<
>

Dusty Baker y los Houston Astros se preparan para una dura recepción en su regreso al Yankee Stadium

play
Judge sobre el título de los Astros: 'Hicieron trampa y no se lo ganaron' (1:35)

Aaron Judge habló sobre lo que siente sobre el escándalo de robo de señas de los Astros y cree que los Astros deben ser despojados del título obtenido en 2017. (1:35)

Los Houston Astros regresan al Yankee Stadium el martes para su primera serie desde la investigación de Major League Baseball sobre su escándalo de robo de señas de la temporada 2017, y el manager Dusty Baker no espera una cálida bienvenida.

"Eso va a ser salvaje", le dijo Baker a USA Today Sports .

Los Yankees y sus fanáticos han estado entre los más duros críticos de los Astros desde que MLB anunció que la organización usó una cámara en el jardín central, un monitor de video y un bote de basura para transmitir los lanzamientos de los equipos oponentes a los bateadores de Houston durante la temporada 2017. Los Astros derrotaron a los Yankees en siete juegos en la Serie de Campeonato de la Liga Americana 2017 antes de vencer a los Dodgers en la Serie Mundial.

El mánager AJ Hinch y el gerente general Jeff Luhnow fueron suspendidos por toda la temporada 2020 (ambos fueron posteriormente despedidos por el equipo) y los Astros fueron multados con $5 millones y perdieron dos selecciones de draft como parte del castigo histórico que recibió la franquicia el año pasado.

Pero la decisión de MLB de otorgar inmunidad a los jugadores de los Astros como parte de la investigación provocó una indignación generalizada en las mayores, específicamente de los Yankees.

"No creo que haya ninguna duda sobre cómo reaccionarán los fanáticos cuando entren al estadio", dijo el receptor de los Yankees Kyle Higashioka el domingo, según el New York Post. "Si se lo merecen, creo que los aficionados se lo harán saber".

Baker, quien fue contratado el año pasado para reemplazar a Hinch, ha sostenido durante mucho tiempo que los jugadores y entrenadores involucrados en el escándalo de 2017 han "pagado" sus errores y han hecho un llamado a los fanáticos que continúan abucheando a los jugadores actuales de los Astros.

"Aquí solo hay cuatro o cinco tipos que estaban allí cuando todo sucedió", dijo Baker a los periodistas el domingo, según el Houston Chronicle. "Entonces, ¿la gente está abucheando a la persona? ¿Están abucheando al uniforme o están abucheando a la organización?

"La mayoría de los chicos ni siquiera estaban aquí, incluyéndome a mí. ¿Qué vas a hacer? No puedes controlar lo que hace la gente. Solo puedes controlar lo que haces y cómo te sientes".

Baker agregó a USA Today Sports: "En lo que a mí respecta, debería terminarse".

El partido del martes (7 pm ET, ESPN/ESPN Deportes) marcará la primera vez que los equipos se enfrentarán desde la SCLA 2019, la que Houston ganó en seis juegos, y la noticia del escándalo de robo de señas surgió poco después de que los Astros perdieran la Serie Mundial ante los Nationals ese año.

El Yankee Stadium estará restringido al 20% de su capacidad máxima debido a las regulaciones de COVID-19 el martes. El manager de los Yankees, Aaron Boone, dijo a los reporteros que ha dado instrucciones a sus jugadores para que "no se vean atrapados en todas esas cosas", pero los fanáticos en el Bronx disfrutarán de su primera oportunidad de abuchear a los Astros.

Marc Chalpin, un aficionado que se sienta regularmente entre las "Criaturas de las Gradas (Bleacher Creatures)" del Yankee Stadium, le dijo al Post que planea asistir a los juegos el martes y miércoles para abuchear a los Astros, diciendo" queremos que sepan que son un montón de tramposos y su anillo no significa nada".

"Como todos los fanáticos de los Yankees, estamos enojados", dijo Chalpin al Post. "Ese equipo de 2017 fue especial, y pudieron haber ido aún más lejos en los playoffs. No sé si lo hubieran ganado todo, pero descubrir que no lo lograron porque los Astros hicieron trampa lo empeora aún más. ... No solo hicieron trampa, no fueron castigados por ello. No enfrentaron consecuencias".

Los Astros, sin embargo, se han acostumbrado a las críticas de los equipos y fanáticos rivales. Fans en Anaheim les arrojaron botes de basura al campo el mes pasado durante un partido entre los Astros y los Angels en uno de los últimos indicios de que la ira por el escándalo de 2017 aún persiste.

"Nos abuchean en cualquier lugar", dijo el receptor Martín Maldonado dijo a los periodistas el domingo. "A nosotros, como equipo, nos encanta. Lo disfrutamos. Creo que saca lo mejor de nosotros. Salimos y sentimos que estamos jugando béisbol de playoffs en cada partido. No veo nada diferente si salimos y jugamos nuestro juego ".