguel González 'Míchel' anunció recientemente su salida de los Pumas de la UNAM.

Miguel González 'Míchel' ha sido el más duro de los golpes que ha sufrido Pumas de cara a su futuro reciente. El entrenador español aduce motivos personales para dejar al club y puede que existan. Me gustaría creerle a Michel porque es un caballero, un hombre muy educado y respetuoso, pero estoy seguro de que en el fondo podrían existir otros argumentos a tomarse en cuenta. Pumas hizo importantes reducciones (como la mayor parte de los clubes del futbol mexicano) en cuestiones de salarios y de plantel y la relación entre Michel y el director deportivo, Jesús "Chucho" Ramírez, tuvo momentos álgidos. Hay versiones sobre una injerencia en temas del primer equipo que no le habrían gustado al entrenador español. Sea como sea, Pumas se deshizo de lo mejor que tenía: Michel. Ahora es responsabilidad total y absoluta de "Chucho" Ramírez. A él, deberán pedirle "las cuentas" los aficionados de Pumas.

A Pumas le vamos a exigir en las mismas condiciones que a los llamados 'grandes' y a los clubes de Monterrey, pero no tiene el poder económico de ellos. Se ha quedado sin un patronato poderoso y sin una inversión externa que siempre era fundamental para su manutención. Y si a ello agregamos una pobre producción de futbolistas (que es la fuente de sabiduría y éxito del club insaturada desde los días de Cesarini, Aguilar Álvarez, Bora, Mejía Barón) la situación comprometida de Pumas es evidente. Michel era un punto de inflexión interesante para darle a universidad un sentido competitivo sin alejarse de su filosofía. No es fácil hacer mucho con poco y en medio de una competencia de clubes que gastan grandes cantidades para reforzarse.

Pumas pertenece históricamente a la elite de clubes del futbol mexicano. Nadie puede negarlo, pero no cuenta con los mismos recursos que otros clubes que están en ese mismo nivel. Es un ‘grande pobre’, que intenta sostenerse en un estatus social.

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN


No están las condiciones dadas para que el futbol vuelva en México. Las cifras por la pandemia son alarmantes y cada vez que un club se realiza pruebas sale con casos positivos. Los tiempos eran diferentes para las ligas europeas -Alemania, Inglaterra, España e Italia-. Aquí la situación epidemiológica sigue siendo dramática y ningún interés está por encima de la salud de los seres humanos. El futbol es una de las actividades que puede y podría esperar...

SAN DIEGO, California.- Decir que el futbol mexicano y las autoridades de salud de México podrían estar cometiendo una irresponsabilidad al reiniciar el futbol bajo las condiciones actuales del país no es ningún desatino.

Nadie quiere más que yo que el futbol vuelva en México, pero no es una actividad prioritaria. Hoy, la salud está por encima de intereses económicos, sociales y políticos. La salud está por encima de todo. Las cifras por contagios y fallecidos en México están en su punto más alarmante. Si el ejemplo a seguir fueron las ligas europeas -Alemania, España, Inglaterra, Italia y Portugal- habrá que apuntar que la situación que vivían con respecto a la pandemia era diferente a lo que enfrenta México en este momento. El juego inaugural de la Liga, marcado para este jueves entre San Luis Potosí y Ciudad Juárez ha sido aplazado por falta de resultados confirmados en el club fronterizo. La Liga MX ha anunciado que el juego se reprograma para el lunes, pero... ¿qué sucedería si esos casos se confirman como positivos? El número total de contagiados comprobados en clubes ascienden a casi 60 desde que se empezaron a realizarse las pruebas.

yon de luisa, enrique bonilla
GettyYon de Luisa, presidente de la FMF, junto a Enrique Bonilla, presidente de la Liga BBVA MX.

Entiendo que hay un tema social donde el futbol aporta, justo en estos momentos de tanta necesidad. El futbol es un desfogue, una catarsis, una esperanza en medio de un horizonte lúgubre y tenebroso para muchas personas. Entiendo, asimismo, la necesidad económica de la industria, de los clubes y hasta entendería, también, que puede entremezclarse un interés político, pero nada, nada, insisto, está por encima de la salud de los futbolistas, entrenadores, colaboradores y la de sus familias.

