<
>

Champions League, Capítulo 1: De Ter Stegen y el Real Madrid

play
Barça se robó un empate a cero en el regreso de Messi, gracias a un monumental Ter Stegen (1:36)

El Dortmund no dejó jugar al club blaugrana, mientras el arquero alemán salvó todo lo que le tiraban, incluyendo un penal. (1:36)

Comenzó la Champions League y lo hizo con nombres propios. Brilló Di María con un magnífico doblete en París al hundido Real Madrid, destacó el estreno de Edson Álvarez con el Ajax y también el doblete de Timo Werner en Lisboa… Pero se diría que fueron dos porteros, los de dos favoritos, los que se catapultaron al plano en casos enfrentados.

El Barcelona, tirando a muy discreto, presentó en Europa a Ansu Fati la noche en que reapareció, por fin, Leo Messi… Pero fue Marc-André Ter Stegen el gran (Ter Stegen detuvo su cuarto penalti en Champions) protagonista, atajando un penalti a Reus y con varias intervenciones milagrosas que evitaron la derrota del equipo de Valverde. Y si el alemán fue la cara, la cruz fue para Courtois, especialmente desafortunado en la meta del Real Madrid que cayó ante el PSG.

De hecho, el belga no tuvo fortuna en los dos primeros goles del campeón francés… Pero es que sus compañeros completaron un partido para el olvido, no solo perdiendo su primer partido del estreno del torneo desde 2006 sino, lo peor, encajando una goleada que deja al equipo muy señalado.

Gustaron el Ajax y el Napoli; se desmelenó el Salzburg, sorprendieron Slavia y Leipzig y decepcionó tanto el Tottenham como el Atalanta en su presentación, que se saldó con un atropello en Croacia. Esto no ha hecho más que empezar… Pero saltaron al escenario tanto las alegrías como las preocupaciones. Ya se sabe que se puede fallar una vez, pero dos quizá serían demasiadas.

GRUPO A

HUNDIMIENTO EN PARÍS. Tenía bajas el Real Madrid… Pero también el PSG, que no pudo contar con su delantera titular (Mbappé, Neymar ni Cavani) pero para nada los echó en falta, catapultado por un extraordinario y bigoleador Di María, quinto argentino que supera los 20 goles en el torneo, frente a un rival desnudo, al que se anularon justamente dos goles y en el que Courtois sufrió una noche para el (PSG sorprende y golea al Real Madrid) olvido, junto a un colectivo horrible y que sufrió una goleada tan inesperada como grave para su moral. La derrota merengue se produjo después de que el Galatasaray de Falcao no sacara provecho a su mayor dominio en Bélgica, conformándose con un empate que, de momento, le mantiene, de entrada, en segundo lugar.

GRUPO B

INSUFICIENTE. Dos goles en cuatro minutos parecieron suficientes para que el Tottenham, actual subcampeón, tuviera suficiente en Grecia… Pero en una (El Tottenham se conformó y dejó escapar la victoria en Grecia) segunda mitad tan furiosa como afortunada el Olympiakos, que ya había recortado antes del descanso, el resultado cambió hasta un empate que bien pudo ser, incluso, victoria local. La igualada en El Pireo se acompañó de una goleada sin brillo y cómoda del Bayern, al que (El Bayern debutó con goleada ante un rocoso Estrella Roja) se le anuló un gol de Coutinho… enchufado y decidido, nada que ver con el jugador triste que pasó sin nada que recordar por el Barcelona. El Estrella Roja no tuvo apenas nada que decir.

GRUPO C

LÓGICA. El Manchester City ni se despeinó para llevarse la victoria de Ucrania, con dos goles en la primera mitad que ya dejaron claro al Shakhtar de la imposibilidad de sorprender al equipo de Guardiola, siempre superior sobre el césped… Tal como lo fue el Dinamo Zagreb, con un doblete de Orsic en la (Atalanta fue goleado en el debut de Champions) primera mitad para convertir el estreno del Atalanta en una pesadilla sentenciada con la goleada que sufrió.

GRUPO D

RESURRECCIÓN MEXICANA. Hundido por los goles de Cuadrado y Matuidi, el Atlético se dirigía a un estreno horrible… Hasta que despertó en una bestial recta final, acortando distancias primero y empatando casi sobre la bocina gracias a un magnífico cabezazo de Héctor Herrera cerca del minuto 90 y que provocó que de la depresión se pasase a una obvia felicidad. El que empezó mal, de forma inesperada, fue el Bayer Leverkusen, sorprendido por el Lokomotiv de Moscú, que no (El Lokomotiv sorprendió al Bayer) dudó en aprovechar el regalo de Hradecky para el gol de Barinov.

GRUPO E

REVANCHA Y GOLEADA. Nueve meses después el Napoli disfrutó de una cierta revancha sobre el campeón, el Liverpool que en la última jornada de la fase de grupos de la pasada temporada le venció por 1-0 en Anfield para pasar a octavos y dejar en la calle al equipo italiano. El reencuentro fue dulce para los de (Napoli derrotó al campeón Liverpool en el debut de la Champions) Ancelotti, que por medio de Mertens y Fernando Llorente (no pudo tener mejor regreso a Europa) conquistaron una clara victoria que les empuja en este fenomenal estreno en el que tuvo participación activa el Chuky Lozano. El otro duelo del grupo, protagonizado por los teóricos débiles, vivió la mayor goleada histórica del Salzburgo en la Champions aplastando a un Genk al que ya vencía por 5-1 al descanso.

GRUPO F

SORPRESA Y DECEPCIÓN. El torneo comenzó en San Siro con un empate (El Inter tropezó ante una obra maestra táctica del Slavia) que, ya de entrada, lastra las opciones de un Inter que, sorprendido por el atrevimiento del Slavia, igualó en tiempo añadido para, al menos, sumar un punto que, de la misma forma, se repartieron en (El Barcelona se para frente al Muro amarillo) Dortmund el Borussia y el Barça, en un decepcionante, otro, partido del campeón español como (Barcelona, sin encontrar la brújula fuera de casa) visitante y que fue salvado por la excepcional actuación de Ter Stegen, quien evitó una derrota que sin ser quizá justa tampoco habría sido extraña.

GRUPO G

GOLPE ALEMÁN. Segundo partido grande del Benfica en la temporada y segunda decepción en Lisboa. Si hace un mes cayó en casa frente al Oporto, su estreno en Europa no fue para nada mejor, sorprendido por un Leipzig que guisó el partido en la primera mitad y lo remató en la segunda con un doblete de Timo Werner al que solo pudo responder Seferovic, insuficiente para evitar una derrota que le puede pesar en el futuro. Mientras, en Lyon, un penalti transformado por Depay evitó la que (Zenit empató de visitante con Lyon por Champions) habría sido grave derrota del Olympique frente a un rocoso Zenit que se había avanzado en el marcador.

GRUPO H

DEBUT GIGANTESCO. Si en Londres el Valencia aparcó su crisis institucional y deportiva (Valencia se impuso ante Chelsea con gol de Rodrigo) arrancando una fenomenal victoria ante un desafortunado Chelsea, Amsterdam presenció el que no pudo ser mejor debut de Edson Alvarez con el Ajax, autor de un gol para su equipo en la cómoda goleada (Ajax vuelve a ilusionarse en Europa con una goleada) sobre el Lille francés, sentenciada en la segunda mitad y que a la vista del juego habría podido ser aún mayor. Huérfano de sus estrellas de la pasada temporada (De Jong y De Ligt), el Ajax mostró que mantiene su buena estrella.