<
>

Tensión en Barcelona con vistas al Clásico

play
Pep Guardiola hace un llamado a la comunidad internacional a intervenir en el conflicto en Cataluña (2:05)

El DT catalán considera que es un ataque a los derechos humanos la sentencia a los líderes independentistas. (2:05)

El Clásico que disputarán el 26 de octubre FC Barcelona y Real Madrid en el Camp Nou ya es motivo de máxima preocupación en Barcelona, donde el mismo día hay prevista una manifestación que se espera multitudinaria y que, se sospecha, afectará al partido, alrededor del cual se aumentarán, más si cabe, las medidas de seguridad. El club azulgrana, dijo a ESPN Digital una fuente autorizada de la entidad, se mantiene atento a los acontecimientos aunque descarta un posible aplazamiento del encuentro.

Las protestas que se multiplicaron el lunes tras conocerse la sentencia del Tribunal Supremo que condenó a penas de entre 9 y 13 años a líderes independentistas catalanes y que se saldaron con más de 130 heridos, siguieron, con menor intensidad este martes pero da por supuesto que el clima de tensiónpermanecerá en el escenario y que alcanzará el cénit el 26 de octubre, cuando las organizaciones independentistas se manifestarán en el centro de la ciudad en contra del dictamen judicial. La movilización no coincidirá con la hora del encuentro, que se disputará a mediodía, y facilitará el dispositivo de seguridad para el Clásico, aunque ya siendo considerado un partido de alto riesgo motivará que se extremen las medidas de seguridad alrededor del Camp Nou y que exista especial vigilancia para evitar posibles altercados, aprovechando el impacto mundial que tiene un acto de estas características.

El hecho que el Barcelona se apresurase el lunes en mostrar su contrariedad por la sentencia y que el Camp Nou se haya convertido en un escenario especialmente significativo donde se apoya la causa independentista durante los últimos años ha aumentado la preocupación con vistas al partido frente al Real Madrid, provocando que las fuerzas de seguridad preparen especialmente el dispositivo para la jornada, aumentando considerablemente los efectivos en toda la ciudad y desde primera hora de la mañana.

Un posible aplazamiento del partido, de todas maneras, está “descartado”, expuso la fuente consultada, atendiendo de entrada a que La Liga ya tiene cerrada su disputa con los diferentes operadores de televisión.

Mientras, atendiendo a la situación en Barcelona y a su propia postura como club, el Barça anunció este martes la suspensión de todos los actos institucionales previstos para los próximos días. De esta manera, la inauguración de la macrotienda en el centro de la ciudad que debía celebrarse el jueves y la fiesta por los 40 años de la inauguración de La Masía y la presentación de los equipos de la cantera prevista para el próximo lunes quedaron aplazados.