El tema económico siempre es el más apremiante. Es verdad que los clubes no pueden seguir pagando el sueldo de sus futbolistas si continúan en paro, pero ni siquiera ello está por encima del verdadero interés que nos ocupa hoy en día. Nadie midió los tiempos de forma correcta. Ni las autoridades sanitarias ni las futbolísticas.

El futbol puede y podría esperar por el momento adecuado para su reinicio. Hoy, que el balón ruede tiene tintes de una irresponsabilidad...

@Faitelson_ESPN

Etiquetas:

Futbol Mexico

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
En tan solo cinco años, ha hecho lo que pocos se atreven a hacer. Y más allá de sus goles, de sus primorosas actuaciones, de los trofeos que con su protagonismo provocó, está su condición humana, esa que entendió perfectamente cómo debía integrarse al futbol mexicano. El francés vio lo que otros no alcanzaban a ver: un equipo de futbol ganador, pero con una afición única, distinta, totalmente apasionada, en medio de una ciudad llena de suspiros y completamente polarizada en temas futbolísticos. Él sabía dónde estaba y qué necesitaba hacer. Y lo hizo, desde la cancha, en la tribuna y hasta la calle. Se ha convertido en un modelo de lo que buscan todos los equipos del futbol mexicano: un futbolista integral, un André Pierre Gignac...

SAN DIEGO, California.- Alguna vez lo intentó negar el propio Miguel Herrera: "No, no estamos a buscando a 'nuestro Gignac'". La realidad es que todos, incluyendo al América, siguiendo por Rayados, Cruz Azul y Pumas, cualquier club del futbol mexicano está buscando a un futbolista que no sólo presente las condiciones futbolísticas del francés, sino que entienda lo qué el juego significa como lo hace él.

Hace 5 años aterrizó en el Aeropuerto Mariano Escobedo. Desde que se abrieron las puertas electrónicas que dan a la sala de bienvenida, su andar y su sonrisa delataban que sabía perfectamente a dónde venía y qué tenía que hacer. Cinco años después, Gignac se introdujo en la historia misma de Tigres y algo todavía más importante, se encajó en el corazón mismo de sus aficionados.

MexsportGignac es y será una leyenda de Tigres y el futbol mexicano

Es inteligente, porque entendió que más allá de que en Marsella o en Francia afirmaban que iba a un futbol exótico a hacerse millonario en la parte final de su trayectoria, él comprendió que había algo más y fue por ello. Gignac comprendió qué podía establecer en la cancha, con sus facultades y sobre todo con su compromiso, una diferencia palpable. Lo hizo, lo ha hecho en tiempo récord. Ha caminado entre Tigres, como una gran "ilusionista", ha dejado en cifras, en actuaciones y sobre todo en títulos, una estampa legendaria de su paso. Mezcló su nombre con el de Tomás Boy, Barbadillo, Batocletti,, Miloc, Mantegazza, Orduña y nos hizo creer que era el mejor de todos. No solo eso, involucró su imagen con la de Carlos Reinoso, Miguel Marín, José Cardozo y Cabinho, extranjeros que llegaron al futbol mexicano y que dejaron en él un legado y un sentimiento diferente al de un simple gran jugador del futbol.

Cinco años, apenas eso, le bastaron a Gignac para entender que a las faldas del Cerro de La Silla se esconde la mayor pasión y polarización futbolística de México. Entendió quién era "el cliente", pero al aficionado lo trató como si fuese un "hermano" de su mismo tipo de sangre. No había ni pasaporte francés ni mexicano, había una línea sanguínea y él exigió una transfusión de "sangre tigre". Intuyó, también, quiénes estaban enfrente, quiénes eran los rivales y qué generaba ese antagonismo permanente de un lado al otro de la ciudad.

Hemos visto llegar e irse a muchos jugadores. Algunos de ellos, llegan, juegan o medio juegan, cobran y se van. Otros más, dejan algo de su legado a su paso por estas tierras. Y unos pocos, como Gignac, llegan para quedarse y para adentrarse en la historia y en la cultura misma de que rodean al juego.

