<
>

DeAndre Ayton tiene un mensaje para todos: Phoenix Suns cuenta con un Big 3

play
¡Se lucen! CP3 y Deandre Ayton para el alley oop (0:33)

Chris Paul le coloca la bombita a Ayton para cerrar con la volcada. (0:33)

El pick número uno del Draft de la NBA de 2018 ha sido clave en el recorrido exitoso que ha tenido en la postemporada su equipo aunque pase desapercibido por actuaciones como las de Devin Booker y Chris Paul

A sus 22 años, DeAndre Ayton, ha dado pasos agigantados en estos playoffs poniendo números históricos y siendo clave en las victorias de los Phoenix Suns durante estas tres rondas.

Tal vez un poco subestimado al no convertirse en un Zion Williamson, un Karl-Anthony Towns o un Anthony Davis de inmediato, el bahameño ha podido demostrar que tiene todo el talento para convertirse en uno de los hombres grandes top de la liga, conociendo a la perfección su rol y el de sus compañeros de equipos.

Tampoco se ha convertido en un Trae Young o un Luka Doncic, compañeros del Draft de 2018, pero sí se ha convertido en lo que los Phoenis Suns necesitan.

En su primera postemporada, Ayton está encestado por encima del 70% de sus disparos de campo, de mantener el ritmo podría marcar un record histórico en la NBA en este apartado, y hablando de historia su alley-oop del del tercer encuentro de la serie ante los Clippers, quedará grabado en los libros de jugadas más interesantes y emocionantes para conseguir una victoria.

El jugador de 6 pies y 11 pulgadas, comenzó jugando soccer en su niñez en el país caribeño y ya en su adolescencia se mudó a San Diego para jugar baloncesto en la secundaria, y al parecer tomó la decisión correcta.

Con los Phoenix Suns a un paso de la Final de la NBA, hay que dar crédito a todo el equipo con la labor realizada, a no ser que Los Angeles Clippers puedan hacer una remontada histórica.

Chris Paul y Devin Booker son reconocidos como las estrellas del equipo y los jugadores claves, pero sería injusto no incluir en ese pequeño listado a DeAndre Ayton, quien es parte importantísima de este trío de los Suns.

Con su actuación en el cuarto partido donde Booker fue expulsado por faltas personales y CP3 no andaba en su mejor noche (6/22 desde el campo), Ayton fue la única constante anotando por encima del 50%, con 19 puntos, 22 rebotes (9 ofensivos) y 4 tapas.

Previo al partido Ayton llegó con una camiseta con el rostro de Devin Booker a la cancha y después del encuentro en rueda de prensa reconoció que Paul es lo mejor que le ha pasado en su carrera, gestos importantes que hablan de la relación y química de los líderes en canchas del equipo de Phoenix.

Independientemente de donde termine esta aventura, la historia de los Phoenix Suns no puede ser contada sin que DeAndre Ayton ocupe las primeras líneas de este capítulo. Los Suns tienen un Big 3.