<
>

La multipropiedad sigue viva en el futbol mexicano

play
Grupo que compró al Atlas quiere equipos en varias partes del mundo (1:29)

John Sutcliffe declaró los nuevos propietarios de los 'Rojinegros' están interesados en expandir su marca en otros países parecido al modelo de Grupo Pachuca.. (1:29)

La multipropiedad se presentó de nueva cuenta en el futbol mexicano luego de que Grupo Orlegi adquirió a Atlas, empresa que también es dueña de Santos. Será la segunda situación en la Liga MX, pues Grupo Pachuca, además de los Tuzos tiene a León. Otro caso especial es el de TV Azteca, quien cuenta con Morelia, pero tiene el control administrativo de Puebla.

Decio de María, expresidente de la Liga Bancomer MX, dio a conocer en el 2013 que la multipropiedad llegaría a su final en el 2018, sin embargo, llegada dicha fecha Enrique Bonilla, en la Semana del Futbol Mexicano informó que un dueño podría tener máximo dos equipos, debido a que no hay inversionistas.

De las dos empresas que tiene dos escuadras en el máximo circuito, la primera en adquirir a su segundo conjunto fue el Grupo Pachuca, quien se hizo de León en el 2010. Desde ese año los Esmeraldas suman dos campeonatos de Liga; mientras que los Tuzos han sumado una estrella.

En el 2013 TV Azteca, propietario de Morelia, compró a Atlas, sin embargo, Monarcas y Zorros han estado más cerca del descenso que de los títulos en la gestión de la televisora, quien decidió vencer a los tapatíos previo al Apertura 2019.

La empresa del Ajusco se queda con Morelia como su único equipo, pero desde julio del 2017 tiene un control administrativo y supervisión deportiva de Puebla, equipo al que le adelantó el pago de los derechos de transmisión debido a los problemas financieros de la Franja.

Ahora Grupo Orlegi cuenta con Santos y Atlas, escuadra que le compró a TV Azteca. Alejandro Irarragorri, fundador de la empresa, sabe que la multipropiedad no es lo mejor para la Liga Bancomer MX, pero espera convencer a nuevos empresarios para que inviertan en el futbol y así cada dueño solo tenga un club.

“Creemos que el escenario de la multipropiedad no es lo ideal en una misma Liga, también entendemos que tenemos que reconstruir en muchos sentidos las estructuras del futbol mexicano para poder atraer otros inversionistas y demostrarles que puede generar valor a la sociedad, que puede generar valor a los accionistas y que puede generar orgullo, pasión, sueños y anhelo a la afición”, declaró para ESPN am.