Habrá un antes y un después de Gignac en Tigres. Y sí, es el modelo ideal de cualquier club, de cualquier futbolista, de cualquier afición. Un futbolista comprometido, que hoy levanta los brazos tras un gol, mañana muestra orgulloso el trofeo de Campeón y que pasado mañana esta en un hospital, a los pies de la cama de un niño enfermo que suplicaba su presencia.

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
Entraremos, irremediablemente, en una época de grandes cambios y también de grandes retos. En una grave crisis económica, y tras decisiones en el escritorio que no parecen ayudar a sostener su nivel competitivo, el futbol mexicano entra en modo de "supervivencia". Primero, bajarán todos los dineros de la industria, desde los presupuestos, los sueldos y hasta los derechos de televisión. Habrá una deflación, pero la pregunta es: ¿Qué tanto impactará en el nivel de juego? El futbol "se desinfla"... ¿El balón, también?

SAN DIEGO, California.- El "globo" se desinfla. ¿Puede el balón seguir a la misma presión?

Sin ascenso, sin descenso, con un torneo cancelado, con una imprevista mudanza de franquicia y con un club histórico y popular metido en medio de una escándalo de proporciones dantescas, el futbol mexicano se prepara para los "nuevos tiempos", donde, como otras muchas empresas intentará sobrevivir a una profunda depresión económica. El futbol mexicano entra en modo "supervivencia".

Enfrentamos una crisis, quizá la peor de la historia y esperamos, por ende, una deflación. Bajarán los presupuestos, los salarios de los futbolistas, de los entrenadores, de los directivos y los ingresos por conceptos taquilla, ventas de insumos -ambos ni siquiera estarán presentes en los primeros planes de regreso-. Descenderán, también, los de los derechos de televisión y patrocinadores. El futbol se desinfla, la pregunta, insisto, es si el balón podrá mantenerse bajo la misma presión.

Imago7Víctor Manuel Vucetich deja a los Gallos después de buenas temporadas

Dos entrenadores exitosos han perdido su trabajo en medio de la pandemia. En ambos casos, según se sabe, las cuestiones económicas y los planes austeros del equipo generaron su alejamiento. El argentino Pablo Guede, que había tenido un gran trabajo en Morelia en las últimos dos temporadas, no llegó a un arreglo económico con el club que se mudaba a Mazatlán. Y el veterano legendario entrenador Víctor Manuel Vucetich decidió hacerse a un lado del camino de los Gallos Blancos del Querétaro.

El futbol mexicano vive en un estado de incertidumbre. Los planes indican que se podría reiniciar la actividad con el nuevo torneo a partir de mediados de julio, pero nadie tiene certeza de ello en tanto el país -de acuerdo con las autoridades- atraviesa por el periodo más grave de contagios por el Covid-19. Aunado a ello, todas las decisiones que los dirigentes han tenido que tomar, en apariencia, urgidos por la debacle económica de la industria.

Estamos dejando de lado un tema que es grave y que también será parte de estos "nuevos tiempos". Uno de los equipos más tradicionales, populares, uno de los llamados "cuatro grandes", el Cruz Azul está afrontado una crisis interna muy preocupante. Imposible separar por completo la "tormenta" particular de la cooperativa y cementera y su club de futbol. No se trata de un equipo cualquiera. Es el Cruz Azul y de que habrá repercusiones, las habrá.

Billy Álvarez y La Máquina vuelven tener problemas más allá de la cancha
Imago7Billy Álvarez y La Máquina vuelven tener problemas más allá de la cancha

El impacto en la parte deportiva es el más preocupante. Si los clubes no pueden invertir tanto, perderán talento. Y los cambios en el sistema de competencia -la abolición del descenso- tampoco ayudan con el pronóstico competitivo. La Liga MX, que muchos defienden como una de las 10 mejores del mundo -no entiendo todavía bajo qué bases- está ante un gran dilema.

La capacidad de adaptación a las nuevas condiciones del juego será fundamental para todos. Los jugadores, que son la materia prima de la industria, deben entender que el dinero no llegará en la misma proporción. Los entrenadores tendrán que acostumbrarse a trabajar con otro tipo de presupuestos. Y los clubes aceptarán una baja en la percepción por derechos de televisión y por publicidad y tendrán que esperar, pacientemente, para recuperar sus ingresos por taquilla y venta de insumos que también sufrirán ante la recesión económica.

