<
>

Adam Wainwright obtiene el premio Roberto Clemente

play
La conexión especial con el "21" de Clemente (3:54)

El "21" sigue siendo venerado por peloteros boricuas, latinos y estadounidenses. Un número, que como nos cuenta el músico Residente, representa mucho más que uno de los mejores peloteros en la historia del deporte. (3:54)

El veterano lanzador Adam Wainwright, de los St. Louis Cardinals, fue nombrado el lunes ganador del premio Roberto Clemente, que otorga anualmente la oficina del comisionado de las Grandes Ligas (MLB) al pelotero que "mejor ejemplifica el juego del béisbol, el espíritu deportivo, la participación comunitaria y la contribución del individuo a su equipo".

El anuncio lo hizo el comisionado de MLB, Rob Manfred, durante un programa especial en el canal de las ligas mayores. De esta manera, Wainwright se une a su compañero receptor de los Cardinals, Yadier Molina, como la primera batería de lanzador y receptor que gana el galardón. Molina recibió el premio en 2018. Es el tercer 'cardenal', además, que lo gana desde 2013.

"Es irreal para mí, por todo lo que esto significa", dijo Wainwright, quien actualmente es agente libre, tras 15 temporadas con los Cardinals. "Ganar el Roberto Clemente es el mayor logro de mi carrera. También para mi familia y mi fundación", agregó.

Wainwright fundó "Big League Impact (BLI)" en 2013 para satisfacer las necesidades humanas básicas, incluido el suministro de alimentos, agua potable, atención médica y refugio para restaurar la dignidad y la esperanza de los necesitados en todo el mundo.

Tradicionalmente, el Premio Roberto Clemente se entrega durante el desarrollo de la Serie Mundial, pero la pandemia obligó a las autoridades a postergar el anuncio para reducir riesgos de contagios.

El reconocimiento existe desde 1971, cuando se le bautizó con el nombre de "Premio del Comisionado", pero tras el trágico fallecimiento del "Cometa de Carolina", en el año nuevo de 1972, fue rebautizado con su nombre en 1973. Clemente perdió la vida en un accidente aéreo, mientras llevaba ayuda a víctimas de un terremoto en Nicaragua.

Como pelotero, Clemente fue uno de los mejores de todos los tiempos. El gran jardinero derecho pegó tres mil hits, bateó .317 con cuatro títulos de bateo, ganó 12 Guantes de Oro, acudió a 12 Juegos de Estrellas y acumuló 94.8 WAR en 18 años con los Pittsburgh Pirates.

Entre los grandes peloteros que recibieron la distinción se encuentran Willie Mays (1971), Brooks Robinson (1972), Al Kaline (1973), Willie Stargell (1974), Lou Brock (1975) y el panameño Rod Carew (1977), todos miembros del Salón de la Fama de Cooperstown.

Otros integrantes de Cooperstown que han merecido la distinción son Cal Ripken Jr. (1992), Dave Winfield (1994), Ozzie Smith (1995), Kirby Puckett (1996), Tony Gwynn (1999) John Smoltz (2005) y Craig Biggio (2007).

Entre los nominados este año estaban los venezolanos Miguel Cabrera, de los Detroit Tigers; Miguel Rojas, de los Miami Marlins, y Eduardo Escobar, de los Arizona Diamondbacks, y los dominicanos Hanser Alberto y Nelson Cruz, quienes militaron con los Baltimore Orioles y Minnesota Twins hasta la temporada pasada.

El último latino en ganar el premio fue el lanzador venezolano Carlos Carrasco, de los Cleveland Indians, en el 2019. Los otros latinos que recibieron el honor fueron los puertorriqueños Yadier Molina (2018), Carlos Beltrán (2013), Carlos Delgado (2006) y Edgar Martínez (2004); los dominicanos Sammy Sosa (1998), Albert Pujols (2008) y David Ortiz (2011) y el panameño Rod Carew (1977).