<
>

El desglose de la peor derrota de Tom Brady en su carrera

Ningún equipo ha ganado el Super Bowl después de perder un partido por 35 puntos durante la temporada regular

play
2:17

En la nueva división, Tom Brady encontró la competencia que no tenía cuando estaba en los Patriots

Pablo Viruega analiza la actualidad de Tom Brady, a quien le esta costando más trabajo brillar en los Buccaneers.

TAMPA, Fla. – No solo fue la peor derrota en la temporada para los Tampa Bay Buccaneers –contra los New Orleans Saints el domingo por la noche—fue la peor derrota en la carrera del mariscal de campo Tom Brady. Los Bucs para nada lucieron como el contendiente equipo de Super Bowl que del que se ha hablado a lo largo de la temporada.

De hecho, ningún equipo ha ganado el Super Bowl después de perder un partido por 35 puntos durante la temporada regular, de acuerdo a una investigación de ESPN Stats & Information. Cuatro equipos se han repuesto a una derrota de 30 puntos para ganar el campeonato, pero esas derrotas fueron en septiembre u octubre, ninguna tan tarde en la campaña como el descalabro de Tampa Bay.

¿Qué pasó? Muchas cosas…

A Brady le faltó juego profundo

La gran historia esta temporada fue que esencialmente Brady echó para atrás el reloj, mostrando que aún podía lanzar profundo, incluso a la edad de 43 años. Pero Brady terminó con cero pases completados de 5 intentos de más de 20 yardas, y 8-15 en pases de 10 o más yardas contra los Saints. No parecía que pudiese asentarse. Brady acabó con un QBR total de 3.8, su peor en cualquier partido desde que se rastrea el QBR en 2006. También fue la tercera ocasión en la carrera de Brady que lanzó al menos tres intercepciones sin una anotación, y la primera vez desde 2006.

La línea no pudo proteger a Brady

El jugador estuvo bajo presión toda la noche –en el 46.3 % de sus dropbacks en comparación con el 14.8 % en sus primeros ocho partidos. Completó solo seis de 16 pases cuando estuvo bajo presión. Los Saints hicieron la mayor parte de esto con habilidad atlético en lugar de cargas, confiando en el talento más que en la multitud de personal para poner nervioso a Brady.

En la captura de Trey Hendrickson en el tercer cuarto, los Saints cruzaron a David Onyemata y Malcolm Brown y Onyemata y Marcus Davenport fueron hábiles en la captura de Brown en el último cuarto. La comunicación es primordial con los linieros ofensivos cuando hay trucos, y deben estar en la misma página cuando se trata de sus responsabilidades. Con Donovan Smith jugando junto a Joe Haeg en lugar de Ali Marpet, quien se perdió el juego debido a una conmoción cerebral, no fue así.

Cuando los Saints comenzaron a ejecutar el blitz, Brady estaba 2 de 9 para 8 yardas con una intercepción.

Decisiones de jugadas

Los Bucs corrieron el balón un total de cinco veces –que incluye una en la que se arrodillaron- la menor cantidad de cualquier juego registrado desde que se llevan estadísticas individuales en 1933. Las cosas se salieron de las manos rápidamente, y debido a eso, los Bucs consideraron que debían abandonar la carrera. Pero no debieron, a menos de que la intención fuese que su mariscal de campo de 43 años fuese aplastado. Tenían que mantener un balance. El hecho de que el avance recto por en medio y desde la guardia derecha no funcionasen, no significa que esas mismas jugadas no podrían haber sido arregladas con algún movimiento en el centro o correr hacia el exterior. Los Bucs están en la parte inferior de la liga (32°) en el uso del movimiento en la jugada, y solo enviaron a un jugador corriendo por el backfield siete veces este año, siendo la última vez en la Semana 6. Los Saints lo hicieron cinco veces solo contra los Bucs el domingo.

Saints disfrazaron bien las coberturas

Los problemas de comunicación de los Bucs en la Semana 1 contra los Saints no fueron porque Brady estuviese en una nueva ofensiva. En muchas ocasiones Brady y su objetivo no estuvieron en la misma página y la lectura de la defensiva de Denis Allen no era atinada.

“Son realmente buenos y disfrazan bien”, dijo el entrenador Bruce Arians sobre la defensiva de los Saints el lunes. “Cambian después del snap, son buenos en pre-snap, post-snap cambiando el aspecto”.

En una jugada, Chris Godwin detuvo su ruta, 10 yardas de donde Brady la lanzó, ya que la formación previa al ataque era Cover-2. Pero la cobertura terminó siendo Man-2 (con dos profundos en cobertura de zona y cobertura de hombre debajo) lo que altero la ruta. Lo mismo sucedió con Scotty Miller en tercera y 3, ya que los Saints mostraron un aspecto de Cover-2 previo al ataque, pero terminaron en cobertura de hombres.

Los Bucs se alejaron de su identidad defensiva

Cuando se le preguntó sobre la estrategia, Arians señaló, “el plan de juego era tratar de jugar más por zona y mantener a nuestros cuatro hombres en casa”. Error. Los Bucs se establecieron en la temporada con una carga pesada, con el estilo cara-cara de Todd Bowles. Pero en lugar de apegarse a ello contra los Saints, se echaron para atrás y jugaron por zona, presionando con cuatro o menos. Tenía algo de sentido contra Brees, quien completó cinco pases de 20 o más yardas esta temporada.

Los Bucs necesitaban estar activos en la línea de golpeo, con sus esquineros presionando e interrumpiendo el tiempo de las rutas de los receptores, sin darles tanta protección, ya que Brees es un mariscal de campo de ataque rápido y depende de las rutas a tiempo. Sí, sus esquineros jugaron mucho, con la ofensiva yendo a tres y fuera en las primeras cuatro posesiones, y la cobertura de jugadores puede dificultar las cosas en un grupo de esquineros y cansados, pero Carlton Davis, Jamel Dean y Sean Murphy, son esquineros de presión. Pedirles que jugaran una cobertura de zona cuando la presión no llegaba al pasador, fue una receta para el desastre.

La joven secundaria de los Bucs fue superada

Hubo confusión defensiva. En la primera serie de los Saints, hubo una falta de comunicación entre Murphy-Buting y Dean que llevó a Tre’Quan Smith a estar abierto para un touchdown de 14 yardas. Dean, quien estaba comenzando por fuera por segunda semana consecutiva, también fue puesto en patines por Emmanuel Sanders en una anotación de 12 yardas.