El futbol se desinfla. ¿El balón? No lo sabemos.

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
El futbol mexicano termina suplantando su propia realidad y creyéndose sus propias mentiras... "Es bueno para la economía de la industria acabar con la Liga de Ascenso y la multipropiedad es un 'mal necesario'". Esas son las voces de un grupo de propietarios que deciden reunirse y votar para generar su propio reglamento, sus leyes, su mundo y la defensa de sus intereses. La mala noticia para ellos es que la FIFA sugiere y el TAS amenaza con "pinchar" ese globo y devolverles a la cruda y fría realidad del horizonte ilegal que han generado alrededor del juego...

SAN DIEGO, California.- Un futbol que tergiversa su realidad. Un futbol que termina creyéndose sus propias mentiras. Un futbol mitómano, ese es el futbol de México.

Uno de los muchos y grandes problemas del futbol mexicano es que aprendió a vivir y hasta a "gozar" de su propia ilegalidad. Todavía recuerdo a algunos "porristas" afirmando que la multipropiedad era "un mal necesario" y a otros defendiendo el hecho de que la Liga de Ascenso se "moría" económicamente.

La FIFA le ha advertido y el TAS lo tiene en camino a una demanda multimillonaria. En Zurich, sugieren -por ahora es sugerencia- que exista un plan encaminado a erradicar la costumbre de que un dueño tenga el control de más de un equipo en la Liga. Y desde el respetado Tribunal de Arbitraje Deportivo podría llegar, además de una poderosa multa, una advertencia de que la aniquilación de la Liga de Ascenso fue un atropello para clubes y para futbolistas.

Yon de Luisa, el inteligente y educado presidente de la Federación Mexicana de Futbol, habla de tiempos de mayor democracia en el futbol. Y puede ser, puede que esa apertura se haya dado, pero no en el ritmo ni al volumen que exigen los tiempos actuales. No podemos seguir dependiendo de que un grupo de directivos decidan reunirse, votar y definir que reglamento debe regir en la industria. Ellos terminan dictando sus propias leyes y generan un mundo donde terminan creyéndose sus propias realidad y mentiras -una especie de mitomanía- que genera un ambiente poco favorable para el crecimiento y la credibilidad de nuestro futbol.

yon de luisa, enrique bonilla
GettyYon de Luisa, presidente de la FMF, junto a Enrique Bonilla, presidente de la Liga BBVA MX.

Alguien de pronto decide que es mejor erradicar el descenso, porque conviene a los intereses de algunos. Luego, otros, levantan la mano y aseguran que la Liga de Ascenso ya no es viable porque naufragó en lo económico y porque la mayor parte de los clubes -o todos- no cumplen con los requisitos necesarios para, algún día, llegar a la máxima división. La verdad es otra, la verdad se construye a partir de que esos mismos clubes que generaron su desaparición, que ignoraron a la división de ascenso. La dejaron morir lenta y dramáticamente. Las decisiones de los últimos años, de permitir que los clubes que descendían pagarán una cantidad por quedarse en la Liga MX, fue la ultima traición. Los cubes del ascenso se fueron ahogando.

Y el tema de la multipropiedad se conduce cínicamente. Juran y perjuran que no hay suficientes inversionistas para el futbol, cuando la realidad es que la forma en que ellos mismos plantean y manejan el negocio, su negocio, no es atractivo para que aparezcan nuevos capitales y nuevos empresarios. Sí, te invito a participar, pero lo haces amordazado, sin derecho a esto y a aquello y bajo mis reglas, lo cual es una invitación directa al fracaso.

Un futbol que se cree sus propias mentiras y que vive en ellas y para ellas, hasta que la realidad lo alcanza, lo presiona y lo aplasta. Ese es el futbol de México, un futbol mitómano...

