<
>

Fin de semana: Batalla inédita de HR, Dodgers tras marca positiva, Yankees y Toronto en batalla

play
¿Quién reinará en las Grandes Ligas durante la próxima década? (1:59)

Mike Trout ha sido el amo y señor de MLB desde su llegada a la gran carpa. Pero Carolina Guillén tiene tres candidatos para acabar con el reinado del jardinero de los Angels. (1:59)

Entrando al primer fin de semana del segundo y último mes de una temporada recortada a una tercera parte de su calendario tradicional, se libra una batalla inédita por el campeonato de cuadrangulares en las Grandes Ligas (MLB) del béisbol norteamericano.

Los dominicanos Nelson Cruz, de los Minnesota Twins; Fernando Tatis Jr., de los San Diego Padres, y Teoscar Hernández, de los Toronto Blue Jays, están empatados en el liderato de vuelacercas con los norteamericanos Mike Trout, de los Los Angeles Angels, y Luke Voit, de los New York Yankees, con 13.

El cubano José Abreu, de los Chicago White Sox; el dominicano Marcell Ozuna, de los Atlanta Braves, y el estadounidense Mookie Betts, de los Los Angeles Dodgers tienen 12 cada uno, mientras que cinco toleteros van igualados con 11 y ocho con 10.

Eso significa que 21 bateadores tienen entre 10 y 13 jonrones y que, por lo tanto, están en la carrera por conquistar el título individual más prestigioso que tiene el juego.

Desde la fundación de la Liga Nacional en 1876, 23 veces se ha registrado un empate en el liderato de cuadrangulares. La última vez fue en el 2003, cuando Alex Rodríguez y Jim Thome terminaron igualados con 47 tetrabases en la Liga Americana y MLB. Irónicamente, ese año también hubo un empate en la Liga Nacional, entre Barry Bonds y Richie Sexson, con 45.

Pero solamente en dos ocasiones el empate fue entre tres jugadores, que es el récord de las ligas mayores.

En la temporada de 1916, Wally Pipp, de los Yankees (sí, ese es el hombre que decidió sentarse un día para que jugara un novato llamado Lou Gehrig y ya ustedes conocen el resto de la historia); Cy Williams, de los Chicago Cubs, y Dave Robertson, de los Gigantes de Nueva York, conectaron 12 cuadrangulares cada uno.

En 1910, Jake Stahl, de los Boston Red Sox; Frank Schulte, de los Cubs, y Fred Beck, de los Boston Dove (antiguo nombre de los ahora Atlanta Braves) empataron con 10.

DODGERS TRAS .500

Los Dodgers (29-10, .744) entran a su serie del fin de semana contra los rivales divisionales Colorado Rockies necesitando ganar uno de los tres encuentros para convertirse en el primer equipo del año que garantiza jugar al menos para .500 en la temporada recortada a 60 encuentros.

Los Dodgers tienen la mejor foja de Grandes Ligas y una ventaja de seis juegos sobre los Padres (23-16) y 10 por encima de Colorado (18-19), en lo que parece ser el preámbulo de un octavo título divisional consecutivo.

De mantener el primer lugar por el resto de la serie regular, Los Angeles se acercaría a un banderín de los nueve que conquistaron los Yankees en la División Este de la Liga Americana entre 1998 y 2006. El récord pertenece a Atlanta, que ganó 11 veces el Este de la Liga Nacional entre 1995 y 2005.

BATALLA POR EL SEGUNDO LUGAR

Los Yankees (20-16) y los Blue Jays (20-16) están empatados en el segundo lugar, a cinco encuentros de los Tampa Bay Rays (26-12), en el este del joven circuito.

play
2:51

Los Yankees tienen plaza segura en la postemporada, ¿y los Mets?

Enrique Rojas y Marly Rivera responden 3 preguntas en la recta final de la temporada MLB 2020.

Ambos jugarán doble juegos el viernes y cuatro choques en el fin de semana contra los peores conjuntos de su división. Nueva York se medirá a los Baltimore Orioles (16-20) y Toronto a Boston (12-26), antes de una serie entre ellos desde el lunes en Buffalo, el hogar momentáneo que han encontrado los Blue Jays canadienses en el estado de Nueva York.

En el sistema de clasificación aprobado únicamente para esta temporada, los dos primeros lugares de cada división tienen un lugar garantizado en la postemporada, pero luego de ahí solamente habrá dos puestos para el resto de los mejores conjuntos de toda la liga.

De ahí la importancia de mantenerse en el segundo lugar.

Ahora mismo, el tercer lugar de la División Este tendría una silla en la mesa de los playoffs, pero la División Central tiene a cuatro conjuntos jugando para .500 (Cleveland Indians 23-14, White Sox 23-15, Twins 22-16 y Detroit Tigers 17-17), lo que complica el escenario para definir los lugares siete y ocho.

Después no digan que no fueron advertidos.