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
Defender el negocio de un futbolista e ignorar la responsabilidad social de un club como el América y de la empresa que esta detrás del América. Renato Ibarra fue un "mal negocio" y punto. Debe mantenerse lo más lejos posible del club, de sus ideales, de su historia, de sus niños. El dinero no está por encima de los valores en el futbol, aunque a veces, haya desvergonzados que opinen lo contrario.

SAN DIEGO, California. - Hay cosas que el América no puede darse el lujo de hacer, por ser, simplemente, el América. Una de ellas, solapar a un golpeador de mujeres por el frívolo hecho de que significa un negocio.

"El América no va a perder dinero con Renato Ibarra". La frase de Miguel Herrera fija también la postura del popular equipo mexicano. La realidad es que, para información del "Piojo", el América podría perder mucho más que dinero si sigue ignorando el fondo del mensaje que envía al no desligarse por completo del futbolista ecuatoriano.

Ibarra cometió un terrible error, cruzó una línea que no tiene regreso y que, para un club del abolengo y la grandeza del América, más, hay que sumarle, el tamaño y la trascendencia de la empresa que está detrás del América, no hay forma de esconder o de disfrazar. Es el América por lo que vale y significa para nuestros aficionados y para nuestra cultura popular. Es la empresa que es propietaria del América porque no hace ni cemento, ni cerveza, ni bebidas embotelladas, es una empresa ligada directamente a la sociedad mexicana, a su educación, a sus valores y a sus compromisos históricos.

Imago7

Renato Ibarra era el mejor futbolista del América, en condiciones y también en las repercusiones futbolísticas que generaba de mediocampo hacía arriba. Un problema personal se ha hecho público, y no es la época, tampoco la tendencia, ni se trata de una moda, es un atropello directo contra los derechos de una mujer en un país tradicionalmente acusado de machista y misógino.

La forma de resolverlo es muy sencilla: el América debe poner a la venta a Ibarra para que regrese a su país o que vaya a cualquier otro futbol en el mundo. No puede tener cabida en ningún club del futbol de México y mucho menos en uno del nivel deportivo y social del América. Si pierde dinero, no pasa nada. Hay negocios que en el futbol se estropean por un tema de baja futbolística, de lesión y en este caso, se trata de algo todavía mucho más grave. La doble moral de Santiago Baños y de Miguel Herrera. Permitirle regresar al club porque es un activo del mismo. Me parece un descaro, una desfachatez, un hecho que avergüenza la historia del América, de sus grandes héroes de la cancha y de sus millones de aficionados.

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
¿El interés oculto? ¿Salvar el negocio con SUM y de la selección Mexicana habría forzado la decisión de anular el Clausura 2020? Es una posibilidad poderosa, que de ninguna forma se descarta. Los dueños de clubes que favorecieron esa poco afortunada determinación creían que había poco tiempo y que la FIFA plantea una fecha extraordinaria -más larga de lo común- para el mes de diciembre, situación que el futbol mexicano aprovecharía para desahogar su contrato con la empresa SUM y montar juegos de la selección nacional en Estados Unidos.

SAN DIEGO -- SAN DIEGO, California.- Una fecha FIFA pendiente, extraordinaria, a jugarse en diciembre pudo haber detonado el interés del futbol mexicano por anular el Clausura 2020.

"Los tiempos quedarían muy apretados", me dijo un dueño de club que pidió permanecer en el anonimato. "Tenemos una Fecha FIFA especial, que podría ser más extensa de lo normal, que no esta muy clara todavía".

Lo que sí es claro e inobjetable es el contrato que tiene el futbol de México con la empresa SUM (Soccer United Marketing) y el compromiso de que la Selección Mexicana juegue cierta cantidad de partidos en Estados Unidos. La única manera de hacerlo es buscarle una fecha en el segundo semestre del año, ello, afectaría el calendario del Apertura 2020. Ante tal posibilidad, el futbol mexicano se habría visto forzado a anular el torneo que había comenzado en enero y tirar a la basura 10 fechas disputadas.

Getty Images

No deja de ser una decisión completamente desafortunada. Una vez más, los dirigentes del futbol mexicano muestran poca unidad, cero compromiso y una prescrita capacidad de imaginación o de improvisación. Además, parecen tener miedo de tomar decisiones valientes en tiempos donde para sacar a flote las industrias hay que hacerlo. Un principio básico señala que debes terminar lo que has empezado. Había que buscar los mecanismos necesarios para generar el tiempo de concluir el Clausura y, luego, comenzar el próximo torneo, aunque ello significara sacrificar por este año las actividades de la Selección Mexicana.

Siempre parece existir un interés oculto en las decisiones que toma el futbol mexicano. En esta, vuelve a aparecer el valor el negocio y del contrato con Estados Unidos. Estaba claro que la prioridad eran los clubes y su bienestar económico en tiempos de recesión. Habría que apoyarles recuperando la mayor cantidad de juegos posibles, favoreciendo a sus patrocinadores y al ingreso por los derechos de televisión, tomando en cuenta que serán las únicas percepciones que se mantendrán al no permitirse el ingreso de aficionados a las tribunas de los estadios. Tal parece que se ha interpuesto el "Santo Grial" de las televisoras que operan a la FMF: la selección nacional.

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
El futbol mexicano la necesita para tener una certeza en su futuro económico. No habrá ingreso por taquilla ni por venta de insumos y los derechos televisivos -el mayor ingreso de los clubes- podrían descender en hasta un 50 por ciento. Esta nueva realidad o "nueva normalidad" nos llevará a un escenario, casi forzoso, de la implementación de un tope salarial, un antídoto contra la creciente inflación que ha afectado al deporte. El problema es que el futbol mexicano tenga la suficiente transparencia para ejecutar un nuevo sistema económico acorde los tiempos de la pandemia y la post-pandemia. Los grandes retos están por llegar...

SAN DIEGO, California.- El futbol mexicano también está en búsqueda de una "vacuna". Y lo que sigue es un tema que desde hace tiempo ronda por la mente de sus dirigentes: un tope, un limite salarial por club.

El principal obstáculo para ellos son las irregularidades fiscales que históricamente acarrean los clubes del futbol mexicano. El último escándalo que terminó con el naufragio de una entidad, la del Tiburones Rojos del Veracruz, expuso parte del desorden y la incertidumbre con que se administra el futbol en México: dobles contratos, evasión fiscal, la exención tributaria que reciben ciertos clubes por parte de los gobiernos en entidades locales y hasta el lavado de dinero. En agosto del 2018, la Secretaria de Hacienda, a través del Servicio de Administración Tributaria (SAT) anunció que investigaría a fondo el papel de los clubes y las posibles irregularidades en la FMF. Nada se sabe y nada se supo de las aparentes investigaciones.

Los tiempos de la "nueva normalidad" en el futbol han arrojado la abolición del descenso y del ascenso y ahora, los dueños de clubes quieren que la Liga se rija bajo estrictas medidas de control económico para que el precio y los salarios del futbolista -el gasto más caro en el que incurre la industria- no vuelvan a dispararse desproporcionadamente. El modelo a seguir podría ser el mismo que persigue cierta parte de los dirigentes: el de la MLS y el de la mayor parte de las ligas estadounidenses de deportes, donde existen límites en las nóminas, jugadores franquicias y hasta un impuesto de lujo que deben pagar aquellas organizaciones que vayan por encima de los parámetros establecidos. Algo similar existe en Europa, donde el "Fair Play" financiero restringe, persigue y castiga a quien infrinjan laos procedimientos y los topes instituidos.

Imago7Rogelio Funes Mori festejo de gol.

El asunto es que, en México, en el futbol y en el país, en general, no existe la transparencia necesaria para implementar algún modelo que ha sido exitoso y confiable en otras naciones. Mientras eso no ocurra, será complicado implementar medidas en asuntos contractuales. Y es que podría convertirse en otro "foco de infección" para favorecer la trampa en un futbol que casi lo tiene por "cultura".

El futbol mexicano, al igual que el del mundo, ha sufrido una terrible inflación en los últimos 30 años. Los precios, los salarios y los gastos de los clubes se han incrementado desproporcionadamente. La crisis que originará la pandemia, la cual se acentuará en la disminución de las cifras que los clubes ganan por concepto de derechos de televisión -el ingreso principal para la mayoría de los equipos-, más la ausencia de espectadores -no habrá venta de boletos ni de insumos en el estadio- generará un escenario lleno de retos para la mayor parte de las organizaciones. Una forma de sostener finanzas sanas es limitar el gasto más impactante que tiene un club de futbol: los salarios del futbolista.

Se calcula -nada es oficial ni claro- que los Rayados del Monterrey tienen más de 90 millones de dólares en su nómina. Tigres, Cruz Azul y América deben andar cerca de esas cantidades. Otros equipos, que son parte de grupos -multipropiedades- Pachuca, León, Tijuana, Querétaro, Santos, Atlas, Morelia, Puebla también manejan cantidades importantes. Frenar la inflación antes de que el negocio se les vaya de las manos. Después de todo, los directivos acaban de ser testigos del hundimiento, del naufragio de toda una Liga, la división de ascenso. No quieren que ello suceda en la máxima división. Para eso, más vale encontrar la "vacuna" y "vacunarse".

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


David Faitelson
ESPN
Pero aquellos que lo conocen, con el caso del internacional español Miguel González "Michel", hablan del futbol mexicano como un futbol atractivo y muy competitivo. Es evidente que al futbol de México le falta promoción, pero la mejor promoción de un futbol se la dan los resultados en la cancha. Es verdad que México ha crecido futbolísticamente en los últimos 30 años, pero, quizá, no con la velocidad, la contundencia, la regularidad y el brillo que todos esperamos. Un futbol subdesarrollado a la espera de un golpe de autoridad, de un paso de calidad. Eso es el futbol mexicano...

SAN DIEGO, California.- La mejor manera de promocionar un futbol es con base a resultados. En las últimas tres décadas, el futbol mexicano lo ha hecho, indudablemente. Quien sabe si con la velocidad, la intensidad, la regularidad y la sapiencia necesaria, pero ha crecido.

"El futbol mexicano no tiene un gran prestigio internacional, pero cuando uno lo conoce, entiende que se trata de un futbol muy competitivo", dice el entrenador de los Pumas, Miguel González "Michel". Y a partir de ahí, se entiende la necesidad de que el futbol mexicano cuente con una condición mediática más intensa y la mejor manera de lograrlo es en la cancha de juego.

Lo hizo, recientemente, el Monterrey en el Mundial de Clubes. Lo hacían otros equipos cuando México tuvo ocasión de participar en los torneos sudamericanos -Copa Libertadores y Copa Sudamericana-. La Concacaf, la zona que geográficamente le corresponde en el futbol a México, no tiene una gran proyección a nivel internacional. Y en cuanto a selecciones, México ha aprovechado la Copa de las Confederaciones y los Mundiales para forjarse cierta reputación, no al nivel que todos quisiéramos, pero el combinado mexicano ha pisado con fuerza las rondas iniciales de las Copas del Mundo y ha dejado en evidencia su deseo de competir cuando tiene enfrente a las grandes potencias del juego. Los últimos años, incluyen triunfos ante Alemania y Francia y batallas honrosas contra Brasil, Argentina y la propia Alemania. ¿Basta con eso? La respuesta es no. Un futbol con el potencial del mexicano -el número de habitantes y de aficionados y de mercados que tiene-, un futbol que ha tenido tres exposiciones -y tendrá una cuarta en el 2026- como local en campeonatos mundiales -incluyo al Mundial de 1994 en Estados Unidos donde México fue "el equipo de casa"- y que no ha podido dar un golpe de autoridad en la cancha, es un futbol subdesarrollado que sueña con dar ese paso de calidad.

Al futbol mexicano le falta promoción, es verdad. No es tan malo como parece ni tan bueno como creemos. Le falta dar un golpe de autoridad, un paso de calidad, del cual estamos tan cerca y tan lejos como los caprichos y la incertidumbre con la que se administra el juego.

@Faitelson_ESPN

Comentarios

Usa una cuenta de Facebook para agregar un comentario, sujeto a las políticas de privacidad y Términos de Uso de Facebook. Tu nombre de Facebook, foto y otra información personal que hagas pública en Facebook, aparecerá en tu comentario, y puede ser usado en las plataformas de medios de ESPN. Más información.


AL INICIO